Patrones que te convierten en un agente del cambio

By Isra Garcia  //  Cambio, Habilidades, Mapmakers  //  4 Comments

patrones de agentes del cambio

A menudo quedamos maravillados por gente que cambia las cosas y sobresale. Básicamente personas que consiguen cosas extraordinarias o que se mueven extraordinariamente en situaciones comprometidas.

No es necesario ser famoso o un rockstar para ser un agente del cambio. El cambio está en cada una de las personas que habitan en el mundo.

Un agente del cambio se ve a través de los ojos de quien ve más allá de la influencia, prestigio, premios o popularidad.

Patrones del cambio

Hay ciertos patrones que se repiten en los agentes del cambio:

  • No necesitan permiso, lo obtienen.
  • Se adueñan de su trabajo y firman su propia voz.
  • Sobreviven en la incertidumbre.
  • No trabajan para todo el mundo.
  • Son atrevidos e intrépidos.
  • Lideran entre la masa.
  • Sobresalen de ellos mismos, no del resto.
  • Buscan extrañas maneras de pensar y actuar.

Cómo potenciar tus patrones de agente del cambio

Esto podrían ser tres eficaces maneras de hacerlo:

No encajes, sobresal

Frecuentemente, buscamos similaridades en un esfuerzo por encajar en el trabajo, con la familia, con los padres de tu novia, en el club de marketing o el el equipo de baloncesto. Sin embargo, un agente del cambio se hace a si mismo cuando aceptar sus diferencias.

Una vez encuentres aquello que te hace diferente, concéntrate en ello. Para ser un agente del cambio no necesitas cambiar quien eres, necesitas llegar a ser más quien eres tú.

Rescata tu estado único

A estas alturas deberías conocer tus fortalezas, pero en un entorno cada día más demandante y afilado, una fortaleza se vuelve un estándar, lo cual te empuja a ir más allá. En lugar de potenciar tus fortalezas, buscas y mejora en aquella única habilidad que podría hacerte único.

No busques en tu especialización profesional o habilidad como orador público. Céntrate en por ejemplo, tu capacidad para ilusionarte e ilusionar a las personas de tu alrededor, tanto que puedas alinear a tu entorno bajo esa ilusión – misión.

Llegados a cierto punto, todo el mundo puede escribir, dará una charla o ser consultor. Lo que quizás no todo el mundo pueda hacer es hacerlo de manera que proporciones perspectivas totalmente nuevas, divertidas y disruptivas.

Moldea tu esencia

Cuando cambias las cosas de tu alrededor (incluido a ti mismo), el mundo quiere más de ti. Esto sucede en todos los ámbitos de la vida. Si puedes aprender pronto a articular esa habilidad para revolucionar tu trabajo, sobresaldrás increíblemente.

Cada cosa que dices o haces crea lo que eres tú, cada acción, palabra y resultado. Acompaña esto de elementos como marca, colores, tipos o slogans que completen el círculo de lo que transmites. No hablo de una cita famosa, hablo de un tipo de comunicación que pueda englobar toda tu esencia a su alrededor.

Un agente del cambio se hace a si mismo, esto no se hereda o se obtiene mientras estás en la cuna, se crea desde dentro hacia fuera.

Photo credit: noqontrol.

  • Me encanta el post. Voy a compartirlo. Un abrazo Isra.

  • Delfina García

    Capacidad para ilusionar… Me gusta.

  • No sé si serán patrones, pero hay dos cosas por las que se reconoce fácilmente a un agente del cambio: es una persona que fluye y brilla…

    @empleopositivo

  • Pingback: Coaching | Annotary()

IG - LA AGENCIA

Libros de Isra

This is IG

isra-standout

Stand OUT Program

Speaking

Entrevistas / TV

Aventuras

Archivos

Google+