El coste en ilusión: cancelan el reto CMH Heli-Ski

el coste de la ilusiónEs oficial, había esperado hasta último momento para poder cerrarlo, confirmarlo y comunicarlo. CMH, creador, impulsor y sponsor de lo que iba a ser mi aventura / reto para este 2014, cancela todo el proyecto #CMHHeliSki.

La historia

Esto sucedió aproximadamente el 2 de enero. Ese día recibí una llamada de Dani Maza (un gran profesional del esquí, el mismo que iba a ser mi profesor y preparador durante estos dos intensos meses de entrenamiento y acondoicionamiento). Dani me explicó que recibió un email el día 31 de diciembre por parte del responsable de marketing del grupo CMH (organización especializada en Heli Skiing y deportes y aventuras relacionados con la nieve, y que hasta ese momento eran mis sponsors) explicando que por motivos comerciales debían cancelar el programa.

Resumiendo, de repente, los objetivos y parece ser que estructura del departamento de marketing habían cambiado y la acción de marketing que suponía #CMHHeliSki dejaba de ser un objetivo de la compañía, por lo tanto carecía de sentido seguir con la campaña. Así que desafortunadamente, cancelaban el reto. Hasta aquí todo bien, si sólo piensas en tus propios intereses, objetivos, presupuesto, coste de oportunidad, ilusión, recursos, marca y tiempo invertido. Deseo pensar que si piensas en que existe una otra parte que ha depositado esto, tu profesionalidad, confianza, coherencia, excelencia y trato con las personas y clientes te empujaría a manejar el asunto con un gran índice de responsabilidad, empatía y brillantez. Tristemente no fue eso lo que ocurrió.

Un tremendo coste (en ilusión)

Cuando Dani me transmitió la noticia, la sensación que sentí fue como si estuviera trabajando en un proyecto anual – que previamente cerramos y acordamos hace varios meses – y entonces llega tu cliente, ese que había apostado por ti, el mismo que había venido a la puerta de tu casa a buscarte para formar parte de este increíble, excitante e intenso viaje. El mismo que precisamente tenía tanta prisa por lanzar la campaña de marketing anunciando tu participación en el reto y que por supuesto, tu hicieras lo mismo e utilizaras tu marca, tus armas, tu audiencia – y lo que fuera – para hacerlo llegar a cuantas más personas mejor. Ese, sí claro, el mismo que hoy te dice que el proyecto en que llevas 4 meses trabajando con su consentimiento ya no tiene sentido, que los objetivos han cambiado y ya no pasan por ahí. Consecuentemente, el trabajo realizado desde mediados de Octubre hasta día de hoy, dejan el amargo sabor de boca de no haber servido para nada. Sin embargo, ahora viene la mejor parte, no vas a recuperar tu tiempo, los proyectos, eventos, viajes y oportunidades que rechazaste por realizar este proyecto / aventura. Esto no me quita el sueño, lo que si lo hace es el coste de oportunidad en ilusión, expectativas y sueños. Con eso, amigos de CMH, no se juega.

Normal es extraño

Todo esto pasa después de haber cancelado 2 veces la programación que tenía programada para empezar a esquiar tanto en noviembre como en diciembre y a falta de 10 días para viajar a Formigal. Lugar donde tendría lugar mi preparación. No han sido pocos los amigos, conocidos y lectores que se han preguntado si e dos meses tendría tiempo suficiente para realizar esta aventura. Francamente, también me lo pregunté, teniendo en cuenta que nunca me había enfundado un esquí.

Ignorando el mapa que no existía

Cuando esto sucedió hace unos días, verdaderamente quedé perplejo y algo tocado. No podía creer que esto estuviera ocurriendo, quizás tampoco quería creerlo. Así que intenté trabajar para cambiar el resultado junto a Dani, que era quien pertenece a CMH y actuaba como interlocutor entre las dos partes. Pensaba que podría arreglarlo y defenderlo, esta fue mi manera de reaccionar al cambio, resistencia. Pronto, al día siguiente, me di cuenta de que esta no era mi lucha y que debía dejar marcha un control que no estaba bajo mi control, por lo tanto era paradójico tratar de controlar algo que no estaba a mi alcance. Además de que por experiencia profesional cuando “supuestamente” marketing ha adoptado una postura que tiene que ver con objetivos y presupuestos, en la mayoría de los casos, el afectado no puede revertir la situación. Eso si, siempre desde el respeto y confianza en que la razón que ellos han ofrecido ha sido la verdadera.

Había seguido el mapa y me había llevado a ningún sitio. No me equivoco cuando digo que nunca deberíamos seguir el mapa de otros, porque en ese momento deja de ser tu mapa y habitualmente no te lleva donde quieres ir.

Personas, ante todo

El martes pasado recibía la contestación final de CMH a través de un correo de Dani. En el correo leí una frase que realmente me marcó, donde decía que sería muy bueno que si ya tenía mi agenda organizada siguiera con ella y fuera a aprender a esquiar por si al próximo mes decidieran llevarlo a cabo. Bueno, creo que sobran las palabras. Es bueno ser diplomático, pero cuidado al serlo no vayas a dejar atrás la consideración, empatía y respeto por las personas y entonces te conviertas en un cretino. Algo diferente a la diplomacia.

El peor marketing que existe

Cuando trabajo para marcas, organizaciones, agencias e incluso para mi mismo y el resto del equipo que me rodea, siempre partimos de una premisa que lo cambia todo: el mejor marketing que existe y que a menudo pasamos por alto o lo sobrevaloramos. Consiste en mantener tus promesas. Por lo tanto y lógicamente, el peor marketing que existe consiste en incumplir tus promesas y una vez lo has hecho, no poseer la dignidad y vulnerabilidad de hacer algo importante para solucionarlo llegando a una situación win / win.

Este es precisamente la clase de marketing que he podido comprobar aquí. No necesita descalificaciones, trucos sucios o ser un cabrón. Simplemente, rinde cuentas a la belleza del resultado, algo que por mucho que lo disimules o disfraces, lo escondas o lo trates de manipular emocionalmente, siempre estará ahí. Una marca u organización – así mismo como las personas – es tan importante y potente como las promesas que hace y mantiene. Esto es lo que el mercado y el cliente potencial percibe.

Voy a ir más allá, ni siquiera busco un win / win. Mi naturaleza me hubiera impedido seguir colaborando con una organización con este tipo de valores. Pero pienso que se podría haber evitado este mal trago. A veces una simple llamada pidiendo disculpas sinceras (sin peros, ni buscando responsables o parloteos baratos), admitiendo el error, la falta de planificación, la incoherencia en los objetivos marcados y la incongruencia en la estructura y recursos asignados, eso es suficiente. Confío en que esto ayude cómo aprendizaje para que la próxima vez se pueda evitar este tipo de incidente.

Apoyo total también a mi amigo Dani, puesto que esto le afectado a él también como profesional en su calendario de trabajo y coste de oportunidad.

Un paso al frente

Respecto a mi, bueno, obviamente no viajaré a Formigal, gracias a CMH por la consideración, pero ya he perdido el tiempo, ilusión, ganas y esfuerzo suficiente en esto como para seguir haciéndolo. Pero – y esto es un gran pero – algo que me preocupa mucho más, ya lo he hecho perder a personas como tú que leen mi posts, siguen mis aventuras en Twitter, Gooogle+, Instagram, Facebook o Youtube. Te pido disculpas por la atención que hayas destinado a esta iniciativa, no me excuso en organizaciones que no cumplen sus promesas, no presentan hechos y menos entregan resultados, no. Doy un paso al frente de nuevo y tomos responsabilidad por lo que me importa. Tú.

¿Mapa?

Eso mismo me pregunto. De momento me quedo sin aventura / reto para 2014, la gente de mi alrededor, amigos y servidor, habíamos depositado nuestras ilusiones en esto y estábamos tan cerca que ahora no me apetece pensar en que próximo lío me voy a meter. Está claro que algo pasará, siempre pasa algo. Así que lo que haré será de disfrutar del “mientras pasa algo”. Los amigos de CMH se llevan un buen montón de ilusión junto con sus objetivos de marketing.

Photo credit: marsmettn tallahassee.

  • Manolo de Haro

    Como se dice en estos casos, ánimo y pa lante !!
    Imagino el chafón que esto ha sido para ti, pero como bien terminas diciendo, ALGO PASARÁ! déjate fluir . Abrazo

  • OscarSVQ

    Haces bien en denunciar el trato, quizás el no entrar dentro de sus objetivos este evento haga que pierdan visibilidad en otros por falta de credibilidad.

    Mucho ánimo Isra y a por el próximo que ambos sabemos que vendrá pronto, fuerza!

  • Laura Segovia Miranda

    Por si algo te sirve, no me interesa tanto tu reto, como el camino que haces y la experiencia compartida. Así que me quedo con que lo cuentes y cómo lo cuentas. Si te da por comerte 20 bananas seguidas, pero a mí me enriquece tu punto de vista, me sirve. Eso hacemos por ejemplo algunos escritores: contamos historias cotidianas que pasarían sin pena ni gloria, pero la mirada, la observación, el foco… eso lo cambia todo.
    Te doy el pésame por tu ilusión muerta, pero el vivo al bollo, ya nos contarás a dónde te lleva tu mapa. Un abrazo

  • Gracias Oscar. No creo en la gente que no se posiciona, hacer eso para mi sería un suicidio. Gracias por estar ahí, seguimos.

  • Gracias. Al final no es lo que hubiera podido ser, sino lo que te llevas debajo el brazo – y transmites.

  • David Valero Garcia

    Hola Isra,

    Lamento lo ocurrido, una decepción siempre es desagradable y necesita su tiempo de reposo, pero seguro que estás en ello, y más seguro aún que sacarás algo de todo esto.

    Cada vez estoy más convencido de que las cosas ocurren por algo, y esto “huele” a eso. El 2014 acaba de arrancar, y quien sabe que puede estar esperando.

    ¡¡Un abrazo muy fuerte!!

  • @Javi_Lopz

    Vaya tela!!! Hay que tener mucha cara para soltar esto “sería muy bueno que si ya tenía mi agenda organizada siguiera con ella y fuera a aprender a esquiar por si al próximo mes decidieran llevarlo a cabo”. Esto es como el “ya te llamaremos”.
    En fin, tranquilo que la decepción se pasa en unos días. ¿Cómo era aquello? Ah, sí… seguimos!!!
    Abrazos Isra!!!

  • Gracias Javi.
    Como decía, todo es solucionable, hasta lo que no tiene solución.
    Sí, seguimos.

  • Gracias David, desde luego, algo pasará, siempre pasa.
    Gracias por estar ahí y por el apoyo.

  • Guest

    Ayer mi agenda me regaló este mensaje al pasar la página de la semana en la agenda… modo reconstrucción on yaaaaa 😉 http://instagram.com/p/jHW91YkWqB/

  • amsanzlo

    Ayer mi agenda me regaló este mensaje al pasar la página de la semana… ¡modo reconstrucción on yaaaaaaa! 😉 http://instagram.com/p/jHW91YkWqB/

  • Gracias por el mensaje Amparo, es muy bueno. Seguiremos.
    Lo que te destruye te construye.

    El 14/01/2014, a las 13:52, Disqus escribió:

  • Muchos ánimos Isra, como bien dices siempre pasan cosas y si de alguna cosa estoy seguro es que este año tú no te quedas sin reto, ya verás! Y después pensarás que todo lo que ha pasado ha sido por un bien.

    Fuerza!

  • Escucha tu voz.

  • David Peralta

    Mucho ánimo Isra. Una puerta se cierra y otra se abre. Está claro que no te merecían.
    Un saludo.

  • Gracias por el apoyo David.

  • Gracias Enrique.

  • Gracias por el impulso y apoyo Jordi. Seguimos.

  • Gracias Manolo, gracias por el apoyo continuo. Disfrutaremos de la incertidumbre.

  • juan belmonte

    Seguro que el próximo reto será aun mayor y te reportará una gran satisfacción, a por el siguiente mapa! Saludos.

  • Gracias Juan.

  • Nacho Bernabeu

    Una puerta se cierra…y al menos otra se abre. Ese es el verdadero aliciente para hacer algo que nos haga feliz. #keeppushing

  • Isabel

    Bueno es el consuelo típico de mi madre, pero como las madres son sabias aquí te lo dejo, si no ha salido es que no tenía que ser y algo mejor te esta esperando fuera. A mi me reconforta, espero que a ti también. GO

  • Gracias por el GO Isabel, gracias también a tu madre por el consejo.

  • Exacto Nacho, una se cierra, 1 millón se abren. Seguimos. Gracias por el apoyo.

  • Karma

    Bueno ellos se comprometieron a hacer algo contigo que finalmente no se ha producido.

    Esto me recuerda a que tú también te comprometiste a ser profesor del Máster en Marketing Digital de Fundesem y así aparecía en el programa. Al final por otros compromisos en tu agenda, fallaste a tu palabra y jugaste con la ilusión de alumnos que veían en ti un profesional y modelo a seguir y que tu presencia era un motivo de peso para cursar el máster.

    Igual que tú tuviste otros compromisos en tu agenda, que supongo que argumentarás como inevitables ellos tienen ahora otros objetivos.

    Moraleja: No hagas lo que no quieras que te hagan.

  • Estoy totalmente de acuerdo con lo que dices.
    Sin embargo, en relación a ejemplo que planteas. Tengo dos puntos que añadir:
    1. Por exactamente lo que dices: “no juegues con la ilusión, esfuerzo, tiempo y trabajo de otros”, nunca confirmé 100% que fuera a dar clase, desde que tuve la propuesta en mis manos siempre dije que no podría comprometerme, dependería de las fechas. Pero claro, comunicar eso no vende ni interesa, lo que siempre interesa es incluir a alguien en tu programa para hacerlo más potente y poder vender más.
    2. Me ofrecí a dar una jornada / taller / conferencia antes de que acabara el curso. Sin embargo argumentaron “que no había fechas libres”. Cuando cualquier día – con planificación – se puede organizar. Lo sé por experiencia.
    Una cosa es lo que nos dejan ver y sentir y otra lo que sucede e impacta. Espero que sirva y tenga sentido. Gracias por el aporte y por la oportunidad de expandir tu enfoque.

EL PODCAST

WEB SERIES

IG - LA AGENCIA

LOS LIBROS

Google+