Browsing articles in "Reflexiones"
Sep
11

Devolviendo el alma a la fiesta: elrow

By Isra Garcia  //  Lifestyle, Opiniones, Reflexiones  //  No Comments

elrowHace tiempo, cuando di un paso decisivo para dejar de manera casi definitiva la industria de la música electrónica y el ocio nocturno, escribía esta reflexión / experiencia. Hoy, después de vivirlo incluso en mi carnes durante ya dos años, soy un poco más optimista con mi veredicto a ambas industrias. Alguien ha sentado un buen precedente y está desde luego habiendo historia, elrow.

Devolviendo el alma a la fiesta

Cómo devolverle a la noche el alma que había perdido. El arte de crear “algo” que sobresaliera del resto. Cómo ser brillantes frente a la mediocridad y emerger en la crisis. Cómo construir una marca (y un negocio) que gire entorno a la experiencia de los clientes y no entorno a los artistas. La habilidades de hacer que las personas bailen y se diviertan, sin estar en el backstage. Cómo hacer las cosas más que bien. Conseguir formar una familia de auténticos profesionales y buena gente. Cómo se respetados por todos. Cómo…

En definitiva, cómo devolver la fiesta a la fiesta – elrow y la familia Arnau.

elrow

Hay muchos argumentos y componentes causantes de volver a hacer de la fiesta una fiesta. Tengo una buena lista que he ido recogiendo del trabajo de El Row Family. Sin embargo, mejor que contártela yo, Juan Arnau Jr. en este vídeo cita, una a una, todas las razones por las cuales se han convertido en un fenómeno mundial en el panorama de la música electrónica, el ocio nocturno y la juerga.

Algunos puristas podrán criticar la calidad de la música, que si no es undeground, que si no es electrónica buena y otros comentarios derivados. No es Cocoon, no es MusicOn, como habrás podido observar en el vídeo, elrow tiene claro su posicionamiento, qué venden y a quien van dirigidos sin perder su esencia. Esto sentencia cualquier otra cosa.

Gracias elrow Family por hacernos disfrutar, bailar, reír y pasar noches (y días) inolvidables.

Photo credit: EnterGroup.

Ago
28

Encuentra la chispa

By Isra Garcia  //  israporelmundo, Lifestyle, Mapmakers, Reflexiones, Retos  //  No Comments

Lo admito. Estoy obsesionado con la chispa. Por ejemplo, alucino cuando veo este vídeo. Estoy obsesionado por una razón. Estoy viviendo como si este año fuera el último de mi vida. Ayer finalicé Live the Possibility [vive la posibilidad] y hoy estoy cruzando Nevada con mi amigo Jaime, en caravana, camino a Burning Man.

La gran distancia entre hacer y la chispa

He estado trabajando durante muchos años, haciendo muchas cosas, algunas han salido bien, otras muchas salieron mal, en ocasiones empaté. Estos tres últimos años, fuera de mi profesión, empecé con la Ultraproductividad. Empecé a darle más importancia a mi estilo de vida y con ello (gracias en parte a Ric) descubrí eso del alto rendimiento [High Performance]. Fui más consciente con mis aventuras, experiencias vitales y experimentos. Aquellos de vosotros que veis lo que hago en Instagram, sabéis de lo que hablo.

Hoy, después de terminar un viaje / aventura que empezó en Miami y ha terminado en Las Vegas. Con más de 3.700 millas de viaje en coche, recorrer 9 estados, 35 ciudades, seguir la Ruta 66 desde Missouri hasta el límite de Arizona con California. Sumar más de 980 kilómetros con una Ajram Bikes (fat bike) en más de 60 horas. Una bonita soledad, paz, instinto, disfrute y momentos imborrables que guardo para mí. Después de todo eso, esto es algo de lo que me llevo y he aprendido y sí compartiré (un 5% de lo vivido).

encuentra la chispa

No sigas un plan, no existe un mapa

Obvio ¿cierto? Esto es algo que ha ido fallando poco a poco en este último año. Cuando pienso en ello, me doy cuenta de que no me di cuenta de que eso estaba sucediendo y se supone que soy un Mapmaker y vivo sin mapas, paradójico.

En el momento que te enamoras de un plan (incluso aunque sea uno perfecto) fallas, el plan cambia y en la mayoría de ocasiones, no quieres cambiar con el plan, quieres seguir con la idea inicial. No hay idea inicial que no sea modificada durante el viaje. Cuando eres admirador de la planificación flexible, cuando persigues una misión, una visión y un objetivo, las mejoras son inminentes. Cuando creas un plan (trabajo, clientes o estilo de vida) en el cual los indicadores son la misión y el objetivo, progresas.

Hazlo (trabajo, respirar, amar, etc.) con la chispa

Hay una enorme diferencia entre hacer las cosas y hacer las cosas con pasión. Entre amar y amar con intensidad. Entre vivir y vivir con la chispa. Magnificando el nivel de esfuerzo, intensidad y fluidez que depositas en las cosas, empujas tus barreras mentales – las situaciones no convencionales, el cambio brusco y los desafíos o aventuras ayudan. Eso consigue que tus habilidades emocionales e intelectuales puedan ser amplificadas para obtener resultados más profundos. Eso es la chispa.

Busca la chispa

Hasta que lo hagas. Mejor, hasta que estés ahí, en un lugar donde no hay un plan, un mapa o alguien que te diga lo que hacer, hasta que no te digas a ti mismo “es lo que siento y voy a hacerlo, no importa lo que suceda luego”. Hasta que te dejes llevar a hacer cosas, quizá estúpidas, sin sentido, o llenas de significado, actos aleatorios irracionales. Mira, hasta que no hagas caso a tu intuición. Hasta que no sigas tu instinto. Nunca lo sabrás. No encontrarás la chispa.

No lo habrás sentido. Una vez que lo hagas, aunque sea una vez, sabrás que se siente, lo harás de nuevo. Y repetirás. Habrás encontrado la chispa.

Ni lo sueñes

Alguien te dirá que no lo puedes hacer, alguien más perspicaz te dirá porqué no lo puedes hacer. Alguna persona me dirá que no puedo hacer lo que hago, que el exceso no es bueno, que no puedo hacer tantas cosas. Alguien te dirá que lo que haces te pasará factura o no es bueno para tu salud.

Te dirán que trabajas demasiado, que mereces un descanso. O dirán que no trabajas demasiado, trabaja más. La palabra “mereces” viniendo de otros significa algo así como “no estoy haciendo tanto como tu lo estás haciendo”. Es tu mapa. Dibújalo de la manera que lo desees mientras puedas permanecer en pie y respirando.

Salta de cuerda en cuerda

Si me preguntaras la semana pasada sobre Live the Possibility, te hubiera dicho que solo estaba preocupado por el mismo momento, por eso desconecté de todo y todos durante esos 23 días. Si hoy me preguntas, te diré que estoy disfrutando lo que he vivido y me lo voy a guardar y llevar conmigo para que florezca.

No pares. No pienses “ok, lo hice, bien, ya está”. Disfrútalo y utilízalo, descansa y ve a por algo que te emocione. Ve a por ello. Ahora.

Encuentra la chispa, y no la sueltes.

Ago
15

La música está en cualquier cosa

Día número once, recorriendo las mismas entrañas de la Ruta 66, hoy en Springfield (Missouri), no he avanzado tanto como pensaba. El recorrido merece tanto la pena que incluso he retrocedido. Qué maravilla, qué genuino, qué Americano. Los días son inagotables en el sentido positivo de la palabra. Cuanto más nuevo vives más lento pero sabroso pasa el tiempo. Ayer día lluvioso, amanecía en la reserva natural de La Joya, donde se encuentra Meramec Caverns, el refugio del bandido Jesse James. Adicional a esto, tuve la oportunidad de llevarme una buena ducha alternativa. Agradecido. En esos momentos era la música para mis oídos.

Hablando sobre música, estos días están siendo muchas horas de coche y fat bike, hay un ingrediente que une experiencias y te atrapa en lo que estés haciendo. La música. Las emisoras (algunas) de USA son tan buenas, específicas, serias, que apenas necesitas buscar recursos externos como Spotify o iTunes.

La música está dentro de ti

Para de leer, oye, ¿qué es lo que escuchas ahora mismo? Yo “Home” de Dotan. Escucha con más atención, cierra los ojos, sea lo que sea aquello que escuchas, ¿cuál es el mensaje que interpretas?

La música está en todo

La música es marketing, es comunicación, es innovación, es negocio, es arte, es estilo de vida. Es incluso ultraproductividad o educación. Hasta liderazgo. La música es humana también.

Cada vez que escuches música recuerda esto: la música no es solo orquestas filarmónicas, popstars o los mejores álbumes, descargas o conciertos. La música eres tú.

Porque la música está a tu alrededor, cuando estés sola/o, cierra los ojos y la escucharás. Música, dentro de tu cabeza. Cuando estés con otras personas, abre los ojos y disfrútala, baila. Porque todo el mundo tiene música en su corazón y cambia de estado cuando la escucha. Todo el mundo tiene una canción en su alma, un sinfín de instrumentos tocando en su cerebro.

En cada uno de nosotros.

Música.

¿La escuchas?

Extra: estas son las 25 playlists más populares según Gizmodo. Aquí son mis playlists públicas por si te interesa alguna.

Photo credit: Freaktography.

Ago
12

Firma tu voz

By Isra Garcia  //  Comunicación, Equipar, Reflexiones  //  4 Comments

Firma tu vozMás y más, ves evidencia de que las personas no forman su propia opinión. Es fácil de determinar, si sabes lo que buscas. Repites algo que has leído en Twitter, el País o Mashable, recitas de memoria las frases que escuchaste en TED. Hablas sobre algo que no has probado y entonces dices lo que piensas o algún otro “experto” ha dicho sobre el tema. Juzgas sobre hechos o actuaciones en base a lo que piensa la sociedad o la extensa mayoría. En lugar de ni siquiera forman una opinión o incluso sin darle a algo el beneficio de obtener tu propia reseña en base a experimentarlo. Es fácil observar a la gente cotorrear sobre política, deporte, religión, tecnología, sociedad, prensa rosa. Incluso aunque ninguno de ellos provengan de esos campos ni tengan experiencia sobre el tema. Solo cotorrear. El mensaje: firma tu voz.

Hola, soy un loro

Hacer de loro de un post, un libro, una conferencia, una noticia, una publicación en Facebook o un Tweet, no te hace más interesante o creíble, tampoco auténtico.

Estaba leyendo reseñas de varios libros que tengo en mente (los puedes ver aquí en mi lista de deseos en Amazon), leí las reseñas de dos libros de dos amigos míos. En seis libros, leí al menos dos o tres reseñas de personas que ni siquiera habían abierto el libro, en lugar de eso estaban informando sobre las palabras de otros. ¿Cómo? ¿Así que entonces está bien expresar una opinión sin haber visto o tocado un producto? Vaya, bien. (En mi caso ninguna de esas reseñas cambió la opinión que tenía sobre esos libros)

Usa la palabra “cabeza”

Hoy estoy moviéndome de un lugar a otro en esta aventura llamada Live the Possibility. Ahora en Clarksville (Tennessee), ayer estuve en El Rocket Space Center en Huntsville (Alabama), decían que el centro /museo espacial más grande del mundo, tenía que ver si era cierto. Pregunté, superficies, extensión, número de “cosas” expuestas, luego contraste con otros centros y museos de este tipo, era cierto.

Explicaban que la macrobiótica era un cuento, cuando comparto con otras personas sobre ello, hay demasiada incredulidad, igual que con los experimentos que realizo, entonces dejé de hablar sobre ello y guardarme los resultados para mí. Lo cierto es que ambas cosas funcionan, no solo en mi. He contrastado con deportistas de élite, amigos como Lucas y profesionales sobre el caso de la alimentación macrobiótica, y todos tienen una opinión basada en lo que han probado. En el caso de experimentos, contrasto con personas que los realizan, Gabriela, una mujer que conocí en Miami. Veo lo que hace Tim Ferris y Gary Vainerchuck.

La prueba

Realiza un experimento sobre algo, lo que desees y te apetezca, infórmate con fuentes fiables, compra un libro relevante y de una autoridad del campo en el que desees experimentar. Busca recomendaciones de personas que hayan probado lo que tú estás haciendo, o similar. Prueba y entonces con todo ello, forma una opinión y decide.

Por ejemplo, creo que Pep Sánchez está realizando (o realizó) uno con la alimentación Paleo recientemente (pregúntale).

Sea lo que sea lo que pruebes hacer encontrarás a gente que dice que es una mala idea. Estas personas tienden a citar los mismos argumentos, que aparecen en las noticias, en Twitter o en blogs o diarios. Utilizan las defensas que son a menudo comentadas en foros o en círculos de personas. Casi siempre son las mismas palabras.

Firma tu voz

Es desalentador cuando ves toda esa sabiduría “convencional” que hay ahí afuera. Es increíble ver cómo las personas lanzan su opinión sin respeto y en muchos caso sin estar documentados. Con todo el acceso a información que poseemos ¿No piensas que nos debemos a nosotros mismos aprender un poco para formar una opinión? Firma tu voz.

Quizá podemos usar algunos atajos en algunas ocasiones, pero no por defecto. Para de hacerlo. Eso significa detener el pensamientos “yo también”. Significa estar dispuesto a encontrar tu propia voz, encontrar tu camino a la información y a tu propia opinión, personal e intransferible. Detén las respuestas tipo: “ya, yo también”, “sí, he escuchado eso mismo y estoy de acuerdo”, “cierto, dicen que no vale nada”. Firma tu voz.

No tomes mi palabra como la definitiva. Obvio.

Photo credit: David, Bergin, Emmett and Elliott.

Ago
7

Odio mi trabajo

odio mi trabajoAyer, segundo día de viaje, escribo desde la playa de Daytona, en un Starbucks justo en primera línea. El único lugar que pude encontrar acceso a Internet, conexión para la fuente de energía del portátil y agua caliente para mi desayuno particular (infusión hepática, digestiva y renal, té de kukicha, sopa de miso y un zumo orgánico “super-green”). Son las 14:18h, durante 3:30h he recorrido en fat bike una gran parte de la costa. Cuando estaba en el mostrador, la mujer en la caja me miró y me dijo “odio mi trabajo”.

Llego a la mesa después de tener mi pedido y destino 90 minutos a trabajar, no porque odio mi trabajo. No, sino porque me apasiona, porque me gusta, porque me llena, porque escribir este post me hace crecer, porque amo mi trabajo.

Odio mi trabajo

Muchas personas odian su trabajo, porque:

  • No es realizante.
  • No es motivador.
  • No se aprende nada nuevo.
  • No se sobresale como persona – ni como profesional.
  • No fue deseado, fue impuesto.
  • No hubo otra opción.
  • No ganas lo que mereces.
  • No hay una cultura basada en la meritocracia.
  • No se potencia el talento, sino se manipula.
  • No hay espíritu de equipo, solo competición individual.
  • No hay recompensas emocionales.
  • No se impulsa a emprender aventuras personales.

Las personas odian su trabajo por todo esto y más que me dejo, pero sobre todo porque sus responsabilidades profesionales diarias les hacen sentir como una gallina en un gallinero, como un robot en una máquina de ensamblaje, como un borrego dentro del rebaño, como diría Seth Godin.

Ama tu trabajo

Esto no tiene porque ser malo, hay muchas personas que son perfectamente felices en su trabajo, sea cual sea, en las condiciones que sean. Y ello no son nada de lo de arriba, no son son borregos, robots o gallinas. ¿Cómo puede ser eso? Podrías preguntarte.

¿Por qué? porque este último segmento, de una manera u otra, aprendió a adueñarse de la experiencia de su propio trabajo, empezaron a ser conscientes sobre lo que eran y serían. Entonces empezaron a establecer imágenes.

Mientras otros, se quejan cada día de jefes, politicos, clientes o el hombre / mujer del tiempo. Sienten una miseria ajena o cualquier otra desgracia.

Muchas personas piensan que el éxito y la felicidad son el resultado de factores externos, mientras otros muchos piensan, diría que la mayoría, demuestran que son factores internos; como vencer el trauma interno, potenciar la actitud y la iniciativa y desarrollar la perspectiva. Sobresalir desde dentro.

Simple. Sí. Fácil. No, hay una distinción. Hay una diferencia.

Cambia lo que te apetezca

En acabar este post, mi tiempo de trabajar se extenderá 50 minutos más y finalizaré por hoy. Lo que venga después, será descanso, desconexión, hacer nada, leer, no sé. Oye, incluso podría volver a hacer algo de trabajo. ¿Por qué? De nuevo, porque amo lo que hago y no me lleva todo un día hacerlo, si lo hiciera, ¿crees que me importaría? Tengo márgenes, pero en ocasiones me gusta romperlos y saber porqué lo estoy haciendo.

Recuerda donde estás

Hoy cuando rodaba con la bici por la playa, un hombre mayor se puso a mi lado y estuvimos hablando, yo estaba desbordado por la inmensidad y la belleza de las playas de Daytona, cuando le hablé de esto, el hombre me respondió “¿Sí? Vaya, creo que lo doy por descontado y no lo valoro como debería” Esto nos pasa a todos, por eso es tan fácil que un día pienses “odio mi trabajo” ¿En serio? Entonces me pregunto que haces todavía ahí. No eres un borrego, ni un robot, ni una gallina, ni un número de un CRM (¿Lo eres?). Hoy es un buen día para recordármelo y de paso recordártelo a ti también.

Extra: mientras escribía decidí que no pasaré noche en Daytona, esta tarde-noche marcho a San Agustín.

Photo credit: Churl Han.

Ago
6

Decidir sin planificar

By Isra Garcia  //  Aventuras, Equipar, Habilidades, Lifestyle, Reflexiones  //  2 Comments

decidir y no planificarAyer empezó el viaje. Salí desde Miami sin rumbo, meses atrás decidí fluir todo lo que pudiera, asumiendo los efectos colaterales. Pienso sobre lo desconcertante y excitante que es no planificar ciertas cosas en la vida. Cómo te abre, de forma descarada, a nuevas experiencias.

No planificar, intuir

Cuando decides no planificar, lo que te rodea se vuelve incierto, las decisiones son más complejas y dar un paso hacia la acción es más crítico que nunca. Cuando no tienes el control, tu mente pierde los nervios y te amenaza. Los últimos tres días antes de partir, he vivido todo esto, era un temor a dar el primer paso, a lanzarte a lo desconocido, pero sobre todo a empezar, a comenzar desde un punto, la cuestión es cuál de todos. Qué difícil, qué angustioso, pero a la vez que atractivo. Era extraño.

Realizar una elección mientras te encuentras en movimiento requiere instinto, valentía y vulnerabilidad. Fíjate en el pequeño empresario que trabaja con presupuestos ajustados y márgenes todavía más ajustados, o en el trapecista que sabe saltar de una cuerda a otra antes que sea demasiado tarde. O en el malabarista que elige que malabar lanzar mientras está pendiente de coordinar los otros, o la startup que prototipea su producto a medida que recibe feedback del mercado.

La habilidad de no planificar

No hablo de no planificar, por supuesto que no, no hacerlo, es planificar para fallar. Hablo de la habilidad de decidir y elegir sin planificar. La habilidad de empujarte a la aventura.

Hoy amanece en Daytona Beach, despierto durmiendo en el maletero del Toyota RAV4 Urban Edition (Cortesía de South Dade Toyota – Miami) y me preparo para recorrer la ciudad y alrededores con una fat bike. El primer punto ya está trazado, ahora a por el siguiente, hoy, uno a la vez. Qué fluya.

Ahora hablemos de ti. ¿Cuanto de todo lo que podrías no planificar estás planificando?

Photo credit: mattw1lson.

Jul
2

El Apocalipsis es para todos

By Isra Garcia  //  Equipar, Lifestyle, Mapmakers, Reflexiones, Vida  //  No Comments

cuando el Apocalipsis llegueEntiende que va a llegar tu Apocalipsis personal.

Seguro.

Ese día de m*****

Ese j***** momento

Ya sea que tu novia te puso los cuernos, tu marido se ha divorciado de ti, has perdido tu trabajo, sufriste una sobredosis por tomar demasiado éxtasis, pensaste en echar la “marcha atrás” y te salió mal y ahora vas en camino de tener un bebé no deseado, perdiste a una de las personas más importantes de tu vida, has perdido 30.000€ en el casino, lo que sea… estas cosas suceden, y suceden a los mejores de nosotros. Puede haber sido tu culpa, podría no haber sido. Podría haber sido algo que habido cociéndose durante años o algo que pasó ayer. No importa como pasó, cuando pasó, o por qué pasó, pasó, simple.

Lo que está hecho está hecho

En este punto en tu plan “estamos j*******”, es posible que pienses que eres la única persona en el mundo que estás en medio del huracán. No estás solo. Todos tenemos un equipaje que arrastrar – la clave está en cómo manejamos ese equipaje que nos hacer ser quiénes somos. Todos vivimos el Apocalipsis, un día u otro nos llega.

Respira.

Sácalo de tu sistema

Llama a tu ex-novio (o ex-novia) y dile todo lo que tengas que decirle, a la cara. Entra por la puerta del despacho de tu jefe, tírale el café en la cara y lárgate. Ve a tu amigo y dile que es un ___________. Ve a ver a tus mejores amigos y desahógate, emborráchate, vete de fiesta y no vuelvas en dos semanas. Llora, chilla, maldice, suelta todos los tacos que necesites, rompe lo que desees, desaparece cuantos días hagan falta. Explota. Déjalo marchar, no lo guardes dentro. Ve y escala una montaña solo para sacar todo lo profano que hay en tus pulmones. No te lleves la basura a tu almohada. Haz sprints hasta que tu cara se vuelva de color azul. Haz aquello que necesites para sacarlo desde dentro, siempre y cuando no te ponga en peligro ni a ti ni a las personas de tu alrededor.

Siempre que entro en cólera, estoy rabioso, me vuelvo furioso o me frustro, para mí, el deporte es la mejor medicina. Sobre todo el deporte en intensidad, en ráfagas cortas pero de alto voltage, series, de carrera, de bicicleta, de natación. Dos clases seguidas de Bikram Yoga. Aunque, de hecho, desearía encontrar una manera de perder los estribos más a menudo porque puedo llegar a más metas, lograr mejores marcas, crear cosas nuevas, correr más rápido, entrenar más horas y alcanzar objetivos inalcanzables.

Si eso pudiera meterlo en una botella y beberlo, oh vaya, creo que a eso le llaman asteroides.

En fin, todos permanecemos a las sombras de nuestro propio Apocalipsis, todo depende cómo actúes cuando llegue.

Photo credit: Silvia Covizt.

Jun
19

Decide importar

By Isra Garcia  //  Mapmakers, Nueva economía, Reflexiones  //  No Comments

decide importar - Isra garcia samyroad coincEsta es la razón por la cual las redes sociales no funcionan. Por qué no sabes utilizarlas para mantener a tus clientes contentos, a tus clientes, no a quien todavía no te conoce, no ha comprado tu producto y nunca usará tu servicio, ni descargará tu APP. No ven valor porque ven que no estás ahí para ellos, sino para ti.

Están saliendo de tu comunidad en lugar de entrar en ella.

Un pequeño manifiesto

Cuando empecé a escribir este artículo, no quería escribir un manifiesto, pero creo que es en lo que se va a convertir, porque esto sobre lo que escribo es lo que me preocupa. Voy a adivinar que sientes como yo.

No importa donde vaya, en cualquier sitio donde las cosas merecen la pena, o las cosas que hacen a alguien feliz, es porque esa persona decidió importar, decidió preocuparse. Es porque realmente decidieron que querían marcar la diferencia, y un día u otro lo conseguirían.

Juntos. Siento

Esta es la razón por la que aquí, en esta economía conectada, siento que estamos todos juntos. Siento que se pueden cambiar las cosas. Siento que se puede maravillar a clientes. Siento que se puede atraer a miles de personas hacia tus destrezas. Siento que un producto brillante puede impactar y estremecer. Siento que las personas pueden sobresalir.

Empuja. Inicia. Propulsa. Fuerte

Sin embargo actualmente, no todo el mundo siente igual. Para sentirlo, y hacerlo, necesitas inclinarte con fuerza hacia delante y tomar la iniciativa de aquello que quieras alterar. Necesitas tener la intención de hacerlo.

La economía está estancada, no avanza, sino que retrocede, el sistema está roto, las empresas caen, cualquiera está perdido. Muchos caminan cabizbajos y están fuera del juego que importa, quizá podrías ser uno de ellos.

Si lo eres, necesitas encontrar más gente como tú para ayudaros los unos a los otros.

Si fueras justo lo opuesto – estuvieras haciendo el trabajo que importa. Si lo eres, necesitas ayudar a aquellos que están todavía encallados en esta magnífica oportunidad, la cual te han hecho creer que es el peor tiempo de la historia.

El mensaje

Este es un mensaje para ti en 2016. Y pienso que es uno de los mensajes que este país necesita escuchar.

Stop a tus lamentaciones, pleitos, excusas, gimoteos, desgracias auto-atribuidas. Empieza a empujar hacia delante, con fuerza, con decisión y con consciencia. No porque debas, si no porque puedes, tienes todo lo necesario para montar tu propia revolución, a tu manera. El mundo, tus clientes, tu familia, tú equipo, yo y el resto, lo estamos esperando tu contribución.

Vamos.

Photo credit: SamyRoad.

Jun
12

A tener en cuenta cuando interactuas con desconocidos

aprendizajes cuando interactuas con desconocidosA pesar de que no me gustan demasiado los acontecimientos sociales (excluyendo las juergas serias), hay mucho valor en introducirte en círculos de personas desconocidas – de vez en cuando – e interactuar. Es una práctica que durante estos días he venido llevando, debido a los diferentes eventos sociales en los que he participado.

Estoy creando una guía comprensiva para cada vez que me relaciono con gente que no conozco.

Aquí las reflexiones más destacadas a tener en cuenta, el resultado de todas esas interacciones:

  • No es necesario decir más, es necesario saber qué es lo que necesitas decir. Necesitas decir mejor, no mucho.
  • Las personas no quieren escuchar triunfos, logros, ver resultados, sino quieren ser ellas las que lo cuentan.
  • Debatir con alguien que piensa que intentas convencerle es como intentar atravesar una placa de titanio. Infranqueable.
  • Ignora el 95% de los consejos, recomendaciones o sugerencias de personas desconocidas que opinan antes de conocer el contexto.
  • Cada vez que alguien entra en escena con un comentario afilado sobre ti u otra persona, ese individuo/a manifiesta un afán importante por protagonismo. Además de inseguridad y complejo de inferioridad. Queda dicho.
  • Contradecirse es ok siempre y cuando tu contradicción no afecte la vida de las personas de tu alrededor y las trastorne.
  • Hay un gran miedo en acotar, discriminar, seleccionar, decidir, ya que eso implicar enfocarte y apuntar a una sola cosa. Este miedo viene precedido por la frustración de quedarnos fuera del juego, incluso aunque ni siquiera hayamos jugado ese juego. Paradójico.
  • Nunca puedes convencer a nadie si al final de cuentas tus palabras van en completa disonancia con tus acciones. El resultado es la prueba, las palabras una mera intención.
  • Hay una gran utilidad en saber cuando debes pasar de protagonista a actor secundario, de actor secundario a cámara o técnico o incluso pasar a ser un espectador.
  • Destacar no siempre es necesario, depende de muchos factores como lugar, situación, personas, objetivos o necesidad. Pasar desapercibido está infravalorado. Ser el alma de la fiesta sobrevalorado.
  • Elimina personas desconocidas de manera tan efectiva y fulgurante como las encuentras / conoces.
  • Cuando alguien te pregunte “¿A qué te dedicas?” Lo que desde luego no esperan obtener como respuesta es una carrerilla de trabajos, responsabilidades o logros que dejan por los suelos la moral de la otra personas. Están esperando recibir algún título / puesto profesional mediocre que puedan controlar o etiquetar.
  • Cuando algo te incomode, no está mal hacer cómo si no lo hubieras escuchado, entrar en una batalla con alguien que cree saber más, ser mejor o las dos, es perder, seguro.
  • Es mejor esquivar un tema y sonreír que prestar atención.
  • La mayoría de las personas no quieren pensar en quiénes son, donde van y por qué van. De hecho la mayoría de personas ni piensan.
  • Importa más que sucede en whatsapp que lo que dice la persona de tu lado.
  • La gente no busca conversaciones, busca “yoearte”.
  • Aquí acabo, prueba esto; siempre que estés entre gente mediocre, en entornos donde la mediocridad reina, hazte pasar por uno de ellos, un mediocre. Te llevarás más que si tratas de ser la persona brillante que eres y dar una lección al resto.

Todo esto y más que aprendo, viene por todos los fallos que estas personas me permiten cometer.

Abr
23

Enfoque radical y trabajo emocional

By Isra Garcia  //  Aventuras, Habilidades, Mapmakers, Reflexiones, Retos  //  1 Comment

enfoque radical - trabajo emocionalEsta es la estrategia (y técnica) que voy a emplear desde esta misma noche hasta el próximo viernes 30 de abril, día en el que termina la prueba Titan Desert, la más inminente de mis aventuras / experimentos.

Ahora, en el tren camino a Barcelona para la firma de libros en Sant Jordi, me doy cuenta de que es el único camino para disfrutar de la experiencia, extraer el máximo de inputs del experimento y terminar la carrera.

¿Por qué enfoque radical?

Porque me enfrento a 662 kilómetros de bicicleta de montaña, durante 6 días seguidos entre montañas y desierto, en Marruecos y no llego ni de lejos tan preparado físicamente como lo he hecho en Ironman, Ultraman, Burning Man Quest o Desafío Vida (incluso aunque no lograra terminarlo). Porque esto significa que voy a tener que empujar el trabajo intelectual y emocional más allá que lo que podría exigirme del físico. Porque ese tipo de trabajo es lo que te separa de lograr metas que pueden parecer inalcanzables cuando tú mismo sabes que podrías no lograrlo, porque ya he estado ahí antes (Ultraman), pero en esta ocasión voy con mucho más respeto (¿Temor?) que en otras ocasiones. Quizá porque veo que me falta técnica, más horas de rodaje, más adaptación, más preparación, más confianza otorgada por las horas y horas que no he tenido ni he podido dedicar.

Porque necesito y debo dejar a un lado la cantidad de proyectos, compromisos, iniciativas, fechas en la agenda, clientes, libros, negocios, experimentos, desafíos, personas y cualquier otra cosa que pueda distraerme de aquello que ahora tengo en frente de mi nariz, eso marcará la diferencia. Estos días he estado sobrepasado, los días parecían vencerme, no llegaba a todo y cuando llegaba lo hacía tarde, he sido menos Ultraproductivo, a pesar de todo lo completado en estos días, no he sido mi mejor yo, la razón no ha sido otra que dejarme llevar por lo que ya pasó y por lo que estaba por venir y olvidar lo más importante, bailar con el momento presente, exprimir ese instante que se transforma en tendencia.

Trabajo emocional

Cuando de los 19 días de preparación iniciales, solo logras sacar 10 días y te encuentras en ese tipo de situación, en un deporte que no dominas, en condiciones desconocidas. Cuando ni siquiera sabes muy bien a lo que te enfrentas, las rutas, desniveles, condiciones climatológicas, cansancio y cualquier imprevisto. Necesitas ese enfoque radical para lograr obtener tu mejor trabajo emocional, alinear tu consciencia, tu experiencia hasta este punto y tus habilidades, para sacar el mejor turbo que puedes encontrar, el que sale desde tu alma, el que tú proyectas y amplificas. Ese tipo de trabajo emocional e intelectual y en parte espiritual, que te ayuda a trascender límites en condiciones adversas.

Llego demasiado pronto

Es cierto que no comienzo desde cero, que tengo fondo y muchos kilómetros de carretera a mis espaldas, pero desde Desafío por la Vida y la cancelación de La Gran Hazaña, perdí la motivación y en parte la forma, he ido manteniendo el deporte, pero no como entrenamiento, sino más como una práctica saludable, un súper-hábito, he dado más protagonismo a mi profesión, a otras partes de mi estilo de vida a otro disfrute. No es una excusa, es aquello que tengo frente a mí, es lo que soy y es lo que he elegido. Reconocerlo me permite encontrar maneras de buscar la solución adecuada. En este caso, enfoque radical y trabajo emocional.

Ayer, mientras estaba en la sesión de fisioterapia, me encontré a mi mismo perdido, embriagado por el perfume de la ansiedad, fue maravilloso darme cuenta. Eso me ha traído aquí. Consciente de lo que he hecho, lo qué no, lo que soy, lo que no, qué puedo hacer y qué no, lo que me falta, lo que me sobra. Lo que necesito y lo que no.

Mañana a las 9am estaré montado en una Ajram Bike, inexperto en esta modalidad y poco preparado físicamente, pero conociendo muy bien mi cuerpo y aquello que hay dentro de mi mente, sabiendo hasta donde puedo llegar y con un enfoque radical, aislando cualquier cosa que no sea cada kilómetro que recorra y las sensaciones y lecciones que vienen con todo ello.

Siento que como en otras ocasiones importantes, he ganado antes de empezar.

Libros de Isra

Stand OUT Program

Speaking

Entrevistas / TV

Aventuras

Archivos

Google+