El sufrimiento ocurre cuando piensas

jueves, Abr 15

La vida ocurre cuando prestas atención a darte cuenta de los pensamientos para entonces dejarlos marchar sin oposición.

¿Qué haces cuando piensas? Acabas pensando más.

¿Qué pasa cuando acabas pensando más? Acabas confundido.

¿Qué sucede cuando estás confundido? No sabes hacia donde ir, decidir se vuelve complejo.

¿Qué sucede cuando no sabes qué hacer? Te paralizas, no te mueves, el miedo aparece.

¿Y qué pasa cuando te quedas petrificado por la aparición del miedo? Que sufres ante la idea de enfrentarte al día.

¿Y qué sucede cuando el día se vuelve inaguantable? Que tu vida se vuelve un drama.

Vaya, qué lejos hemos llegado, piénsalo, todo empezó solo por pensar.

darte cuenta de los pensamientos

El desperdicio de pensar

Cuando piensas solo piensas, no puedes ver tus pensamientos uno a uno para darte cuenta que la mayoría de ellos son solo chatarra, ruido o como en Zen los llaman, pensamientos errantes. Esos pensamientos deambulan por nuestra mente esperando a ser elegidos y atendido con una buena cantidad de atención, cuando esto sucede, nos fijamos en pensamientos diminutos y los alimentamos con nocilla, ganando protagonismo, para acabar convirtiéndose en un “tema importante”..

Sin embargo, cuando escribes sobre esos pensamientos, cuando hablas en voz alta sobre ellos, cuando los grabas en vídeo o en audio, y te permites verlos desde fuera más tarde. Es entonces cuando con una valoración más ecuánime, puedes darte cuenta de los pensamientos que transitan por tu mente de forma descontrolada. Entonces, puedes darte cuenta que es solo algo que pasaba por allí. Consecuentemente, si tú no hubieras prestado atención, hubiera pasado como pasan los jilgueros por tu ventana mientras andas concentrado en la tarea más importante del día, ni siquiera te das cuenta de que están allí, a veces escuchas sus sonidos, y otras ni siquiera te fijaste en ello.

Atribución imagen: David Santos Febrero.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ENTRADAS RELACIONADAS

Cómo obtenerlo todo

Cómo obtenerlo todo

Empieza por abrazar el vacío. Intenta llegar vacío. Empléate a fondo para no poseer nada. Haz lo que sea para andar ligero. Menos ropa podría ser una opción. Quita esa losa de tu espalda llamada expectativas. Deja las suposiciones en la mesita de noche justo al...

leer más
¿Dónde está “yo”?

¿Dónde está “yo”?

¿A quién proteges cuando no hay un “yo” que defender? A nadie, bien, entonces ya puedes marchar en paz. ¿A quién hay que cuidar cuando no hay un “yo” que alimentar? A nadie, bien, ahora ya puedes preocuparte por los demás. ¿A quién hay que salvar cuando no hay un “yo”...

leer más
Todo es uno

Todo es uno

El concepto de unidad unifica la luz y la oscuridad, el bien y el mal, el Ying y el Yang, la ratificación y la contradicción... Hoy todo funciona, mañana algo ocurre y casi nada vuelve a ser igual. Tu marca es la número uno en el mercado, mañana aparece un nuevo...

leer más

PRÓXIMOS EVENTOS

¡No hay eventos!

¿QUIERES MÁS? SÍGUEME

BUSCAR SACUDIDA

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

suscríbete a mis chispazos especiales (blog)

Si dejas tu email en esta casilla, cada mes recibirás todo lo mejor que pruebo, hago, encuentro, utilizo, aprendo y descubro. Además de recibir recursos de alto rendimiento, superhábitos, habilidades núcleo, marketing de impacto y ultraproductividad.

Pin It en Pinterest

Compartir esto