Poder ver más allá de lo que ves

lunes, Oct 19

Cuando empiezas a ver, te das cuenta de cosas que no pensabas que podrían ser de la forma que estás viendo. Cuando ves sin protecciones (ego), sin opacidad (juicios o creencias limitantes) o sin lentes graduadas (expectativas sesgos o trivialidades), y empiezas a ver de forma natural (con ecuanimidad), esto es algo de lo que podrías darte cuenta:

¿Herido? No puedes ser herido, porque no eres tan importante como crees.

¿Auto-saboteado? No necesitas castigarte, no hay nada que puedas hacer ni bien ni mal.

¿Preocupado? No sabes tanto como para preocuparte.

¿Pierdes? No has ganado lo suficiente como para fracasar.

¿Perezoso? No vives tanto tiempo como para esperar a que algo aparezca.

¿Insatisfecho? No vas lo suficientemente rápido como para retroceder.

¿Destrozado emocionalmente? No hay apego al que apegarte, no hay sensación a la que darle relevancia.

poder ver las cosas como son

¿Hundido mentalmente? No tienes las razones necesarias para conseguir que pierdas.

¿Perdido espiritualmente? No hay camino, ni ruta ni meta ¿cómo vas a perderte?

¿Roto físicamente? No hay tanto dolor para que sufras tanto.

¿Desamor? No posees a nadie como para reclamarlo como tu propiedad.

¿Aterrorizado? No eres tan valiente como para tener miedo.

¿Frustrado? No eres tan grande como para considerarte tan pequeño.

Todas estas situaciones y enfoques, no requieren que reacciones, te resistas o luches, solo requieren ser vistas, entendidas y aceptadas.

Poder ver es poder ser visto

Una vez te das cuenta de que no puedes perder, arriesgar no es nada peligroso. Cuando ves que nada puede aterrorizarte, ser valiente no es algo que anhelas. Cuando sabes que no puedes ser herido, no le das relevancia a qué tan importante eres.

Ver te permite ser visto, y ser visto posibilita ver lo que no podías ver al estar demasiado ocupado tratando de captar las miradas; ver con una comprensión clara.

Poder ver cambia el impacto que creas en ti mismo (automarketing) y en los demás. Ver de esa forma te hace imparable.

Atribución imagen: gapingvoid.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ENTRADAS RELACIONADAS

Por qué cada día es el primer día de mi vida

Por qué cada día es el primer día de mi vida

Aquí estoy un día más - por eso voy a intentar ejemplificar cómo vivir cada día de tu vida como si fuera el primero y el último a la vez... Empiezo un nuevo día. Como si fuera el primero (o el último), cuando empecé a escribir en un blog. Excepto 3.463 publicaciones...

leer más
Los 15 pilares maestros que sostienen mi existencia

Los 15 pilares maestros que sostienen mi existencia

Ayer compartí los pilares maestros que desde hace años vienen dando forma a la vida que vivo. Los expuse por primera vez en el último taller online que lideré, son los que considero los 15 factores de éxito de Isra García. Es la primera vez que los explicaba tal cual,...

leer más

PRÓXIMOS EVENTOS

¡No hay eventos!

¿QUIERES MÁS? SÍGUEME

BUSCAR SACUDIDA

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

suscríbete a mis chispazos especiales (blog)

Si dejas tu email en esta casilla, cada mes recibirás todo lo mejor que pruebo, hago, encuentro, utilizo, aprendo y descubro. Además de recibir recursos de alto rendimiento, superhábitos, habilidades núcleo, marketing de impacto y ultraproductividad.

Pin It en Pinterest

Compartir esto