Feb
14

El bellísimo riesgo de amar

By Isra Garcia  //  Aventuras, Relaciones humanas, Vida  //  7 Comments

el bello riesgo de amar

Siempre he pensado que si amas a una persona (o si amas lo que haces), eventualmente conseguirás la felicidad. O al menos, tus posibilidades de acercarte a una vida completa, realizada y con significado, serán mucho más altas si pones tu corazón y toda tu pasión en ello. Buenas noticias para los no creyentes: la pasión, como el amor intenso, irracional, chispeante, que te revuelve el estómago y hace una bola de papel con tus pensamientos y arrojándolos a la papelera, existe, créeme. Todos hemos estado ahí alguna vez ¿Me equivoco? ¿Cuando fue la última vez que perdiste los papeles porque estabas enamorado? (o porque te apasiona lo que haces).

Seguro que hay gente que ama pero nunca sabrá lo que es el amor. Un amor que no te comprime el pecho y se adueña de tu materias gris no es un amor.

Hey, no dije en ningún momento que amar (o apasionarte) significaba no tomar riesgos y ser vulnerable. Nunca dije que en esto no hay desventajas, inconvenientes, obstáculos y sufrimiento.

Historia real: cuando se acabó una de las historias de amor más intensas que haya vivido en mi vida. Mire a esta chica a los ojos y le dije: “es okay, ahora es una gran putada, pero dentro de 1 año, quizás menos o quizás más, conoceré a otra ‘chica de mi vida’ como tú y me volveré a enamorar perdidamente. La ilusión del amor (y de la pasión) está dentro de una personas, si la posees y la entiendes, podrás amar (y apasionarte) cuando desees. Sucederá.”

“¿Sí?” dijo ella. “¿Qué sucede si no funciona como tu dices?” preguntó con tono irónico. Mi respuesta: “Fácil, te buscaré allá donde estés”. Nunca más sentí la necesidad de volver a encontrarla.

Al final, lo que predije era verdad, al final.

Con amor, no somos nada y sin la irracionalidad y el riesgo del rechazo o desencantamiento, no podría haber amor. Por lo tanto, sin ese riesgo de sentir no somos nada.

Pd. Feliz cumpleaños Saray.

Photo credit: Amarand Agasi.

  • Bueno, son fases en la vida. Hay amores que sustituyen a otros y más recomendables para la salud. Ciertas decisiones te pueden costar caro cuando te das cuenta tarde. Pero si es cierto que siempre hay algún amor que funciona como un motor en tu vida. En mi caso son mis hijos.
    Saludos

  • Es genial que muestres tu lado más humano y vulnerable, Isra.

    Si no arriesgas, no ganas. También puedes perder, claro.

    Pero si no haces nada, qué aburrido es todo esto, ¿verdad?

    Nos vemos el lunes en #InternetCambiaTodo 4 🙂

  • Ese es un motor altamente potente.

  • Exacto Jorge, encuentra el riesgo antes de que éste te encuentre a ti. Hasta el lunes.

  • Pingback: colibri33()

  • Mar Segura

    El Amor de pareja es condicional, aunque tomada por decisiones irracionales. Si se materializa deja de ser un amor utópico y quimérico.
    El resto de #amores como el del trabajo si es tu pasión, como el de las personas que admiras más allá de una razón lógica (amor platónico) o como el de la familia son AMORES INCONDICIONALES. Pero en esta bendita locura de #amar no hay verdades absolutas, como tampoco amores forever. Estos cambian con el tiempo y con las circunstancias. Lo que ayer me enamoraba, hoy ya no. Y viceversa.

    Un saludo, Isra.

    M@r :))

  • El amor es grandiosamente desbordante.

Google+