Menu
Browsing articles tagged with "motivacion archivos - Isra García - blog sobre marketing, transformación digital, productividad, innovación, estilo de vida, excelencia, autenticidad, economía disruptiva, cambio, disrupción personal y profesional, incertidumbre, liderazgo y comunicación más allá de social media, human media."
Sep
4

Lunes perpetuo

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  No Comments

Cada día es lunes. Este fue uno de los mensajes clave ayer en el segundo día del Programa de Excelencia para personas en desempleo en Alicante.

Hoy no es día de lamentaciones, excusas o miedos. Tampoco es momento para apenas demasiado.

cada día es lunes

Cada día es día de acción.

Día de final de la Copa Mundial.

Cada día es concierto multitudinario.

Cada día es el instante en el que debes entregarlo todo.

Es día de ganarte tu existencia en el mundo.

Cada día es el día de paga vacacional.

Estamos ante un evento que sucede todos los días donde el artista y el protagonista eres tú. Y donde se requiere de tu ingenio, talento y magia.

Es el día de la final.

Hoy es el día más importante de tu vida, y mañana, y pasado y al otro, al siguiente, y así cada uno los días que vivas.

Cada día es lunes, no solo día de empezar a moverte, sino hacerlo de forma consistente, eficiente y con vista a los siguientes días, porque tendrás que darlo todo para cerrar una gran semana. Pero adivina, cuando acabes volverás a empezar, volverá a ser lunes y tendrás que repetirlo de nuevo, por eso, cada día es lunes, y debe serlo.

Cada día es un nuevo comienzo.

Cada día es una nueva vida pero con lo que ya acumulamos del día anterior, de la vida anterior si prefieres.

Y cada día es una nueva oportunidad de encantar, maravillar, fascinar, sorprender, curiosear, interesar, provocar, inquietar, incomodar, crecer, percibir, sonreír, amar, comprometerte.

Cada día es lunes

Es una vida extra. Es un nuevo poder, un nuevo intento.

Cada “lunes” es una oportunidad de llegar a un punto donde no haya retorno. Donde actúes como una persona poseída por el Diablo de Tasmania.

Esto que enfrentas hoy, y cada día, es la posibilidad de atacar el día sin piedad.

Cada día, en siete años llegarás a un sitio, ¿Qué pasará cuando llegues si no te has preocupado de poner empeño en todo lo que eres capaz de crear en un solo día?

La mejor forma de lanzar tu vida por la borda es confiar en el destino y esperar que todo funcione.

No necesitas dejarlo al azar, tu vida puede ser una grandiosa elección diaria.

Puedes elegir donde quieres, la llave están los pequeños pasos que das a diario.

Tienes el poder. El impacto y tienes el control.

Hoy, pon la presión sobre el día, y sobre ti mismo.

Sé la persona que ataca.

Y no te detengas.

Cada día es lunes. Hoy también.

Es día de vaciarte.

Atribución imagen: Ampersand72.

Ago
24

La enfermedad de esperar

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  1 Comment

Casi todo el mundo está infectado con la enfermedad de esperar.

Esperar a estar listo, a que sea el momento perfecto, hasta que sientas el compromiso necesario, a que llegue la oportunidad que mereces. Esperar a que llegue el amor, a que tus finanzas se arreglen y vuelvas a estar en números positivos, esperar a que algo suceda. Sí, esperar al fin y al cabo.

Eso no es más que la muerte de tus sueños. Es la muerte de todo lo que siempre has querido ver materializado en tu vida.

Esperar a tener el dinero suficiente. A perder peso. A activar tus relaciones familiares, a lanzar tu negocio en amazon, a que alguien te enseñe cómo crear una gran vida. Esperar a recuperarte del trauma o vencer la negatividad que hay en ti.

Tienes que estar dispuesto a hacerlo con miedo, con preocupación y con duda.

Estoy tan preocupado que no sé si debería moverme“.

Muévete igualmente.

Hoy es el día que paras de esperar

La enfermedad de esperar

Mejor morir saltando que permanecer en el filo del precipicio rezando para obtener el coraje que te ayude a saltar.

No vamos a esperar, vamos a hacer lo que tengamos que hacer. Porque cada vez que lo haces, obtienes las mismas consecuencias, un retorno, un resultado. Una recompensa.

Ve y tómalo. No huyas más.

Ve y toma ese aprobado en el examen de conducir.

Ve y toma esa información que te ayuda acceder a un nuevo nivel en tu especialidad.

Tienes que ir y hacerlo.

Nelson Mandela lo hizo, incluso aunque no sabía si estaba bien hecho.

Mahatma Gandhi lo hizo sin saber si era lo adecuado.

La Madre Teresa de Calcuta lo hizo, sin buscar afirmación o confirmación si estaba en lo cierto o no.

Martin Luther King también lo hizo, incluso sin saber si pasaría antes de que su vida acabara.

Lo que resulta interesante es que cuando te comprometes y tienes la valentía de empezar a hacer lo que sientes que debes hacer, podría no ser perfecto, pero lo increíble es que sabrás cómo hacerlo mejor y mejor hasta lograrlo.

Atribución imagen: Vadim Timoshkin.

Ago
23

Tic, toc, tic, toc

By Isra Garcia  //  Estoicismo  //  No Comments

Se acaba el tiempo.

Esto es lo que tienes entre tus manos, un disparo, una bala, y ya está. Porque al final acabarás como el resto, incinerado y esparcido en algún lugar, o enterrado en el cementerio.

No hay forma alguna de que hagas que el tic-toc del reloj pare de contar.

Tic, toc.

Se acaba el tiempo

La cuenta atrás no se va a detener por nada en el mundo. Los días son finitos, como los años, como la vida misma.

Hay personas que llegarán a los 32.850 días (90 años), algunas a los 36.500 días (100 años), otros vivirán 21.900 (60 años), incluso otros pocos llegarán a mucho menos: 7.665, 12.755 o 17.155. En mi caso, voy por 13.432 días y sigo contando, pero no sé hasta cuando. ¿Y tú, sabes cuándo acabará tu vida?

Muy seguramente, la respuesta es no.

Se acaba el tiempo

Lo que sí sabemos, es que un día todo acabará.

Para ti, que estás aquí y estás leyendo esto… Vuelve al camino que debes andar, vuelve a vivir, vuelve a sentirte vivo, vuelve a empujar, vuelve a lanzarte, vuelve a arriesgar, vuelve a perseguir el miedo, vuelve a intentar, vuelve a fracasar, vuelve a hacer lo que no se espera de ti. Y vuelve a maravillarte, vuelve a sonreír, vuelve a amar-te, vuelve a descubrirte.

Vuelve ahora.

Y si no has vuelto porque no has llegado todavía, entonces es el momento de empezar y no detenerte ni un segundo más. El tiempo de perder el tiempo se acaba aquí, ahora mismo. Empieza una nueva etapa, la de hacer que cada segundo cuente.

No luches contra el tiempo, fluye con él. Acompaña cada minuto que pasa con lo mejor de ti, hazlo con todo lo que tienes, porque es todo lo que tienes.

Cuánto más pronto entres al juego, y vuelvas a él cuando te quedes fuera (porque te saldrás), mejor vida podrás llevar.

Más sana y rica.

Más fuerte e inteligente.

Mejor.

Corre, porque se acaba el tiempo.

Atribución imagen: Holguer Prothmann.

Ago
17

Allá a lo lejos – donde nadie alcanza

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  No Comments

Hay tanta que gente que pasa por la vida dejando las cosas al azar. Tantas personas que prefieren esperar a que algo suceda. Y tantos profesionales que deciden que la reacción de forma a sus resultados… Muchos de nosotros hacemos lo justo para pasar el filtro, dejando el resto a alguien que venga y lo remate.

Esa mentalidad es lo que nos lleva a considerarnos fracasados. Si piensas que hace el trabajo bien hecho es suficiente eso es que todavía vives en el año 2005.

Es crítico que sepas lo importante que es vaciarte. Darlo todo. Ir más allá, sobrepasar el límite.

sobrepasar el límite...

Hacer las cosas de esa manera es lo que fuerza a que el mundo te preste atención.

Cuando miras a los ojos a alguien, puedes saber si está dando un 30, 50, 60, 75%. Rara vez me encuentro con personas que dan el 150%, algo que brilla en sus ojos. Cuando las encuentro me doy cuenta de que poseen una actitud dispuesta a ir lejos, arriba y más allá de lo que se espera de ellos.

Tendrás que sobrepasar el límite

Cuando recorres ese kilómetro extra (excelencia) fuerzas el resultado inédito. ¿Sabes qué es lo que te separa de llegar a este punto? Tu inhabilidad para reconocer que tienes el control de ese último y definitivo empujón que te lleva a sobrepasar el límite. Entonces te ves en control de depositar un gran esfuerzo en algo que otros reconocerán.

Sí. Tienes que ir así de lejos. Tienes que estirar tu capacidad de esfuerzo. Si la extiendes más allá de la media, sin tú buscarlo, tendrás las miradas sobre ti. Harás que la gente diga “Fascinante, este/a hombre/mujer es el candidato ideal para el trabajo, mírale, es mucho mejor que cualquiera, mucho más preparado, dispuesto y determinado”.

Lo que está en juego aquí es el recorrer el kilómetro extra, el sobrepasar el límite. Los 10 kilómetros extra de carrera, las 15 series extra en el gimnasio, los 30 minutos extra satisfaciendo al cliente. Hablamos de cómo de limpia está tu casa cada día cuando sales para el trabajo, lo limpio que está tu puesto de trabajo, y no solo eso, el organizar el de otros. Va sobre ir más allá en tu vida y en la de otros, y hacerlo porque puedes.

Toma el control

Todo esto es tomar el control, y no dejar las cosas en el aire. Es una habilidad, no algo con lo que naces como un don. Es excelencia pura, es algo que aprendes, que practicas, y con el tiempo, sí, puede convertirse en un gran superhábito.

Sobrepasar el límite no es una habilidad núcleo que tú o yo poseemos de forma automática. Tienes que ganarla, adivina cómo…

Tienes que ir más allá.

Hasta el fondo.

No escatimar.

Desgastarte.

Quedarte sin respiración.

Abandonar.

Si quieres ganar, tienes que ir a por ello, siendo capaz de arriesgarlo todo. Hacer todo lo que puedas, aunque no esté a tu alcance. Cada vez, cada día.

Es lo único que te hará destacar.

Atribución imagen: Chris Ford.

Ago
8

Atraviesa el muro

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  No Comments

Golpea la pared.

Adivina, vas a golpearte contra con una pared, duramente. Vas a chocar contra un muro de titanio. Es una gran noticia, porque significará que has decidido llegar así de lejos.

La mayoría no llegará nunca al punto donde sufran semejante golpe. Porque no están ni preparados, ni decididos, ni dispuestos a golpearse contra nada.

Pero espera, no importa, porque todo el mundo acaba estampado contra una pared, tarde o temprano. Quieras o no quieras, te golpearás contra el muro. En la vida, en el trabajo, en las relaciones, con el dinero, con amistades, con el dolor, la pérdida, las esperanzas o quién sabe qué más.

Vas a golpearte contra la pared. Nadie está exento de este hecho, ni siquiera tú.

Golpea la pared

Hay un periodo donde chocarás más que nunca. Te cuento cómo funciona, cuando las cosas van realmente bien, cuando empiezas a despegar, crees que tienes el control, pero no es así. Es solo la vida que está jugando contigo. Las cosas te van bien, estás animado, motivado, te confías, y de repente…

¡Zas! Chocas contra la pared. Una que deja a la gente atontada de por vida, a otra aturdidas y a otra se la lleva para siempre. A otras las desanima tanto que ya nunca más levantan cabeza.

El muro es doloroso. Nadie quiere hacerlo.

Bien, pues esta es mi sacudida para ti:

Ve y golpea la pared

Tanto como puedas y tan duro como puedas.

Algunos elegirán retroceder y no volver a golpearla. Sin embargo, hay un pequeño número de todos nosotros que cuando golpean la pared dicen “espera, debería haber atravesado esa pared”. Este tipo de persona rechaza rendirse. No importa el dolor producido al colisionar. ¿Cómo es eso? Ese tipo de personas saben algo, golpear la pared es necesario.

Así que esa persona volverá una y otra vez a intentarlo, día tras día, oportunidad tras oportunidad. Y si continúa haciéndolo, esto es lo que sucederá: tumbarás la pared o la traspasarás, y entonces conseguirás algo sin precedentes. Un gran avance tecnológico, innovación, descubrimiento científico, una nueva capa de consciencia, entrar en el subconsciente, dominar tus impulsos, ser tu propio maestro…

Entonces el mundo te dirá: “vamos a ayudarle. Admiramos ese tipo de tenacidad. Vamos a echarte una mano”.

Lo que en realidad ha sucedido es que, durante el proceso te has convertido en una persona imparable. Si aguantas, si sigues, si resistes, si perseveras, y golpe tras golpe, choque tras choque, continúas, si pasas por encima de ese muro, no habrá nada que pueda detenerte.

Si consigues llegar al otro lado, tendrás una mirada diferente, una donde todo el mundo sabrá que eres imparable.

Ve, golpea la pared, hasta que caiga.

Atribución imagen: Michael Shaeen.

Ago
2

Cómo conseguir un objetivo a largo plazo

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  No Comments

Cuando empiezas algo y persigues un objetivo a largo plazo, el primer paso es estar animado, motivado y entusiasmado. Dices cosas como “genial“, “voy a hacerlo“, “la voy a partir“. Entonces das un paso, otro y otro, y de repente tu narrativa cambia “mierda, esto es demasiado complicado, no sabía que se dificultaría tanto“.

El optimismo y confianza que tenías al principio empieza a decaer.

cómo conseguir tu objetivo a largo plazo...

Pierdes la meta porque pierdes el foco

Lo que ha sucedido aquí es que perdiste de vista el objetivo a largo plazo, entonces se fue desvaneciendo.

Se desvaneció en tu memoria, en tu corazón y en tu espíritu. Entonces la pasión se resecó, por eso detuviste toda esa corriente de tareas diarias que te estaban ayudando a conseguir tus objetivos.

Por lo tanto, empiezas a racionalizar: “quizá es cierto, no puedo hacerlo“, “quizá no quiero hacerlo“, “quizá esta meta no es para mí, demasiado alta“. El resultado es el abandono, permites que se escape, y te conformas con lo que tienes.

Te conformas con el statu quo, con el camino fácil. Conformidad pura; “bueno“.

No.

No hagas eso.

Porque perderás el control sobre tu vida.

¿No me crees? Bueno… Si no compruebas tu concentración a diario. Si no dejas de ir de un sitio a otro distraído, si estás continuamente esperando a que aparezca algo nuevo para fijarte en ello. O si continuas probando todo todo el tiempo. Si no dejas de decir “sí” a todo. Y si continúas haciendo caso a las quejas de cualquiera, si sigues haciendo lo que todo el mundo te dice que debes hacer. Perderás tu vida.

El objetivo a largo plazo debe estar en tu mente y en tu alma

Así que, sea lo que sea lo que quieras hacer, incrusta en tu mente esa meta a largo plazo, y grábala a fuego en tu alma.

Piensa día y noche sobre ese objetivo a largo plazo. Escribe sobre ello, habla sobre ello. Márcalo en tu calendario, o píntalo en la pared de tu casa. Sin embargo, y más importante, haz algo para acercarte cada día un poco más.

Quiero que ese objetivo a largo plazo esté tan incrustado en tu mente que nunca lo pierdas de vista. Nunca.

Y esas pequeñas tareas, proyectos, y objetivos a corto plazo con los que tienes que lidiar, todos ellos necesitan guiarte hacia una victoria estratégica. Ganando el juego a largo plazo.

Empieza a trabajar un plan para llegar allí, y minimiza todo lo demás. Necesitarías una misión bien clara primero.

¿Entonces? ¿Todo lo demás que llegue a mí? ¿Qué hago con todo eso?” Fácil, decir “no”.

Haz las cosas de forma intencional. Muévete en la dirección que debes ir.

No atajos, no ayudas, no manuales, solo requiere tiempo.

Enfócate en lo que sabes hacer. Sé lo mejor que puedas. Invierte tiempo. Paga el precio que debas pagar. Eventualmente, la magia empezará a suceder.

Haz algo que te mueva cada día hacia ese objetivo a largo plazo. Eso es lo único que puede mantenerla a flote. No importa lo pequeño o insignificante que pueda parecer el paso, dalo.

Hazlo, haz que suceda, porque ese gran objetivo no se va a alcanzar solo.

Está todo en ti.

Atribución imagen: Simon James.

Jul
22

Visualiza, así será tu vida…

By Isra Garcia  //  Lifestyle, Mapmakers  //  No Comments

Las personas solemos decir estupideces como “cierra los ojos, visualiza conmigo… Prosperidad, abundancia, éxito, felicidad. Si te enfocas lo suficiente en esas palabras, las atraerás y serán tuyas“. Espera, la visualización sigue: “Imagina, dentro 5 años, dentro de 10 años, o dentro de 20 años…

¿En qué casa quieres vivir? ¿Qué coche quieres conducir? ¿Con qué personas quieres compartir el resto de tus días? ¿Qué deseas poseer? ¿Cuánto dinero quieres tener en la cuenta del banco?

Cierra los ojos, imagina tener una casa en las afueras de la ciudad con una piscina, gimnasio, pista de tenis, jardín, jacuzzi, sauna y ascensor. Además de unas vistas increíbles. Tener un Ferrari F50, un Aston Martin y una Harley Davidson. Poseer una cuenta bancaria con más de 50 millones de euros“.

Para.

Ya has soñado suficiente. Ya has imaginado suficiente.

Cierra los ojos y visualiza tu vida ideal...

La otra visualización

¿Por qué no lo hacemos de otra forma?

Cierra los ojos, viaja hasta dentro de 20 años.

Imagínate no haciendo nada. Sin cambios, te ves igual que te ves hoy.

  • ¿Cuántas veces te divorciaste?
  • ¿Cuál es la relación con tus hijos? ¿Con tu familia?
  • ¿Qué sucede cuando tu madre te mira a la cara?
  • ¿Cómo te sientes contigo mismo?
  • ¿Qué hay de esa gente que te dijo que abandonarías? ¿Y esa que te dijo “te lo dije”?

Abandonaste tus sueños. Te volviste perezoso. Creaste una visión y pensaste que se volvería realidad, y no fue así.

Cierra los ojos.

¿Qué te parece esta visión alternativa?

Si te parece bien, solo tienes que hacer una cosa, seguir viviendo la vida que vives ahora mismo.

En cambio, si al pensarlo sientes miedo, y preocupación, genial, estás donde quería tenerte. Cambia hoy.

¿Y si no lo consigues? No importa, porque al menos tendrás dignidad, amor propio y respeto por ti mismo. Porque al menos entraste a luchar, el menos luchaste, te empujaste al cuadrilátero y dijiste “me alegro, porque a pesar de haber perdido contra alguien que era mejor que yo, lo di todo“. Puedes vivir con esto, pero no con no dar todo lo que tenías.

Cierra los ojos, sí, claro, y así no necesitarás enfrentarte a la verdad.

Atribución imagen: D’Arcey.

Jul
13

Cómo motivarte a ti mismo y que eso genere un gran impacto

By Isra Garcia  //  Actitud imparable, Podcast  //  No Comments

Respuesta: automotivación.

Una manzana no puede crecer sin las pepitas que contiene dentro. Los tomates no crecen fuertes si no usas una estructura de cañas que sirva como instigación para aguantar su peso al cultivarse.

Lo mismo sucede con cómo usamos la motivación. ¿Ese entrenador de fútbol incitando a su equipo en el vestuario al terminar la primera parte del partido? No hay forma alguna de que un jugador se motive si no posee automotivación. El cambio sucede dentro.

automotivación cómo usar la lmotivación que importa - Isra Garcia

¿Y la motivación que sucede con un buen líder o con Josef en nuestro microMBA Inconformistas, con los profesores de SOP o con las dinámicas de PEIG? La teoría es la misma. Tu preparación para la próxima presentación, la voz que escuchas en tu cabeza cuando dudas, el conocimiento que te lleva a tomar decisiones, el resultado de las acciones que realizas. Todo eso acaba siendo la versión futura de ti mismo.

Motívate

La clave que trato de establecer aquí es, que solo es posible motivarte a ti mismo, la automotivación. El desarrollar superhábitos, estándares y habilidades núcleo internos que te ayuden a impulsarte allá a lo lejos, a fuego lento, pero a fuego. Sin embargo, parece haber muchas dudas de que esto sea posible, principalmente por el mercado de autoayuda y motivación que hemos construido. Parece que estamos alejados de marcar la diferencia, sobre todo cuando te encuentras solo ante un proyecto, solo en un departamento, o aislado de un buen liderazgo, o preguntándote qué hacer ahora. Nos han hecho creer que la semilla, y la pepita, se planta fuera para que crezca dentro, eso es tan improbable como que una cereza nazca sin hueso.

Toda la motivación es automotivación, antes o después. El desafío y la oportunidad está en encontrar las fuerzas externas que nos ayuden a crear las fuerzas internas. 

Automotivación: cómo automotivarte tú solo – Disrupt Everything #88

De eso va este nuevo episodio de podcast, de dejar atrás la motivación para empezar a creer, hacer aparecer y practicar la automotivación, en ti mismo primero, y luego, si es posible, en los demás.

Es un episodio que grabo después de la experiencia “cambia vidas” que viví el pasado miércoles en Ibiza, el resultado del trabajo interno que floreció a través de varios factores que se dieron en la meditación sónica que vivimos. Son alrededor de 45 minutos de instigación contra lo que significa motivarse hoy en día, y lo que necesitamos en realidad para poder tener nosotros el control de los que nos pertenece, el resultado de nuestra vida y nuestro trabajo.

automotivación cómo usar la lmotivación que importa - Isra Garcia

Escucha directa

Índice de contenidos

  1. Intro: por qué la automotivación en lugar de la motivación.
  2. Dependencia en la motivación externa.
  3. Un momento especial.
  4. Qué nos motiva a tomar acción.
  5. Algo sobre estar motivado.
  6. No es sobre motivarte.
  7. La motivación es finita.
  8. Automarketing.
  9. Obsesión.
  10. “Ve y hazlo“.
  11. Nadie excepto tú.
  12. 86.400 segundos.
  13. Fin.

Recursos:


Escucha, descarga, suscripción

Escúchalo y suscríbete via iTunes, Spotify, Google Play, Ivoox, Castbox FM, Player FM o RSS. Incluso puedes acceder al canal de vídeo y visualizar las series web…

disrupt everything podcast RSS
Disrupt everything podcast iTunes
disrupt everything en spotify - Escucha disrupt everything en Spotify
Disrupt everything podcast series by Isra Garcia  en Google play
Escucha Disrupt Everything en Ivoox
pt Everything en CastBox FM

También puedes escucharlo directamente desde la página principal del podcast.

Atribución imagen: Milan Goldbach.

Jul
9

Tocarás fondo

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  No Comments

Y acabarás en lo profundo del abismo.

Algo muy interesante sobre lo que significa estar vivos es que no es fácil conseguir lo que deseas. No es fácil hacer algo épico, crear un legado, cambiar tu historia, lanzar un negocio que funcione, ser un gran creativo o publicista o vivir el sueño que persigues.

La otra cosa más interesante todavía es que no puedes ganar siempre.

Acabarás en lo profundo del abismo

Seguro.

En lo profundo del abismo

Hay un punto, en algún momento, donde la fortuna va a decidir golpearte. Algunas veces, quizá la mayoría, de forma suave. Sin embargo, llegará un día donde te golpeará brutalmente. Sin piedad.

  • La persona que amas no te ama, o te abandonará – o morirá.
  • Te despiden del trabajo de tu vida. O te despiden justo en el momento más dulce, o que más lo necesitas.
  • No encuentras trabajo (aquí la solución), llevas meses en el paro, años ya. Tienes que volver a casa de tus padres, pedir ayuda para comer.
  • Te detectan un tumor cerebral.
  • Un familiar o mejor amigo muere en un accidente de tráfico. O pierdes a casi toda tu familia en una tragedia.
  • Pierdes toda tu fortuna por una estafa, o una mala apuesta en negocios.

Hazte una idea de todo lo que va (o puede) suceder.

Va a haber un punto en tu vida en el que vas a caer a lo profundo del abismo.

Estarás paralizado.

Te preguntarás “¿Por qué?”. Bien, ese por qué puede destruirte por completo. Cuando te preguntas “¿Por qué yo?, ¿por qué no otros?” estás cometiendo un suicidio emocional.

Te dices, “Si soy una buena persona…”, “nunca hice nada malo para merecer esto”, “¿por qué la vida me golpeó tan duro?” Tengo la respuesta:

Porque eso es vivir. La vida es injusta. Caprichosa. Incontrolable.

Tocar fondo es el principio de una vida digna

Pero escucha esto otro, una vida gloriosa no se mide por los días en los que el sol brilla, sino por los días que pasas en la oscuridad. Los días de tempestad. Y si no puedes absorber esto último, nunca te encontrarás con lo que es la victoria.

A veces, como principio del caos, es necesario que las cosas se destruyan para que otras nuevas se construyan.

A veces, tendremos que andar por el camino más infernal, para llegar al lugar más celestial.

Tienen que haber malos días, tienen que haber días oscuros. Y tienes que rendirte a ellos.

Porque eso es justamente lo que te hará fuerte, cuanto más los enfrentes, más resistente todavía. Quizá llegue un día donde seas inmune a todas estas desgracias, pero no ocurrirá sin antes haber tenido que haber caído en lo profundo del abismo en muchas ocasiones.

Una vez te des cuenta de que en lo más profundo del abismo hay la misma luz que en el sol, entonces, no dejarás de emerger.

Nunca verás el propósito de la tormenta hasta que veas el crecimiento que causó.

Nunca entenderás por qué fuiste a través de lo que pasaste, hasta que veas la fuerza, el poder, la resiliencia, persistencia y estoicismo que se ha cultivado dentro de ti.

Nos vemos pronto, en lo profundo del abismo.

Atribución imagen: Mark Seton.

Jun
29

Mi debilidad

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  No Comments

Soy estoico, sí, pero no acepto que soy lo que soy y que eso es lo que estoy condenado a ser. Acepto mi debilidad hoy, sí, pero no mañana

Mi debilidad como Isra García

No.

No acepto eso.

Estoy luchando por ser lo que sé que soy capaz de ser.

Estoy resistiendo. Insistiendo. Empujando. Esforzándome.

Me regocijo en mis propias debilidades para poder cambiarlas, pararlas, transformarlas.

Algunos días gano, otros pierdo, pero a diario me levanto y vuelvo a la carga, y siempre que lo intento, avanzo un poco más.

Dentro de cada día, a veces encuentro gloria, a veces derrota, otras veces gracia, algunas desgracia, o incluso a veces, no encuentro nada. Y ante eso, lo que tengo claro, es que mi actitud y mentalidad deben permanecer impasible, imperturbables a cualquier suceso o resultado que encuentre. Porque sé que lo importante es encontrar el placer en mis acciones.

Soy mi debilidad y mi fortaleza

Así que cada día me encontrarás preparado para lo que tenga que venir, unos pocos días me encontrarás rendido y desanimado, claro, podría ser. En cambio, la mayoría de los días me encontrarás con los puños cerrados listo para asaltar el día, preparado incluso para perder el combate. Es esa actitud imparable de colocarme al frente cada día, hacia el desafío, hacia la aventura, hacia la incertidumbre, hacia el riesgo, hacia el miedo, hacia la muerte, lo que realmente me hace seguir y sentirme imparable cada día. Es mi debilidad, pero al mismo tiempo es mi fortaleza.

Y cuando lo hago, cuando me coloco en la línea de fuego cada día, lo hago con todo lo que tengo. Todo. No escatimo jamás. Porque eso es precisamente lo que hace que cada día supere cada una de mis debilidades, miedos, inseguridades o defectos.

Y eso es amigo, o amiga, lo que me ayuda a empujarme a ser un poco mejor hoy de lo que fui ayer.

Mi debilidad.

Atribución imagen: Looker Media.

Jun
25

Déjame salir

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  No Comments

La mayoría de personas paran cuando fallan, eso es lo que creo que hace que dejemos de creer en nosotros mismos. Son los momentos en los que hay que dejarlo salir.

Piénsalo, todos hemos fallado en algo. No es eso lo que define a un ser humano en todo su esplendor, sino la convicción de que va a continuar fallando en lo que haga y eso no importará, porque va a seguir. Este tipo de mentalidad es la herramienta más poderosa que puedes usar.

Sin embargo, dependerá de cómo la usas. Tiene que haber algo ahí adentro que te motive a actuar y pensar así. No es fácil ser golpeado y continuar, lo admito, hay días que duele más que otros, lo ves cómo un total de golpes. Y además cómo una maldición (o bendición) algo aparece después de ser golpeado, que me dice “continúa”.

dejarlo salir

Sobre dejarlo salir

Así que, no podrás recular, claro que no. No podrás, si estás aquí para dar rienda suelta a tus sueños, ver nacer tus visiones, materializar propósitos, tangibilizar tu pasión o llevar a cabo aquello por lo que estás aquí. Todo lo contrario, tendrás que permanecer erguido, inamovible, y en lugar de ir para atrás, tendrás que empujar para adelante.

Sea cual sea la adversidad, es solo un signo de que algo importante está punto de dar a luz. Estás a las puertas de esa luz tan esperada. No me importa si tienes 30, 40, 50, 60, 70, 80 o 16, sé que hay algo dentro de ti instigando. Algo dentro de ti que quiere romper las cadenas, salir y vivir.

Hay algo en ti que necesita ser alimentado. Que necesita ser electrificado. Que necesita luz. Hay algo dentro de ti gritando “déjame salir”. Pues bien, permítete dejarlo salir en toda su grandeza.

Deja que salga lo que tenga que salir, eso no será más que una genial manifestación de lo que eres.

Atribución imagen: Chapendra.

Jun
18

Vale la pena

By Isra Garcia  //  Actitud imparable  //  No Comments

Sí. Vale la pena.

Dime algo

¿Cuántas veces has pensado en dejar de luchar por crear una mejor vida?

¿Cuántas veces pensaste en que no tiene sentido hacer más de lo que haces porque no te va a llevar donde te gustaría llegar?

¿Cuántos sueños has tenido que abandonar?

¿Cuántas cosas que valían la pena has dejado marchar sin ni siquiera intentar perseguirlas con todas tus energías por un tiempo prolongado?

Incluso para algunos de vosotros… ¿Cuántas veces pensaste en acabar con tu vida?

La vida es insostenible, podría ser. No hay salida, o al menos eso parece. O es casi imposible lograrlo, o eso piensas.

Ya, lo sabemos, pero vale la pena.

Vale la pena luchar

Vale la pena resistir.

Apretar los dientes.

Deslizarte entre el riesgo.

Danzar con el desconcierto.

Abrazar la idea de que podrías morir cualquier día como hoy.

Merece la pena

Vale la pena creer en ti, en otros y en algo más grande que todos nosotros, en este mundo en el que vivimos.

Sí.

Vale la pena darte una oportunidad, y también a esas personas que choca contra todo lo que tú representas.

Merece la pena reunirte contigo mismo, entrenarte cada día contra la adversidad e intentar coordinar lo que está en la palma de tu mano.

Pienso que vale la pena sobresalir, ya ni siquiera de ti mismo, sino sobresalir dentro de ti.

Estoy convencido de que merece la pena intentar hasta morir, nunca darse por vencido mientras valga lo que estimes.

Vale la pena hacer el bien, no importa lo que cueste. Incluso ignorando la creencia de que un día el universo te recompensará.

Merece la pena rodearte de gente como tú, adelantarte a la sorpresa y a las expectativas.

Es fácil ser imparable cuando todo funciona, cuando no hay recibos que pagar, cuando tienes un gran jornal todos los meses, cuando la gente te apoya, cuando el doctor te dice que estás “limpio” o cuando todo el mundo te aplaude.

Sin embargo, la persona imparable no se mide por ninguno de esos momentos, sino por cómo se enfrenta a la crispación, a la desesperación, a la parálisis, a la perturbación, a su peor versión y al más profundo de sus miedos.

Vale la pena continuar, créeme.

Atribución imagen: hehaden.

Jun
15

Cada segundo debe contar

By Isra Garcia  //  Liderazgo, Mapmakers  //  No Comments

Pues haz que cuente.

El mayor veneno que hay dentro de cada uno de nosotros, es el arrepentimiento.

Todos tenemos sueños, objetivos y aspiraciones que siempre hemos querido lograr. Sin embargo, por alguna razón no era el momento, no teníamos el dinero suficiente o nos faltaba experiencia.

Nunca es el momento adecuado.

Nunca tendrás la experiencia suficiente.

Siempre te faltará dinero.

De repente, un día te das cuenta y tienes 70 años, estás tratando de correr detrás de tu nieto, y ves que apenas puedes moverte. Eso no es lo peor, sino todas las veces que te repites “ojalá me hubiera lanzado” o “desearía haber tenido la valentía de por lo menos intentarlo”. Eso sí duele, porque es lo que no haces lo que te pesará mañana.

Haz que cuente ahora

¿Quieres ir por la vida siendo la versión de ti mismo del 70%? ¿O quieres ser la versión del 150%?

Haz que cuente

Voy ahorrarte esa irreversible derrota. Bueno, en realidad vas a ahorrártela tú, a ti mismo. Porque eres tú quien tiene que ser consciente sobre aprovechar cada instante que pase por tu vida, aunque sea de refilón.

Tienes que hacer que cuente. Debes hacer que cuente. Cada segundo tiene que contar, y tiene que contar porque no puedes dejarlo escapar sin más.

Algo va a pasar que no esté en el guión y te va a desmontar en pedazos. Una persona va defraudaste y eso te va a doler, incluso a perjudicar. Haz que cuente.

Tu negocio va a pasar por aguas muy turbulentas. El trabajo que tienes podría no ser el soñado. Haz que cuente.

Tu sentido/propósito de vida va a estar oscurecido por las tinieblas. La muerte va a llegar – así como nuevas vidas. Que cuente por favor.

Sea lo que sea, no acepto excusas, pleitos, victimismo o gimoteos. Debes hacer que valga la pena.

No podemos evitar ser victimizados, pero podemos evitar ser la víctima.

Hoy es el día, tiene que serlo.

Haz cada minuto legendario. Debes hacerlo.

Jun
1

Autodisciplina diaria

By Isra Garcia  //  Alto rendimiento, Habilidades  //  No Comments

Una pequeña historia – y sacudida – sobre la autodisciplina diaria.

Estoy en Argentina, en Buenos Aires. Hace unas horas que estuve con unos clientes comiendo después de un taller sobre marketing de impacto y una consultoría sobre ultraproductividad. En medio de la comida, en la conversación, el gerente me pregunta:

“Isra, ¿cuál es la serie que más sigues estos días?”, “ninguna” respondo.

El director general pregunta: “¿Viste Power?”, “absolutamente no” es mi respuesta. Entonces, vuelve a preguntar “¿Y Juego de Tronos?”, “no, en absoluto” vuelvo a responder. Y así con cuatro o cinco series más.

La razón es simple, en mi caso; estoy obsesionado con moverme tanto como pueda en un mismo día, hacer tanto como pueda, vivir tanto como pueda, caer tanto como pueda, aprender tanto como pueda, mejorar tanto como pueda. Y lograrlo va solo sobre la autodisciplina diaria.

Una historia sobre la autodisciplina diaria

Sobre la autodisciplina diaria

Quizá no estés donde se suponía que debías estar, no porque no tengas el talento, sino porque no tienes la autodisciplina que necesitas.

Hay dos tipos de personas, la persona que dice: “voy a esperar hasta que sienta que deba hacerlo, entonces lo haré”. Y luego está la otra persona, la que dice: “voy a hacerlo para después ver cómo se siente y qué sucede”. Una nunca conseguirá nada porque todavía estará esperando a sentir el momento exacto para moverse. La otra persona dirá: “No, necesito moverme, sea como sea, luego ya sentiré el movimiento”.

Muchas veces pensamos que una vida épica ocurre un soleado viernes tarde, cuando los planetas se alinean, y algo revolucionario ocurre, así por arte de magia.

Pregunta a quien quieras una gran vida no está creada por una revolución, sino por la evolución diaria. Lo que haces cada día es mucho más importante que lo que haces una vez cada mes. Lo que haces cada día es tu vida en miniatura. Es decir, tu vida está creada por cada día que vives. Lo que hagas en la próxima hora creará tu futuro.

Entonces, si puedes atesorar y aprovechar cada cupón de 24 horas tanto como mejor puedas, si lo consigues, el resto de tu vida se ocupará del resto. Sin embargo, eso solo será posible aplicando la autodisciplina diaria tanto como puedas.

Pd. ¿Quieres empezar a practicar la autodisciplina cada día? Aquí hay dos oportunidades: una es el microMBA Inconformistas, y la segunda es Stand OUT Program. Si resuena, contacta conmigo aquí, con el asunto: “autodisciplina diaria”.

Te espero al otro lado.

Atribución imagen: See-ming Lee.

May
25

El dolor es inevitable, pero la miseria no

By Isra Garcia  //  Cambio  //  No Comments

El dolor es como el placer, inevitable. Si buscas placer, entonces el dolor será ineludible.

Personas con abundancia económica, personas pobres. De Estados Unidos, Laos o Dinamarca. No importa la nacionalidad, sufrirás.

Veinte, cuarenta, cincuenta, sesenta o cinco años, no importa cuantos años tengas, acabarás dañado.

Aston Martin, McLaren, Peugeot 106, Citroen o Bugatti, da igual que coches tengas, experimentarás el dolor.

No conozco a nadie que pueda escapar ese sufrimiento, ni siquiera Buda, Sócrates o Mandela. ¿Conoces tú a alguien?

Elimina el placer y elimina el dolor y la miseria

Cómo manejar el dolor – y la miseria

Sin embargo, sí podemos hacer algo al respecto. Podemos aprender a manejar el dolor. Porque el dolor es inevitable, pero la miseria es opcional.

Cuando todo está sobre ti, piensas que no hay forma de controlarlo, es entonces cuando es fácil que la espiral se desmadre.

Sientes que tienes el mundo sobre tus hombros.

No conseguiste esa promoción.

Los negocios que pensaste que funcionarían, no lo hicieron.

Tienes menos oportunidades de las que imaginabas.

No te contratan.

No eres tan bueno como pensabas.

Estás fuera del equipo titular, o el equipo no cuenta contigo.

Tu empresa va a la deriva.

Cada vez más y más recibos impagados.

Cuando esto sucede, la cosa más fácil que puede ocurrir es sumergirte en el dolor y en la miseria que va con ello. Es más fácil mentirte y permitir que la negatividad te defina.

Evítalo, cada vez que algo así llegue, repítete: “Esto forma parte de vivir esta vida que estoy viviendo. Es un intercambio justo por todo lo otro que me llevo. Esto que me sucede a mí, le sucede a otras muchas personas, o peor. Son momentos que siempre van a estar ahí, no me definen si yo no lo permito”.

Toma el control de lo que puedes controlar.

Para de ser una víctima.

Es en ese momento que tomas el control, cuando el dolor se intercambia por otro ruido que trata de distraerte. Y la miseria entonces desaparece.

Atribución imagen: Lien C. Lau.

May
20

Esto es ganar

By Isra Garcia  //  Liderazgo, Mapmakers  //  No Comments

Éxito. Vencer. Triunfar. Tener éxito. Todo acaba aquí, ganar.

¿Cuál es el significado de ganar para ti? Piénsalo. Y cuando respondas… ¿cuál es el significado que debería tener en realidad?

ganar

Ganar…

Dar un paso al frente cada día.

Enfrentarte a las molestias que sientes, una y otra vez.

Desafiarte para desatarte a diario.

Empujar más allá de la zona segura cada día un poco más.

Prototipar el producto hasta que funcione.

Ofrecer tus servicios gratis hasta que hayas ganado la suficiente experiencia, capacidad resolutiva y tracción como para ponerle un precio que el mercado pague.

Cuidar a los clientes tanto o más como cuidas a la gente que amas.

Sí, eso es ganar, pero esa victoria no es la definitiva.

Ganar es perder

Caer fuerte.

Tocar fondo.

Hundirte.

No lograr poder levantar cabeza después de cinco intentos.

Golpearte emocionalmente.

Estar roto y no saber cómo reconstruirte.

Recuerda que en los momentos más duros, cuando no hay esperanza a la que sostenerte, cuando además la situación empeora… Recuerda que justo ahí está la victoria más grande que un ser humano podría conquistar. Eso es ganar.

Recuerda no pausar, no dudar, no decirte “no, no puedo”. Claro que puedes, puedes respirar, déjate caer hacia delante, eso permitirá moverte aunque caigas al suelo, habrás avanzado. Entonces te levantarás, con las piernas temblorosas, con la energía mermada por el dolor o el miedo, y entonces, sacarás fuerzas desde algún sitio para resistir lo que venga para volver avanzar. Y ahí, en cada uno de esos pasos, ganarás.

Qué significa ganar, ganar es perder...

Pero espera, quizá pierdas de nuevo. Quizá no ganes, ni en tus relaciones, con tu familia, en el reflote de tu negocio o en dejar atrás todos esos traumas de la infancia.

Da igual, en esencia, habrás ganado, porque tú espíritu nunca se rindió.

Eso, amiga o amigo, es ganar.

Tal y como mi abuelo me enseñó, esa la victoria suprema, mantener tu cabeza en alto, e incluso ante la presencia sin escapatoria de la derrota, levantarte y lanzarte de nuevo.

Eso, es ganar.

Atribución imagen: Petri Damsten // Sirenz Lorraine.

May
13

El viaje crea la oportunidad y no al revés

By Isra Garcia  //  Aventuras, israporelmundo  //  No Comments

La oportunidad es algo que con el tiempo hemos infravalorado. Creemos que es un derecho, pero no, es solo una consecuencia. Sí, la oportunidad, lo quieras creer o no, sucede cuando has creado tracción hacia adelante. Cuando has iniciado, cuando has actuado, cuando has decidido y empujado. Es entonces cuando aparecen las situaciones que pueden llevarte a un nuevo lugar. Sin embargo, pensamos que por vivir en 2019 las oportunidades no van a dejar de suceder. Desengañarte es fácil, solo mira a tu alrededor y verás cuánta gente está parada, sin saber qué hacer, con cero oportunidades. Justo en la época de la historia donde más abundancia ha existido jamás. ¿Casualidad? Dímelo tú.

la oportunidad se crea a partir de acción...

Crees que tienes el derecho de tener una oportunidad y estás equivocado. No lo tienes a menos de que lo ganes, y adivina qué, la mayoría de vosotros no lo habéis ganado tanto como pensáis. ¿Quieres viajar alrededor del mundo? Puedes gozar de esa oportunidad, pero primero debes colocarte en la posición adecuada.

El viaje – y la oportunidad – continúan

Estoy en Puerto Elizabeth, Sudáfrica, a punto de volar a un nuevo destino. El viaje alrededor del mundo continúa, aterrizo en Ciudad del Cabo, dos reuniones para futuros proyectos y entonces vuelo a Londres. Visita rápida a Techstars Londres para confirmar mi próxima participación en un programa de aceleración de startups y rumbo a Valencia en el mismo día. Así acaba más de un mes en Sudáfrica, desde Stand OUT Day en Bridges for Music Academy y explorar Ciudad del Cabo, hasta Afrika Burn 2019 y viajar durante ocho días a través de Garden Route.

No hay ni un solo día, exceptuando la desconexión, que no haya estado creando oportunidades. Lo que eso es algo que no ves, porque el 90% mueren, pero (me) debe seguir dando igual.

La oportunidad es el viaje y el viaje es la oportunidad

Mañana martes aterrizaré en España, donde por trabajo permaneceré hasta el martes próximo y volveré a salir. Entro en un nuevo proyecto, Hello Demo (próximamente más detalles), por eso retraso unos días la última parada de ElViaje antes de enfocar energías, recursos y tiempo en las 36 ciudades Españolas que recorrerá el Programa de Excelencia para personas en desempleo. El programa empieza el uno septiembre con la primera ciudad. Entre medio quiero descansar, estar con los míos, disfrutar del verano en España, y trabajar el máximo posible antes para facturar todo lo que pueda antes de empezar.

Y adivina qué estaré haciendo todos esos días… Buscando la más mínima oportunidad para articular proyectos, iniciativas, consultorías, hacer ventas, directas o indirectas, colocar mi trabajo en la línea de fuego. Aunque, espera, esto no va solo sobre trabajo, es la oportunidad de vivir amigo/a.

Siguiente viaje, siguiente oportunidad

Lo que debo decidir estos días es donde pasaré esta última estancia de 15 días. Los candidatos con mayores enteros son Argentina y Uruguay. Aunque también estoy barajando Brasil, estoy abierto a otros países cálidos donde no haya estado en estos dos últimos años. La idea es hacer desde el 21 de mayo al 9 de junio y volver para Stand Program x Business, presentación de un nuevo proyecto en Alicante, taller de Ultraproductividad en la ciudad, Inconformistas Valencia, Ibiza, SOP Alicante y Castle Burn en Edimburgo. A partir de ahí, mapa en blanco.

Cada día es una oportunidad única de crear infinidad de oportunidades. Solo si te atreves a que la mayoría se pierdan. Alguna persistirá y cuando lo haga prevalecerá, entonces muchas más vendrán detrás, pero recuerda, no la esperes quieto.

May
12

Posee tu oscuridad

By Isra Garcia  //  Equipar, Mapmakers  //  No Comments

No hay nadie que garantice que no sufra una desgracia por mucho bien que intente hacer. Son demasiadas las ocasiones en las que a gente buena le pasan cosas horribles. La vida no es justa, apuesto que ya lo sabías, y además puede ser inaguantable, algunos días, semanas o incluso meses, cuesta creer que sea durante años, pero podría llegar al caso. Acepta la oscuridad o serás engullido por ella.

Quizá estás viviendo uno de esos días oscuros, o semanas, o quizás no, pero lo vivirás. Así que ten esto a mano; es justo como debe ser. Es justo sentir la oscuridad, vivir la injusticia, probar el dolor, permanecer en tierra de nadie, morder el polvo. Cuando los desafíos y problemas vuelven una y otra vez, cuando parece que “algo no va bien, algo he hecho mal, algo me persigue, algo me ataca, algo está atentando contra mi viaje”. Para, no sigas, en lugar de eso, busca cuál es la lección que hay que extraer.

Crecerás solo yendo a través de lo que estás atravesando. La pregunta es ¿estás dispuesto a atravesarlo?

Cuando todo lo que duele sucede, ¿qué es lo que haces?

Cuando te enfrentas a algo imposible, ¿cómo lo afrontas?

Acepta la oscuridad

Isra García - Acepta la oscuridad

¿Vas a ser una de esas personas que permiten que las cosas injustas le pasen por encima? ¿Vas a permitir que la adversidad dicte cómo te sientes, así cómo manejarlo?

En resumen, ¿Vas a caer, no levantarte y romperte en pedazos? No podría creer que dijeras “sí” a estas preguntas.

O por otro lado, ¿vas a enfrentarte al miedo/frustración/inseguridad creencia con coraje y capacidad resolutiva?

Tú (como te llames) conoces la oscuridad – tanto como yo.

Así que acéptala. Acepta la oscuridad. Mimetízala. Ríndete a ella. No mires hacia otro lado, posséela.

Refuerza la adversidad, sube de dificultad el desafío.

Acepta la oscuridad o acabarás ciego por no poder digerir tanta “luz”.

Atribución imagen: Looker Media.

Mar
24

Muerde el polvo

By Isra Garcia  //  Liderazgo, Reflexiones  //  No Comments

La vida, el trabajo, los proyectos, las sacudidas, los chispazos, los ligues, el dinero, incluso cada una de las publicaciones que ves en Instagram, Twitter o LinkedIn, nada de eso va sobre ganar o perder. Es solo un paso más de lo que sucede en el viaje, es una parte del proceso que nunca acaba. Es la batalla que libramos cada día. Es el intento, es el desafío diario, el propósito.

Esto es lo que que significa vivir, creo.

El desafío diario de vivir la vida

Quiero perder.

Quiero sentir pereza.

Quiero estar perdido.

Quiero dudar de mí.

Quiero compararme con otros.

Quiero no merecerme.

Quiero perder los nervios.

Quiero tener que ir a contracorriente.

Quiero que sea complejo y difícil a la vez.

Quiero actuar de forma absurda.

Quiero tener que arrastrarme.

Quiero ansiarme, angustiarme.

Quiero morder el polvo.

Pero también quiero esforzarme, quiero profundizar, quiero escalar, ascender, demoler, impactar, cambiar, transformar. Quiero empujar, propulsar. Y no quiero que nada de esto acabe, ni lo que hay en la primera lista, ni lo que hay en la segunda. Porque necesito lo primero tanto como necesito lo segundo. Porque ambas cosas me hacen sentirme (y creerme) imparable, más convencido, con más propósito, más resistente y más resiliente.

el desafío diario de vivir

No, no voy a parar

No quiero echarme a un lado, no quiero llegar a un punto en mi vida donde diga “ya hice/probé/intenté/experimenté/lancé lo suficiente. Voy a parar.” ¿Y sabes por qué? Porque en realidad “no hay nada más” que lo que vivimos a diario. Ese sinfín ciclo de pruebas diarias, esos obstáculos, no me vuelven loco, no me controlan o frustran. Todo lo contrario, me inspiran, porque son lo único que de verdad poseemos y podemos alterar. El desafío diario es lo que me hace querer vivir.

Así que esto es lo que te diré, enfréntate a todo, recibe con los brazos abiertos cualquier adversidad, imprevisto o sorpresa desagradable que salga a tu paso. No distingas entre genial y fatal, es todo lo mismo, forma parte de lo mismo. Remángate, profundiza y sigue empujando. El viaje continúa cada día. El proceso es interminable.

Y la batalla empieza y acaba cada día, y adivina qué, nunca pierdes del todo, nunca ganas del todo. El desafío diario es infinito, empieza cuando naces y acaba cuando mueres.

No. No te detengas. Jamás.

Mar
6

Elimina cualquier vía de escape y abraza tu instinto de supervivencia

By Isra Garcia  //  Equipar, Liderazgo  //  No Comments

El mundo se mueve para los que nunca abandonan, para esos que siempre persisten. Para esos que usan el instinto de supervivencia.

utiliza tu instinto de supervivencia...

¿Cuántos planes de alimentación crees que necesitas para encontrar tu rendimiento óptimo?

Uno solo, aquel que llevas a cabo y en el que persistes.

¿Cuántas dietas crees que necesitas para bajar de peso?

Una sola, la que llevas a cabo cada día no importa qué.

¿Cuántos libros y vídeos sobre productividad necesitas leer para ser productivo?

Con uno tienes bastante si lo llevas a la práctica cada día.

¿Cuántas veces tienes que reorganizar tu oficina, tu mesa o casa antes de que te sientas cómodo?

Una ocasión sería suficiente si te comprometes a fondo con ello.

¿Cuántos intentos necesitas para reinventar tu trabajo, tu negocio, tu carrera o tu producto para empezar a ver los resultados que deseas?

Solo un intento. Ese en el cual perseveras de por vida.

¿Cuántos entrenamientos y entrenadores necesitas para completar ese desafío deportivo?

Solo un tipo de entrenamiento y un entrenador, el que te hace ser autodisciplinado cada día.

¿Cuántos managers, coaches, padrinos, líderes o mentores necesitas para alcanzar la mejor versión personal o profesional de quién eres?

Solo uno, lo tienes frente al espejo cada mañana cuando te cepillas los dientes.

Usa tu instinto de supervivencia

Si quieres progresar, no necesitas atajos, no necesitas Stand OUT Program, ni Inconformistas, no necesitas este blog, ni a mí, ni a nadie. Lo que sí necesitas es empezar a mirar la vida de distinta forma. Tienes que decir algo así como “tengo que tomar control de este proceso, y no esperar que funcione por pura probabilidad“. Es ahí cuando cortas con cualquier posibilidad u oportunidad, excepto con aquello que te comprometiste.

Si quieres conquistar la isla, quema los barcos. Porque si los quemas, eso significa que ya no hay vuelta atrás. Entonces es cuando encontrarás la manera de hacer funcionar lo que sea. El grandioso instinto de supervivencia que aparece cuando sabemos que no hay otra salida.

Atribución imagen: Lina C.



EL PODCAST

WEB SERIES

IG - LA AGENCIA

LOS LIBROS

Speaking

Entrevistas / TV

Historial / buscar

Google+