Menu
Browsing articles in "Reflexiones"
Ago
6

Decidir sin planificar

By Isra Garcia  //  Aventuras, Equipar, Habilidades, Lifestyle, Reflexiones  //  2 Comments

decidir y no planificarAyer empezó el viaje. Salí desde Miami sin rumbo, meses atrás decidí fluir todo lo que pudiera, asumiendo los efectos colaterales. Pienso sobre lo desconcertante y excitante que es no planificar ciertas cosas en la vida. Cómo te abre, de forma descarada, a nuevas experiencias.

No planificar, intuir

Cuando decides no planificar, lo que te rodea se vuelve incierto, las decisiones son más complejas y dar un paso hacia la acción es más crítico que nunca. Cuando no tienes el control, tu mente pierde los nervios y te amenaza. Los últimos tres días antes de partir, he vivido todo esto, era un temor a dar el primer paso, a lanzarte a lo desconocido, pero sobre todo a empezar, a comenzar desde un punto, la cuestión es cuál de todos. Qué difícil, qué angustioso, pero a la vez que atractivo. Era extraño.

Realizar una elección mientras te encuentras en movimiento requiere instinto, valentía y vulnerabilidad. Fíjate en el pequeño empresario que trabaja con presupuestos ajustados y márgenes todavía más ajustados, o en el trapecista que sabe saltar de una cuerda a otra antes que sea demasiado tarde. O en el malabarista que elige que malabar lanzar mientras está pendiente de coordinar los otros, o la startup que prototipea su producto a medida que recibe feedback del mercado.

La habilidad de no planificar

No hablo de no planificar, por supuesto que no, no hacerlo, es planificar para fallar. Hablo de la habilidad de decidir y elegir sin planificar. La habilidad de empujarte a la aventura.

Hoy amanece en Daytona Beach, despierto durmiendo en el maletero del Toyota RAV4 Urban Edition (Cortesía de South Dade Toyota – Miami) y me preparo para recorrer la ciudad y alrededores con una fat bike. El primer punto ya está trazado, ahora a por el siguiente, hoy, uno a la vez. Qué fluya.

Ahora hablemos de ti. ¿Cuanto de todo lo que podrías no planificar estás planificando?

Photo credit: mattw1lson.

Jul
2

El Apocalipsis es para todos

By Isra Garcia  //  Equipar, Lifestyle, Mapmakers, Reflexiones, Vida  //  No Comments

cuando el Apocalipsis llegueEntiende que va a llegar tu Apocalipsis personal.

Seguro.

Ese día de m*****

Ese j***** momento

Ya sea que tu novia te puso los cuernos, tu marido se ha divorciado de ti, has perdido tu trabajo, sufriste una sobredosis por tomar demasiado éxtasis, pensaste en echar la “marcha atrás” y te salió mal y ahora vas en camino de tener un bebé no deseado, perdiste a una de las personas más importantes de tu vida, has perdido 30.000€ en el casino, lo que sea… estas cosas suceden, y suceden a los mejores de nosotros. Puede haber sido tu culpa, podría no haber sido. Podría haber sido algo que habido cociéndose durante años o algo que pasó ayer. No importa como pasó, cuando pasó, o por qué pasó, pasó, simple.

Lo que está hecho está hecho

En este punto en tu plan “estamos j*******”, es posible que pienses que eres la única persona en el mundo que estás en medio del huracán. No estás solo. Todos tenemos un equipaje que arrastrar – la clave está en cómo manejamos ese equipaje que nos hacer ser quiénes somos. Todos vivimos el Apocalipsis, un día u otro nos llega.

Respira.

Sácalo de tu sistema

Llama a tu ex-novio (o ex-novia) y dile todo lo que tengas que decirle, a la cara. Entra por la puerta del despacho de tu jefe, tírale el café en la cara y lárgate. Ve a tu amigo y dile que es un ___________. Ve a ver a tus mejores amigos y desahógate, emborráchate, vete de fiesta y no vuelvas en dos semanas. Llora, chilla, maldice, suelta todos los tacos que necesites, rompe lo que desees, desaparece cuantos días hagan falta. Explota. Déjalo marchar, no lo guardes dentro. Ve y escala una montaña solo para sacar todo lo profano que hay en tus pulmones. No te lleves la basura a tu almohada. Haz sprints hasta que tu cara se vuelva de color azul. Haz aquello que necesites para sacarlo desde dentro, siempre y cuando no te ponga en peligro ni a ti ni a las personas de tu alrededor.

Siempre que entro en cólera, estoy rabioso, me vuelvo furioso o me frustro, para mí, el deporte es la mejor medicina. Sobre todo el deporte en intensidad, en ráfagas cortas pero de alto voltage, series, de carrera, de bicicleta, de natación. Dos clases seguidas de Bikram Yoga. Aunque, de hecho, desearía encontrar una manera de perder los estribos más a menudo porque puedo llegar a más metas, lograr mejores marcas, crear cosas nuevas, correr más rápido, entrenar más horas y alcanzar objetivos inalcanzables.

Si eso pudiera meterlo en una botella y beberlo, oh vaya, creo que a eso le llaman asteroides.

En fin, todos permanecemos a las sombras de nuestro propio Apocalipsis, todo depende cómo actúes cuando llegue.

Photo credit: Silvia Covizt.

Jun
19

Decide importar

By Isra Garcia  //  Mapmakers, Nueva economía, Reflexiones  //  No Comments

decide importar - Isra garcia samyroad coincEsta es la razón por la cual las redes sociales no funcionan. Por qué no sabes utilizarlas para mantener a tus clientes contentos, a tus clientes, no a quien todavía no te conoce, no ha comprado tu producto y nunca usará tu servicio, ni descargará tu APP. No ven valor porque ven que no estás ahí para ellos, sino para ti.

Están saliendo de tu comunidad en lugar de entrar en ella.

Un pequeño manifiesto

Cuando empecé a escribir este artículo, no quería escribir un manifiesto, pero creo que es en lo que se va a convertir, porque esto sobre lo que escribo es lo que me preocupa. Voy a adivinar que sientes como yo.

No importa donde vaya, en cualquier sitio donde las cosas merecen la pena, o las cosas que hacen a alguien feliz, es porque esa persona decidió importar, decidió preocuparse. Es porque realmente decidieron que querían marcar la diferencia, y un día u otro lo conseguirían.

Juntos. Siento

Esta es la razón por la que aquí, en esta economía conectada, siento que estamos todos juntos. Siento que se pueden cambiar las cosas. Siento que se puede maravillar a clientes. Siento que se puede atraer a miles de personas hacia tus destrezas. Siento que un producto brillante puede impactar y estremecer. Siento que las personas pueden sobresalir.

Empuja. Inicia. Propulsa. Fuerte

Sin embargo actualmente, no todo el mundo siente igual. Para sentirlo, y hacerlo, necesitas inclinarte con fuerza hacia delante y tomar la iniciativa de aquello que quieras alterar. Necesitas tener la intención de hacerlo.

La economía está estancada, no avanza, sino que retrocede, el sistema está roto, las empresas caen, cualquiera está perdido. Muchos caminan cabizbajos y están fuera del juego que importa, quizá podrías ser uno de ellos.

Si lo eres, necesitas encontrar más gente como tú para ayudaros los unos a los otros.

Si fueras justo lo opuesto – estuvieras haciendo el trabajo que importa. Si lo eres, necesitas ayudar a aquellos que están todavía encallados en esta magnífica oportunidad, la cual te han hecho creer que es el peor tiempo de la historia.

El mensaje

Este es un mensaje para ti en 2016. Y pienso que es uno de los mensajes que este país necesita escuchar.

Stop a tus lamentaciones, pleitos, excusas, gimoteos, desgracias auto-atribuidas. Empieza a empujar hacia delante, con fuerza, con decisión y con consciencia. No porque debas, si no porque puedes, tienes todo lo necesario para montar tu propia revolución, a tu manera. El mundo, tus clientes, tu familia, tú equipo, yo y el resto, lo estamos esperando tu contribución.

Vamos.

Photo credit: SamyRoad.

Jun
12

A tener en cuenta cuando interactuas con desconocidos

aprendizajes cuando interactuas con desconocidosA pesar de que no me gustan demasiado los acontecimientos sociales (excluyendo las juergas serias), hay mucho valor en introducirte en círculos de personas desconocidas – de vez en cuando – e interactuar. Es una práctica que durante estos días he venido llevando, debido a los diferentes eventos sociales en los que he participado.

Estoy creando una guía comprensiva para cada vez que me relaciono con gente que no conozco.

Aquí las reflexiones más destacadas a tener en cuenta, el resultado de todas esas interacciones:

  • No es necesario decir más, es necesario saber qué es lo que necesitas decir. Necesitas decir mejor, no mucho.
  • Las personas no quieren escuchar triunfos, logros, ver resultados, sino quieren ser ellas las que lo cuentan.
  • Debatir con alguien que piensa que intentas convencerle es como intentar atravesar una placa de titanio. Infranqueable.
  • Ignora el 95% de los consejos, recomendaciones o sugerencias de personas desconocidas que opinan antes de conocer el contexto.
  • Cada vez que alguien entra en escena con un comentario afilado sobre ti u otra persona, ese individuo/a manifiesta un afán importante por protagonismo. Además de inseguridad y complejo de inferioridad. Queda dicho.
  • Contradecirse es ok siempre y cuando tu contradicción no afecte la vida de las personas de tu alrededor y las trastorne.
  • Hay un gran miedo en acotar, discriminar, seleccionar, decidir, ya que eso implicar enfocarte y apuntar a una sola cosa. Este miedo viene precedido por la frustración de quedarnos fuera del juego, incluso aunque ni siquiera hayamos jugado ese juego. Paradójico.
  • Nunca puedes convencer a nadie si al final de cuentas tus palabras van en completa disonancia con tus acciones. El resultado es la prueba, las palabras una mera intención.
  • Hay una gran utilidad en saber cuando debes pasar de protagonista a actor secundario, de actor secundario a cámara o técnico o incluso pasar a ser un espectador.
  • Destacar no siempre es necesario, depende de muchos factores como lugar, situación, personas, objetivos o necesidad. Pasar desapercibido está infravalorado. Ser el alma de la fiesta sobrevalorado.
  • Elimina personas desconocidas de manera tan efectiva y fulgurante como las encuentras / conoces.
  • Cuando alguien te pregunte “¿A qué te dedicas?” Lo que desde luego no esperan obtener como respuesta es una carrerilla de trabajos, responsabilidades o logros que dejan por los suelos la moral de la otra personas. Están esperando recibir algún título / puesto profesional mediocre que puedan controlar o etiquetar.
  • Cuando algo te incomode, no está mal hacer cómo si no lo hubieras escuchado, entrar en una batalla con alguien que cree saber más, ser mejor o las dos, es perder, seguro.
  • Es mejor esquivar un tema y sonreír que prestar atención.
  • La mayoría de las personas no quieren pensar en quiénes son, donde van y por qué van. De hecho la mayoría de personas ni piensan.
  • Importa más que sucede en whatsapp que lo que dice la persona de tu lado.
  • La gente no busca conversaciones, busca “yoearte”.
  • Aquí acabo, prueba esto; siempre que estés entre gente mediocre, en entornos donde la mediocridad reina, hazte pasar por uno de ellos, un mediocre. Te llevarás más que si tratas de ser la persona brillante que eres y dar una lección al resto.

Todo esto y más que aprendo, viene por todos los fallos que estas personas me permiten cometer.

Abr
23

Enfoque radical y trabajo emocional

By Isra Garcia  //  Aventuras, Habilidades, Mapmakers, Reflexiones, Retos  //  1 Comment

enfoque radical - trabajo emocionalEsta es la estrategia (y técnica) que voy a emplear desde esta misma noche hasta el próximo viernes 30 de abril, día en el que termina la prueba Titan Desert, la más inminente de mis aventuras / experimentos. Enfoque radical.

Ahora, en el tren camino a Barcelona para la firma de libros en Sant Jordi. Me doy cuenta de que es el único camino para disfrutar de la experiencia. Extraer el máximo de inputs del experimento y terminar la carrera.

¿Por qué enfoque radical?

Porque me enfrento a 662 kilómetros de bicicleta de montaña, durante 6 días seguidos entre montañas y desierto, en Marruecos y no llego ni de lejos tan preparado físicamente como lo he hecho en Ironman, Ultraman, Burning Man Quest o Desafío Vida (incluso aunque no lograra terminarlo). Porque esto significa que voy a tener que empujar el trabajo intelectual y emocional más allá que lo que podría exigirme del físico. Ese tipo de trabajo es lo que te separa de lograr metas que pueden parecer inalcanzables cuando tú mismo sabes que podrías no lograrlo. Ya he estado ahí antes (Ultraman), pero en esta ocasión voy con mucho más respeto (¿Temor?) que en otras ocasiones. Quizá porque veo que me falta técnica. Más horas de rodaje, más adaptación. Más preparación, más confianza otorgada por las horas y horas que no he tenido ni he podido dedicar.

Porque necesito y debo dejar a un lado la cantidad de proyectos. Compromisos, iniciativas, fechas en la agenda, clientes, libros, negocios, experimentos. Desafíos, personas y cualquier otra cosa que pueda distraerme de aquello que ahora tengo en frente de mi nariz. Eso marcará la diferencia. Estos días he estado sobrepasado, los días parecían vencerme, no llegaba a todo y cuando llegaba lo hacía tarde. He sido menos Ultraproductivo, a pesar de todo lo completado en estos días. No he sido mi mejor yo, la razón no ha sido otra que dejarme llevar por lo que ya pasó y por lo que estaba por venir y olvidar lo más importante, bailar con el momento presente. Exprimir ese instante que se transforma en tendencia.

Trabajo emocional

Cuando de los 19 días de preparación iniciales, solo logras sacar 10 días y te encuentras en ese tipo de situación. En un deporte que no dominas, en condiciones desconocidas. Cuando ni siquiera sabes muy bien a lo que te enfrentas, las rutas, desniveles, condiciones climatológicas, cansancio y cualquier imprevisto. Necesitas ese enfoque radical para lograr obtener tu mejor trabajo emocional. Alinear tu consciencia, tu experiencia hasta este punto y tus habilidades, para sacar el mejor turbo que puedes encontrar. El que sale desde tu alma, el que tú proyectas y amplificas. Ese tipo de trabajo emocional e intelectual. Y en parte espiritual, que te ayuda a trascender límites en condiciones adversas.

Llego demasiado pronto

Es cierto que no comienzo desde cero, que tengo fondo y muchos kilómetros de carretera a mis espaldas. Sin embargo, desde Desafío por la Vida y la cancelación de La Gran Hazaña, perdí la motivación y en parte la forma. He ido manteniendo el deporte, pero no como entrenamiento, sino más como una práctica saludable. Un súper-hábito, he dado más protagonismo a mi profesión, a otras partes de mi estilo de vida a otro disfrute. No es una excusa, es aquello que tengo frente a mí. Es lo que soy y es lo que he elegido. Reconocerlo me permite encontrar maneras de buscar la solución adecuada. En este caso, enfoque radical y trabajo emocional.

Ayer, mientras estaba en la sesión de fisioterapia, me encontré a mi mismo perdido, embriagado por el perfume de la ansiedad, fue maravilloso darme cuenta. Eso me ha traído aquí. Consciente de lo que he hecho, lo qué no, lo que soy, lo que no, qué puedo hacer y qué no, lo que me falta, lo que me sobra. Lo que necesito y lo que no.

Mañana a las 9am estaré montado en una Ajram Bike, inexperto en esta modalidad y poco preparado físicamente, pero conociendo muy bien mi cuerpo y aquello que hay dentro de mi mente, sabiendo hasta donde puedo llegar y con un enfoque radical, aislando cualquier cosa que no sea cada kilómetro que recorra y las sensaciones y lecciones que vienen con todo ello.

Siento que como en otras ocasiones importantes, he ganado antes de empezar.

Mar
26

Todos somos extraordinarios

By Isra Garcia  //  Cambio, Mapmakers, Reflexiones, Stand OUT Program  //  1 Comment

todos somos extraordinariosDesde hace dos lunes a hoy, he entrevistado y conversado personalmente y de forma individual, con 31 posibles personas que podrían participar en Stand OUT Program Valencia. Todas ellas pasaron la fase preliminar, consistente en completar 31 preguntas de forma consciente, intrépida, hábil y vulnerable.

Combinar 25 encuentros (virtuales) x 20 – 30 minutos ya era una gran aliciente para mi ultraproductividad, por eso inventé el sistema “entrevistas SOP” al final de cada día (entre las 20h y 00h) para poder llevarlas a cabo, funcionó. Sin embargo, me llevo mucho más que un nuevo sistema ultraproductivo.

Lo que he aprendido, o quizás ratificado, es lo siguiente:

De las 31 personas con las que conversé, 31 tenían una gran historia, 31 eran inspiradoras, 31 eran luchadoras, 31 eran apasionadas, 31 eran agentes del cambio, 31 eran excepcionales, 31 habían arriesgado, 31 había hecho algo increíble. Simplemente por el hecho de ser personas como cualquier otras. No, si estás pensando que estoy hablando de gurús, de doctorados, de personas exitosas en los estudios, atletas, súper genios o mujeres influyentes, te aseguro que no es nada de esto. Tiene que ver más con la historia de cada persona, historias de personas ordinarias que deciden hacer cosas extraordinarias.

A día de hoy, creo que no hay nada más poderoso que escuchar la historia de otra persona, escuchar bien. Cuando estás preparado y dispuesto a escucharla, no solo creas un conexión mágica con esa persona, sino que te das cuenta de que cada ser humano tiene un bagaje de experiencias, momentos, situaciones y vivencias que les definen con personas y profesionales. Es aquello que nos hace únicos, moldea nuestra personalidad y da forma a nuestra manera de actuar.

Con un set de preguntas afiladas adecuadas (como las de formulario para presentar en tu candidatura de Stand OUT Program por ejemplo) puedes descubrir la grandeza de una persona y eso tiene un valor diferencial. Solo hay que preguntar y escuchar, tan simple y tan surrealista en ocasiones.

El otro día leí una entrevista a Elon Musk donde decía lo siguiente: “creo que cualquier persona ordinaria puede elegir hacer cosas extraordinarias”. Vivimos rodeados de personas extraordinarias, pero no lo sabemos, porque no tenemos intención alguna en descubrirlo.

Photo credit: Do Costa Rica.

Feb
1

El amor nunca falla

By Isra Garcia  //  Reflexiones  //  No Comments

el amor nunca fallaEl amor es mucho más que vivir en pareja bajo un mismo piso. Mucho más que decir “te quiero” un montón de veces. Va más allá de los corazones en whatsapp y las llamadas de buenos días / buenas noches. Es más incluso que pensar en la otra parte y echarle de menos cuando no está.

Yo lo veo como algo más auténtico, más inteligente. Sí, irracional e ilógico también, no lo llamaría maduro, sí leal. No acordado ni organizado, sino desmesurado, incierto. Pero sobre todo, son hechos que lo dicen todo, no a la inversa.

Cósmico

El amor se construye en equipo y eso es algo maravilloso. Es una mezcla de conexiones compartidas que hacen que estemos dispuestos a tomar más riesgos. Ser más cariñosos, bajar la guardia, rendirnos a la vulnerabilidad de anteponer a la otra persona antes que a nosotros. No porque no te valoras lo suficiente o te sientes inferior o inseguro. Sino todo lo contrario, te sientes tan maravillosamente cuando sientes a esa persona, que lo mejor que puedes hacerla es subirla a lo alto de todas tus prioridades. Cósmico.

Si falla no sirve

Si en el amor no hay una frecuencia sintonizada en el mismo canal, olvídalo, nunca funcionará. O si en el amor tu instinto “arácnido” te avisa que algo no está en el sitio. No se equivoca, créeme, escarba y presta más atención a esos pequeños detalles que no tienen importancia. El amor nunca falla, por lo tanto, si algo falla, mínimamente, no hay amor por el cual merezca la pena luchar.

Sucede y ya

El amor no es un tarea que puedes tachar en una “checklist”. Esto es algo que he aprendido recientemente. Da igual que todas las casillas de tu vida estén completas. La casilla del amor no se completa intencionadamente, más bien sucede de manera imprudente.

Estos tres últimos años han sido muy ricos en materia de amor, sexo y rock n’roll para mí. Nunca lo busqué, siempre me dejo llevar, sin miedo. Sin pensar demasiado, más bien sintiendo todo lo que pueda. La mayoría han sido bonitos deslices, encuentros fugaces. Han habido algunos que han sido romances dignos de ser experimentados y recordados. Han habido aventuras bellas e insensatas. También desilusiones y relaciones sin salida. Nunca decepciones. Con cada una de estas experiencias, siempre he ganado en el amor y en la vida. No importa si ha sido un día o un año, si ha acabado bien o mal. Me siento ganador en todas, porque siempre he intentado que la otra parte creciera conmigo y se sintiera también ganadora. He amado y he dejado que mi corazón y el respeto, me llevaran al lugar que desearan.

Preparado, no ansioso

Paso mucho tiempo regocijándome con lo mucho que he disfrutado con todas las mujeres que han pasado por mi vida, creo que eso es bonito, le da más significado al amor. Todas esas mujeres han influido de una manera u otra en mi y han moldeado algo.

Intento amar mejor, también permitir ser amado – algo que necesito hacer todavía más. Soy más consciente sobre el amor y el enamoramiento, al final, aunque sea aleatorio, incomprensible y desbordante, no deja de ser una elección.

Lo creas o no, estoy convirtiéndome en un adicto a amar a las mujeres (y por contrapartida ser amado, aunque realmente estoy preparado a dar más de lo que recibo, estoy completo adentro, así que no vengo a por el intercambio), porque forma parte de mi estilo de vida, de lo que me completa. Me encanta sentir la sensación que todo eso produce en mí, creo que principalmente se debe a que me saca de mi zona de seguridad y me hace sentir más frágil, humano y digno.

Estoy listo para amar, porque el amor nunca falla.

Photo credit: BetIWontFail.

Ene
1

Los invencibles

By Isra Garcia  //  Cambio, Lifestyle, Mapmakers, Reflexiones, Vida  //  2 Comments

Hoy – minutos antes de empezar una juerga en Valencia y que probablemente pasará por Alicante hasta acabar en Madrid – escribo con magníficas noticias:

365 nuevos días, en forma del péndulo implacable del momento, frente a ti, cara a cara.

2015 ya ha dejado de funcionar, 2014 forma parte de la historia, 2013 es cosa de la prehistoria. Delante de ti, hoy. Sea lo que sea aquello que pasó hace unos días, ¿Ayer? no es relevante para la posición que el mundo espera que tomes, tampoco es relevante para mí, ni para tus lectores o clientes.

Dias pasados, 2015, fin.

Futuro, algo incontrolable, que no te pertenece ni mayormente es de tu incumbencia, tu control sobre el tiempo cercano, los próximos días o meses, es como hacerte escuchar en una sala llena de políticos, cero. 2017 es la mayor incógnita del mundo cuando el día de mañana es desconcertante, 2018 es una utopía, 2019 no sé si existirá ¿Lo sabes tú?. Antes que todo esto, hoy. Sea lo que sea aquello que pase en unos meses o en un año ¿Mañana? no ejerce poder de decisión sobre lo que más necesitas hacer para crear lo que algunos podrían llamar un buen futuro. Nadie que está marcando la diferencia en el mundo está preocupado por cómo va a a ser excepcional en un año, el esfuerzo que están realizando ahora es demasiado hermoso como para no disfrutarlo.

Días futuros, 2017, fin.

Hoy, 2016, vida nueva con la misma camisa de ayer. Milagro, la posibilidad de volver a ser colosal, la oportunidad de cambiar las vidas de personas que lo necesitan, la probabilidad de forjar tu propia leyenda y cavar una buena fosa en la que descansar cuando hayas agotado todo el jugo de la vida. Nosotros los optimistas, vemos un nuevo capítulo para la historia, un nuevo tomo para la leyenda, un nuevo paso para construir tu legado. Nosotros los optimistas, vemos hueco para más magia, desenfreno y encantamiento. Nosotros los optimistas, pensamos que la incertidumbre vendrá precedida del algo bonito. Trabajemos por ello, maldita sea.

Has tenido éxito, has fracasado, has sido reconocido, o todavía no eres nadie, sientes dolor por una perdida o te encuentras lleno porque lo tienes todo en esta vida. Frustrado por tu situación laboral o realizado por escalar peldaño tras peldaño hasta llegar a la fama. Ansiedad por que tu vida te controla como un títere o convicción y seguridad porque eres el dueño de tu tiempo. Sea como sea, estás vivo, brinda por ello, celebra. Alégrate. Sonríe.

Mira ahí dentro, detenidamente, no apartes la vida todavía ¿Lo ves? Exacto, eres más de lo que piensas que eres, eres la personas que sabes que llegarás a ser.

Estos somos nosotros, como dice mi amigo Nacho Ibernón, los invencibles, los que hemos peleado siempre, los que vamos a poder, los que lo éramos todo cuando apenas éramos nada, los que nunca se detuvieron, los que soñaron tanto despiertos que finalmente lo hicieron realidad, los que sobresalieron de si mismos. Los que éramos felices esforzándonos, aquellos que nos alegrábamos de fallar más que de terne éxito. Hablo de nosotros, los invencibles, los dibujantes, los insolentes.

Nosotros, los invencibles

Nota el calor que emana de este 2016, pronto empezará a prender y arderá, será un año intrépido. Que empiece ya, vivamos demasiado rápido, a fuego, sin perder el sabor de disfrutar cada segundo.

2016, un año para los invencibles. Fin.

(Artículo inspirado por un mensaje que recibí de Nacho Ibernón.)

Photo credit: Bratvolk.

Dic
29

Mis 3 palabras para 2016

By Isra Garcia  //  Cambio, Equipar, Liderazgo, Lifestyle, Reflexiones  //  20 Comments

Este año apura sus horas finales en estos últimos días, han sido como otros cinco años condensados en uno solo ¿verdad? Qué intensidad, qué extasis, que exhaltación, que bien aprovechado.

Ver terminar este año 2015, me recuerda que es el momento de pensar en mis tres palabras para el próximo 2016 – y quizá tú en las tuyas. Esta es una grandísima idea que tomé prestada de mi colega Chris Brogan allá por el año 2010. El método es simple, establecer tres palabras que serán los pilares maestros de lo más importante que trates de conseguir en este año que entra. Tres palabras que serán tus lápices para dibujar el mapa en este nuevo lienzo que hay frente a ti.

Toma responsabilidad sobre estos próximos 365 días

Porque alcanzarás tus metas profesionales. Porque aprenderás a cocinar, bailar salsa, tocar el piano o correr más rápido. Porque encontrarás tu propósito. Porque vivirás días mágicos, porque serán lo que tu quieres que sean. Es por eso que elegir tus tres (o diez si lo prefieres) palabras es tan significativo y esencial. Matizo aquí, esto no va sobre elegir tres palabras que te parezcan bonitas e inspiradoras, únicamente, eso es solo el 30% del ejercicio, el núcleo está en que te acompañen desde el primer hasta el último día, empezar con el fin en mente.

Necesitaría ser algo con lo que estuvieras alineado durante todo el año, algo que no te dejara marchar y ni tú a ello, son un set de credenciales que darán sentido a lo que hagas en estos nuevos 365 días que tienes por delante. Serán el timón desde cual navegar, para lo bueno y lo malo.

La cronología de mis tres palabras

Puedes ver aquí todas mis tres palabras desde el año 2010 hasta el año 2015 (y ahora 2016). Éstas fueron:

  • 2010 – tiempo, aprender, aplicar.
  • 2011 – humildad, soñar, personas.
  • 2012 – equipar, enfoque, dibujar.
  • 2013 – lanzar, vivir, cambio.
  • 2014 – transformación, escalabilidad, apalancamiento.
  • 2015 – lifestyle, disrupción, imperfección.

Si las examinas todas, desde el primer año a día de hoy, puedes ver la evolución, el camino andado, el aprendizaje y el foco adquirido. Todo ha estado conectado de un año a otro, he vivido el propósito y mayormente lo he conseguido. Cada una de todas estas palabras ha marcado mi trabajo, mi vida y le ha dado sentido a todo.

Cuando ahora vuelvo la mirada hacia las últimas tres palabras de este año que ya cerramos, veo la importancia y aplicabilidad que han tenido cada una de las tres, consciente e inconscientemente, durante todo este tiempo.  Por ejemplo, la palabra de 2015 “lifestyle” ha sido la credencial que ha conducido mis días, desde mi lifestyle ha emanado felicidad, proyectos, forma de trabajar y hasta un libro que verá la luz en breve. He creado varios experimentos y he rediseñado mi estilo de vida para que todo esté alineado conmigo, con mi éxito, con mi presente, con mis objetivos, con mi profesión y compromiso con clientes, relaciones y sueños. “Lifestyle” me ha moldeado. “Disrupción” fue la segunda, cuando miro la lista de todo lo que he hecho, creado, lanzado, intentado, fracasado y experimentado, solo puedo pensar en la palabra “disrupción” como forma de vida, mentalidad de trabajo y manera de pensar. Me entusiasma la manera en la que esta credencial se ha adherido a mi personalidad. “imperfección”, la tercera y última palabra, he canalizado toda la imperfección que he encontrado dentro y afuera para lograr más autenticidad, más vulnerabilidad, más desarrollo, más negocios, marcas y procesos humanos. Más conexiones, más química, más resonancia, más amor.

Mis tres palabras para 2016

Mis tres palabras para 2016

Generosidad

Siento que estoy llegando a un momento de mi vida en el que lo que más completo me hace sentir es dar, ofrecer, regalar, incluso mi tiempo – lo más valioso que tengo en mi vida. Empecé a darme cuenta de esto a mediados de este 2015, luego fue creciendo todavía más, cuando por ejemplo el día de mi cumpleaños decidí como regalo donarme a 33 iniciativas sociales que pudieran necesitar de mi trabajo, tiempo y esfuerzo. Durante estos tres últimos años he aprendido que puedo hacer cosas fascinantes por las personas, supongo que como cualquier humano que se da cuenta de ello, que puedo cambiar la vida de un puñado de personas, que no puedo cambiar el mundo, pero sí un pequeño trocito poco a poco, que puedo hacer cosas por amor tan fantásticas como la sensación de estar enamorado/a, que puedo estar completo del todo. Cuando he sido consciente sobre ello y he explorado para saber sobre qué recaía todo, la respuesta ha sido generosidad. Quedé maravillado. Esa es la razón por la cual la credencial generosidad guiará todavía más si cabe mis esfuerzos, mi profesión, mi relación con las personas de mi entorno y con quien encuentre en mi camino, daré lo mejor de mí, me compartiré incluso a mí mismo, porque no siento que pueda hacer algo mejor en este momento de mi vida. Estoy lleno.

Sobre el oportunismo y la oportunidad de aprovecharse de mi generosidad, eso no ocurrirá, conociéndome lo que me conozco y todo lo vivido hasta ahora, pienso que es poco probable que alguien pueda aparecer e impactarme tanto (negativamente) como para cambiar quien soy y qué hago. En el mejor de los casos, en cualquiera de los casos, el impacto sería solo positivo, lo cual me ayudaría a mejorar y crecer en ello.

Consciencia

Ahora que mi estilo de vida es una constante vital que me permite llegar a todo lo que deseo, lograr las metas que marco, sentirme como nunca antes me he sentido y conocer aquello que hay dentro de mí y reconocer el efecto que mis decisiones, acciones, elecciones, profesión y comportamiento causan en las personas y el mundo de mi alrededor, es el momento de profundizar lo más adentro que pueda y ver que es todo lo que queda por ver, si logro verlo todo claro. Este 2016 voy a iniciar un viaje introspectivo hacia lo más profundo de mí y de mi consciencia, empezando por el ritual de Ayahuasca (a mediados de enero), pasando por un viaje en solitario durante un mes, hasta llegar al retiro espiritual Vipassana a finales de año. Sé que lo que voy a encontrar en todo este camino no van a ser acoiris, fiesta o abrazos, soy muy consciente de ello, sin embargo, estoy dispuesto a seguir dibujando el mapa por esta ruta tan inquietante y perturbadora. Siento que estoy preparado para viajar a lo más profundo de mí y encontrar todo aquello que está enterrado allí. Ser consciente sobre el porqué de tus sesgos, miedos, frustraciones, ansiedad, maneras de actuar incomprensibles, reacciones inesperadas, incluso de tu iniciativa, determinación o predisposición al cambio, a trabajar más, a encontrar la excelencia en lo que haces y vives, el por qué de todo y ser consciente de ello. Este es el año. Extenderé mis periodos de meditación, dedicaré más hora a la práctica de mindfulness, me analizaré más de cerca.

Si ahondo en mi consciencia y hago una gran introspección, esto posiblemente me ayudará a ser más libre, a darme más y mejor, a amar todavía con más intensidad y comprensión, a trabajar en mis más mayores defectos y debilidades y a identificar porque algunas cosas las veo como amenazas en lugar de oportunidades.

Presente

Estoy ante una de las credenciales más determinantes que existen, el presente. Es la credencial que más voy a disfrutar. La última palabra es la clave de lo que voy a conseguir este año, voy a utilizar todos mis recursos (tangibles y no tangibles) por vivir en el presente con intensidad y densidad a la máxima velocidad posible mientras lo saboreo y lo disfruto al mismo nivel. Equilibraré intensidad, velocidad y disfrute por el momento. Llenaré mi año de más viajes, más proyectos, más iniciativas, más ideas materializadas, más aventuras, más relaciones, más sonrisas, más intimidad, más experimentos, más crecimiento personal y profesional, más logros, más inputs, más resultados, más experiencias vitales, más amor, más juergas, más todo de aquello que me llena. Presente me guiará hacia hacer de este año el último año de mi vida, si logro vivir este año como si fuera el último año de mi vida con más intensidad, consciencia y paz sobre el momento presente que nunca antes, entonces solo necesitaré replicar el modelo para los próximos años, ya estará incrustado en mí. El presente me ayudará a sentirme más vivo que nunca antes.

Tus tres palabras para este año

Todavía algo más colosal que compartir mis tres palabras e impulsar a otros a hacer lo mismo como Chris lo hizo conmigo y otros miles, fue que, en 2013, casi más de cien personas se sumaron al movimiento, en 2014 más de ciento veinte personas. En 2015 cerca de doscientas cincuenta personas, todas esas personas se comprometieron con ellas mismas ¿No es genial?

Si ahora estuviéramos tú y yo cara a cara y te preguntara cuales serían tus tres palabras para 2016, ¿qué es lo que me responderías? ¿Qué tres credenciales liderarían tu año? ¿Qué utilizarías para conseguir tus propósitos más salvajes?

Comparte tus tres palabras aquí en la sección de comentarios (junto a un enlace de tu blog, sitio web o Medium o Instagram, si decides publicarlo también en alguna de esas plataformas. Si puedes y te apetece, sugiero utilizar el hashtag #3palabras2016. de esta manera podré recopilarlas todas dentro de un tiempo para  compartirlas todas juntas una poderosa lista.

¿Cuáles son tus tres palabras para 2016? Vamos, el mundo te está esperando, salta.

Dic
27

Amor por enamoramiento

By Isra Garcia  //  Reflexiones  //  No Comments

Estar enamorado de amor - ENAMORAMIENTOEl amor. El enamoramiento.

El amor hacia otra persona del sexo opuesto (o del mismo sexo si es el caso).

Esa emoción inexplicable, que todo lo consume al mismo tiempo que te llena de alegría.

Aunque pienso que San Pablo lo dijo mejor: “sin amor, no soy nadie”

La habilidad para amar fue entregada a todo nosotros como un regalo celestial que no muy a menudo regalamos. En la mayoría de ocasiones por miedo, en otras ocasiones por confusión, en otras por desconfianza o incluso por falta de práctica, o bueno, simplemente porque a veces no sabemos cómo amar, si realmente estamos amando o es otra cosa parecida.

Para amar es imprescindible estar enamorado, para estar enamorado es necesario sentirlo, para sentirlo hay que vivirlo, para vivirlo debe quemar ahí dentro. Es un proceso, inexplicable, incomprensible, ilógico, pero es un proceso que casi nunca coincide como único patrón. Es inconexo, pero es un proceso. Inevitablemente necesita ser sembrado, cultivado, regado y cuidado con especial cariño.

Esa clase de amor, ese que te golpea y te hace hablar de forma estúpida. Te lleva a cometer actos aleatorios de heroísmo. Te convierte en algo tan irregular como una gelatina. T hace vulnerable y frágil y te lleva a una clase de locura absolutamente irracional y fascinante. Incluso aunque no sea la mejor y más sana opción. Ese tipo de amor de enamoramiento, cambia todo. Esa explosión de controlada de algo fantástico. Te proporciona un sentido de propósito, modifica por completo tu realidad, re-define tu comportamiento y hace que la vida merezca la pena.

El enamoramiento sin amor

Solo una cosa, no confundas generosidad con amor. Cariño con estar enamorado. Entrega con recibir. Estar bien con pillado hasta los huesos. Querer no es permanecer enamorado, comprobado. Me he dado cuenta de todo esto, lo he vivido en mis carnes. No sé cuánto tiempo he estado enamorado, no sé ni siquiera si verdaderamente lo estuve, porque no sabría medirlo, no sabría describirlo, vaya. Si ese es el estado, entonces no sé si en mis treinta y tres años he sentido esa sensación que estruja tu corazón de manera tan pura e intensa. Es decir, si el KPI para medirlo fueran las veces que tus piernas tiemblan cuando la otra persona te mira.

Cuando tienes la capacidad de volcarte en algo como si te fuera la vida en ello, en lo que sea, puedes confundir amar con esta enamorado, como puedes confundir excelencia con exigencia o falta de tiempo con procrastinación.

Si tu corazón no palpita mucho más rápido de lo normal cuando la persona que amas te toca, no estás enamorado. Estremecedor al mismo tiempo que revelador.

Extra: aunque esa clase de amor sí existe.

Photo credit: Isra García.

Sep
22

Conclusiones finales experimento 20 días en silencio

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle, Reflexiones  //  No Comments

conclusiones finales experimento 20 días en silencioEl jueves 3 de septiembre llegaba al final del experimento 20 días en silencio. Lo daba por finalizado, rompiendo así el silencio tras esta veintena de días. Para escribir las conclusiones finales decidí darme unos días de respiro. Los suficientes como para digerir y comprender todo lo que este experimento había supuesto.

Si llegas aquí por primera vez y no sabes de que va el experimento, puedes consultar aquí toda la historia. Desde el principio hasta el final.

Experimento 20 días en silencio – conclusiones

Después del experimento 20 días en silencio y un tiempo prudente para reflexionar sobre lo acontecido. Estas son las conclusiones finales – buenas y no tan buenas – del experimento:

  • Escuchar no es cuestión de no hablar, es cuestión de dejar hablar a los otros.
  • Cuando dejas de comunicarte verbalmente, cuando permaneces en silencio, cuando respiras serenidad. Entonces empieza el diálogo interior, la introspección y el camino hacia ser más consciente.
  • Permanecer en silencio absoluto por más de 5 días puede ser desconcertante y casi una misión imposible. Cuando pasas del los 10 días tu mente te ataca ferozmente. Con recuerdos, momentos y pensamientos ocultos y que no imaginarías. Antes de llegar a los 15 días estás fuera de lugar, no te reconoces, parece que no sabes quien eres, estás vencido, rendido a tu mente. Cuando sobrepasas los 15 días quieres romper el silencio y abandonar. Cuando llegas al 17 hasta el 19 empiezas a entender el juego de tu mente. Entonces te das que has encontrado a nuevo tú, eres capaz de estar presente. El día 20 eres capaz de entrar dentro de ti, más profundo que antes, con intención. Logras ver el mundo pasar desde otra perspectiva, los hechos, palabras, gestos, se ralentizan, el mundo se para mientras tú sigues en movimiento.
  • No controlamos a nuestra mente, nuestra mente nos controla a nosotros, la mayor parte del tiempo, digamos que en un 90% de las veces (siendo optimista)
  • Cada vez que nos dejamos llevar, no estoy seguro de que sea porque seguimos nuestro instinto, más bien somos conducidos por nuestra amígdala.
  • Las emociones más fuertes van acompañadas de palabras, cuanto estas emociones (o sentimientos) no logran ser expresados se acumulan, un día explotan y todo sale a borbotones.
  • Hablar es un hábito que puede ser cambiado en 20 días, con una disciplina de acero, por supuesto. A los 20 días ya había desarrollado un hábito que era una especie de alarma que se activaba cuando parecía que iba a hablar, alertándome de que no lo hiciera. Era como disponer de 2 o 3 segundos extras antes de hablar, esto ha venido precediéndose hasta hace unos días. Era una sensación extra. La conclusión es que hasta uno de los hábitos más primitivos que existen, inherente al ser humano, hablar, puede ser modificado. Imagina cualquier otro hábito como fumar, sedentarismo o llegar siempre 30 minutos antes al trabajo.
  • La convivencia en un silencio elegido es realmente compleja si las personas que conviven no se encuentran en la misma situación. No obstante, después del silencio, la relación mejora, se sensibiliza, se estrecha todavía más. Hay más apego y comprensión.
  • En el momento que logras permanecer en absoluto silencio por un tiempo considerable y prolongado, te das cuenta como puedes conseguir cualquier cosa que te propongas.
  • Inevitablemente adquieres nuevos hábitos y habilidades. Éstos probablemente variarán del camino que un experimento de este tipo te haga andar.
  • He ganado paz y serenidad. Soy más difícilmente irritable.
  • Definitivamente te vuelves extensamente más empático, tienes mucha más facilidad para colocarte en el otro lado y ver las cosas parecidas a cómo otra persona las podría interpretar.
  • Personalmente, este experimento me ha dado más de forma espiritual, emocional e intelectual que cualquiera de los experimentos y desafíos que he hecho hasta ahora.
  • Mi forma de conversar e interactuar con otras personas ha cambiado lo suficiente como para que yo y otras personas se den cuenta, he ganado respeto por los demás, mejor perspectiva de sus opiniones y más profundidad de conversación. Lo catalogaría como una relación más justa, pausada y genuina.
  • Mi reacción desmedida, repentina e incendiaria – un demonio que en algunas ocasiones se apodera de mí – casi ha desaparecido, o por lo menos se ha visto dramáticamente minimizada.
  • Mi atención al detalle, a lo insignificante a lo pequeño, se ha visto alterada muy positivamente. Estoy descubriendo cada día cosas, gestos, movimientos, expresiones, sensaciones que antes ni siquiera sabía que existían. Ejemplo: en cada conversación, me da la sensación que tengo como 15 segundos más para recrearme en las palabras, gestos o mirada de la otra persona. Esto me ayuda a entenderla mucho más y mejor.

Sí, hay más en este experimento 20 días en silencio. En poco menos de un mes publicaré una especia de informe con todo el seguimiento exhaustivo. Habilidades adquiridas, nuevos hábitos, cuadro de mando, datos cualitativos y cuantitativos y otros detalles. Para ti, en este blog, sin coste. Por tu atención y compromiso.

Algo más

No te recomiendo veinte días en silencio, ni siquiera podría recomendarlo, pero si te interesa descubrirte. Estar presente en el momento y ganar una conciencia bastante profunda, considera probarlo. Nos resultados son toda una duda, hacerlo te enfrentará a algo que desconoces, podría resultar.

Jul
13

Por qué me siento pequeño

By Isra Garcia  //  Equipar, Human Media, Reflexiones  //  3 Comments

isra garcia - me siento pequeñoMe siento pequeño y  más vulnerable que nunca. Esto es lo que ahora, en el vuelo desde San José a El Salvador, siento después de haber pasado 24 horas en Do Lectures Costa Rica.

Do Costa Rica es un evento perteneciente a Do Lectures, una serie de conferencias que ocurren en cuatro o cinco partes del mundo. Aunque podría parecer un primo hermano de TEDx Talks, en realidad es algo distinto, por el enfoque que le dan sus creadores, puedes leer más aquí, por la perspectiva y por el objetivo. Para mí, el solo haber sido propuesto para participar ya supone toda una recompensa. Haber participado como uno de los speakers, una experiencia vital que me ha marcado como persona y profesional. Ahora te voy a contar por qué.

6 razones para sobrecogerme

Primero, por la ubicación donde se ha realizado, Puerta a la Vida, un hub para emprendedores, creadores, makers y organizaciones, en medio de un paraíso natural en el corazón de Costa Rica. Un sueño que mi amigo Edward Zaydelman decidió convertir en una realidad. Un lugar con una energía descomunal. Desde el momento que pisé el lugar, me di cuenta de que no era un lugar como los que había visitado en mis viajes previos en otros países. La sensación fue algo parecida a la que experimenté cuando llegamos a Burning Man, energía fluyendo por la tierra, aire y personas que penetraba en tu cuerpo.

Segundo, por lo que significaba la primera edición de Do Costa Rica para el país y para una comunidad de líderes que sigue creciendo. Ser considerado para aportar algo de lo que posees me parecía una maravillosa oportunidad que sin duda estuve dispuesto a tomar.

Tercero, por las personas que he ido encontrando en este camino, porque tan pronto como llegué al aeropuerto, conocí a tres integrantes de la comunidad Do Costa Rica, Cali, parte del equipo y dos tipos brasileños, Julio y Roberto, con una actitud llena de vida, de complicidad, de trabajo por el cambio y humanidad. Conectamos al instante, mi instinto me decía que era el preludio de ago más profundo. Yo era el último speaker en llegar, también el último asistente. En unos minutos de estar allí sentías la vibración de las personas que allí habían, no era un evento convencional, desde luego que no. Podrás verlo aquí y aquí y lo comprobarás en un mes cuando lancen los vídeos con las charlas de todos y cada uno de los que participamos. Conocí a Javi y Sebas, dos de los organizadores del evento, junto al bueno de Edward. Hablé con otros y confirmé mis sospechas, era un lugar donde lo que había hecho hasta ahora era algo común e insignificante, lo cual me aterraba al mismo tiempo que me encantaba.

Cuarto y más importante, por la calidad humana y profesional, desde el primero al último asistente. Imagina participar en un evento donde cualquiera de los asistentes podría estar en tu mismo sitio y hacerlo igual o mejor que tú.

Quinto, por la calidad, profundidad y valor de las historias que todos compartieron, no solo la de los demás speakers que participaron, sino las de cualquiera de las casi 200 personas que allí se habían reunido, provenientes desde lugares como Siria, Reino Unido, Kenya, Estados Unidos, Alaska, España o Panamá, entre otros.

Sexto y último, porque esta vez he tenido que ir más allá de una charla convencional al uso (iba con una charla creada al estilo TEDx), y crear algo que nunca había creado, y construido en 1 hora, en Inglés y desnudándome ante extraños como nunca antes lo había hecho ante nadie, ni mi madre, Enrico, tíos u Oscar. Viviendo así uno de los momentos transformacionales más potentes de estos últimos tiempos.

Todavía estoy perplejo por la conectividad lograda por este tipo de evento. Si cada evento fuera así, no me importaría asistir a uno de ellos cada semana. La sensación de humildad, dignidad, vulnerabilidad sincera es tan poderosa que te hace sentir grandiosamente pequeño y frágil. Genial.

Jul
5

El reloj de arena

By Isra Garcia  //  Cambio, Lifestyle, Mapmakers, Reflexiones, Vida  //  No Comments

Los seres humanos somos perecederos, queramos admitirlo o no, todos tenemos una fecha de partida, más pronto o más tarde, dejamos este lugar y desaparecemos. Crudo, pero cierto.

reloj de arena

Vivo con la creencia de que necesitamos un reloj de arena, ese que indica cuanto tiempo nos queda en la tierra. Ese que decide el día que empieza y acaba la existencia de cada uno de nosotros. El que realmente marca los latidos del corazón, el compás del trabajo, la realización y cualquier cosa que imaginemos. Es la brújula que indica a que dirección deberíamos apuntar dado el tiempo que queda restante.

Aquí viene la parte que en muchas ocasiones me parte el corazón, vivimos ignorantes a que sí existe ese reloj de arena (esté escondido donde esté escondido). Ahora la parte inquietante e incomprensible, no solo vivimos ignorantes a ello, sino que miserablemente pensamos que vamos a vivir para siempre. Esa es la razón por la cual pasamos el tiempo preucupándonos por lo que todavía no hemos conseguido, por lo que dejamos escapar, por aquello que nunca llegamos a lograr o por lo que otros han conseguido y nosotros no. Vives enamorado de un futuro que nunca parece llegar, y que adivina, nunca llega. Entonces, sin previo aviso, el reloj consume su último grano de arena y toca dejarlo todo y marchar, involuntariamente.

Pienso, con toda mi fuerza, que deberíamos vivir con ese reloj de arena para saber cuanto tiempo resta, no para frustrarte y perder los nervios, no. Sino para hacer de ese tiempo la hazaña más increíble jamás contada, para vivir una vida plena en toda su magnitud, para acabar con las lamentaciones, prejuicios y complejos y traer ante nosotros ese genio que hay dentro de ti.

Respóndete a esta pregunta ¿cómo harías lo que haces si te dijera que te quedan dos años en el reloj de arena? ¿Seguirías trabajando en la empresa que trabajas si te dijera que el reloj te da para cinco años? ¿Llevarías el estilo de vida que llevas si al mirar el reloj te dieras cuenta de que en diez años todo acabará? ¿Cómo sería tu mundo si solo tuvieras dos meses entre nosotros?

Ahora ve y haz justamente eso que estás pensando y que por alguna razón nos has hecho todavía. Toma responsabilidad por el tiempo que te queda en tu reloj de arena, forja una leyenda digna de ser recordada y honra a aquellos que no tuvieron opción de considerar esto.

Photo credit: Xava Du.

May
24

Deseo que

By Isra Garcia  //  Cambio, Disrupción, Reflexiones  //  1 Comment

Isra GarcíaIsra García escribiera más sobre marketing. Desearía que escribiera más sobre marketing online o transformación digital. Amaría que Isra hablara sobre marca personal (y por qué no). Me encantaría que Isra hablara sobre súper-hábitos, educación o habilidades núcleo. Me interesaría mucho que Isra tocara el tema de productividad. Innovación disruptiva sería aquello que me gustaría ver más en el blog de Isra. Oye, Isra ya no cubre social media.

Los posts de Isra son cortos. Los posts de Isra son largos. Los posts de Isra aportan valor en cantidades industriales. Los posts de Isra son bastante irrelevantes. Los posts de Isra incomodan, son esa clase de pinchazo en el trasero que necesito. Los posts de Isra son todos igual, demasiada inspiración y motivación. Isra se repite mucho en sus posts. Isra siempre ofrece algo nuevo en sus posts. Isra escribe demasiado sobre si mismo. Isra no da ejemplos sobre su propia experiencia. Isra está demasiado enfocado en el resultado y la excelencia y no en los espiritual o el branding.

Isra toma, toma, toma y toma todos los días. No pide permiso, ni perdón, siempre empuja hacia delante y va a la suya. Creo que está sobre-considerado. Definitivamente, ha perdido el norte. Ha olvidado de donde viene y quien era.

Desearía que Isra García fuera/hiciera…

Ahora que posiblemente tengo tu atención

Entra en desafioporlavida.com y haz una pequeña donación para mejorar la calidad de vida de los niños con cáncer en Colombia. Por favor.

O ayuda a un Contenedor de Ilusión a la compra de materiales escolares que se repartirán entre niños sin recursos. Por favor.

O súmate a combatir el Duchenne, una distrofia muscular diagnosticada durante la infancia que limita la esperanza de vida a 20 años. Todavía no existen curas, pero por primera vez, existen terapias promisorias en investigación y tratamientos que pueden retardar la progresión o prevenir complicaciones secundarias.

Ayuda a los niños, por favor.

Abr
4

La cultura de la humillación

cultura humillacionAyer, entraba a TED.com para ver alguna charla mientras comía. Tal y como vengo haciendo cada día regularmente desde hace alrededor de 4 años, en lugar de ver la televisión. Sigo, cuando entré, me llamó bastante la atención el siguiente titular “Monica Lewinsky: The price of shame” [el precio de la vergüenza]. Va sobre humillación.

¿Recuerdas a Monica Lewinski? Claro, seguro, una de las personas más humilladas que se recuerda en la historia. La recordarás por las noticias, por las canciones de rap que han hecho sobre ella, foto-montajes. Burlas, desprecios y denigración a la que ha sido sometida esta mujer desde 1998, hasta el día de hoy.

Leí el prólogo de la charla y parecía interesante. En parte porque no hablaba únicamente de su historia, sino de lo que hoy estamos viviendo todos como consecuencia del “lado oscuro” de Internet. La cultura de humillación, denigración y tiranía que se ha creado en el mundo online y la llamada urgente por compasión y humanidad.

La cultura de la humillación

Hace unos meses escribía este artículo sobre el oportunismo en Twitter y este otro sobre la cultura mediocre, nefasta y absurda que estamos creando entorno a Internet. Sin embargo, nada que ver con la brillante explicación de Monica del entorno que hemos creado. Un panorama donde hay adolescentes que se suicidan a causa de la humillación que reciben mediante las redes sociales, personas que quedan acomplejadas por otras que son más prominentes en la red y utilizan su poder negativamente.

¿Qué clase de persona espera el fallo de otra para persona para ridiculizarla y hundirla en el lodo? Seguro que puedes nombrar a por lo menos cinco o seis de carrerilla, ¿Y tú? Dime que no has hecho nunca esto. ¿Qué persona espera el comentario de un amigo para echarle una “puyita” ya sea en Twitter o en Whatsapp o a través de un email donde está parte del equipo y jefes? Esto no ayuda. Esto está haciendo mucho daño.

Esta charla es una llamada a la compasión humana. Si cambiamos cinismo, escepticismo y humillación por humanidad, podemos salvar Internet – y la vida de otras personas.

Imagina lo que es sentirte humillado hasta querer perder la vida. Cierto es que si no has estado ahí no puedes sentirlo. Yo no lo he sentido, espero y deseo no sentirlo nunca, te deseo lo mismo, pero cuidado con lo que tu haces sentir a otras personas. Puede que un día se vuelva contra ti y se convierta en tu peor pesadilla.

Vídeo: TED.com.

Photo credit: Esther Moliné.

Mar
21

Ahí va un pellizco

By Isra Garcia  //  Cambio, Equipar, Mapmakers, Reflexiones  //  No Comments

ahi va un pellizcoAlgunas personas pellizcan fuertemente, pero no esa clase pellizco físico que al rato desaparece (o cuando ya han pasado unas horas o días si es muy fuerte). Son pellizcos que tienen que que ver más con unan golpe seco en nuestra mente o en emociones. Son pellizcos que nos despiertan, que incomodan, que duelen y perduran en tu interior mucho más tiempo que cualquier impacto físico.

Esos pellizcos nos llevan a un lugar diferente, desconocido y que te hace crecer. Te llevan a nuevas ideas o nuevas maneras de pensar diferente. Estos pellizcos te ayudan a retar el statu quo. Te dan el impulso necesario para hacer posible cosas que previamente parecían imposible.

Podemos decir que quien los da posee una intención y un objetivo. Esa misma persona es capaz de ver un futuro de una manera más atrevida, audaz e intrépida, tres manera de decir lo mismo. Llamémosle insolentes, porque actúan en el presente para empujar a que tu futuro se convierta en realidad.

Eso es lo que lo que Coco Chanel intentó (y consiguió), Michael Jordan hizo aquí, la leyenda de Michael Jackson, o lo que Martin luther King Jr. movió, o lo que Seth Godin demostró, lo que Maradona inventó, lo que Jobs dejó, lo que Ali cambió, lo que Richard Branson creó, lo que Diana revolucionó. Eso es la esencia de lo que hoy nos pellizca de manera descarada. Todos ellos vieron un futuro diferente, todos ellos pellizcaron al mundo y nos despertaron de un letargo importante. Sin embargo, no es necesario irte a estos grandes iconos, en tu barrio, en tu trabajo, a nivel local, en tu colegio o en tu comunidad existen esos irreverentes que pellizcan sin importarles nada más que incomodarte para hacerte avanzar.

Y ¿no es eso lo que todos esperamos hacer con nuestras vidas? Avanzar. Pellizca y sé pellizcado. Si nadie lo hace, pellízcate a ti mismo, busca esa capacidad innata de empujarte a ti mismo más de lo que te empujaría cualquier otra persona y si no lo logras, busca a alguien que te de esa patada en el culo, bien fuerte.

Aquí está mi pellizco.

Photo credit: Nate Sit.

Mar
1

El crítico interno

By Isra Garcia  //  Equipar, Human Media, Mapmakers, Reflexiones  //  8 Comments

el critico internoEs sin duda el crítico más exigente, duro, machacador y frustrante. Hablo del destructivo, del cínico, obviamente. Es otra forma en la que el dark side se manifiesta. El crítico interno.

El asunto es, cuando me descuido y bajo la guardia, estoy permitiendo que mi crítico interior comience a lanzarme palabras negativas. Es bastante fácil y probable decirte a ti mismo que eres estúpido o que quizás no eras tan buen como pensabas, o quizás nada bueno en absoluto. ¿Adivina algo? Cuanto más te dices a ti mismo este tipo de cosas, más crees que todo eso es verdad. ¿Qué decir entonces? “Guau, he sido el causante de todo este lío, pero finalmente he conseguido encontrar (o encontraré) la manera de solucionarlo” o “vaya, si no lo hago tan bien como pensaba que lo haría, esto quiere decir que debo trabajar y practicar y pulir mucho más esto para mejorarlo y llegar donde sé que puedo legar” o “a lo mejor es una señal que significa que debería cambiar la manera de hacer lo que estoy haciendo”. Combate tu crítico interno.

Cuenta tus palabras negativas

¿Quieres asustarte? Toma un papel y un bolígrafo o abre una nota en tu Evernote que diga como título “palabras negativas”, llévalo contigo a todas partes. Cada vez que pienses en algo negativo que decirte a ti mismo, apúntalo en la libreta con una marca o si quieres ir un poco más allá, descríbelo. Al final del día, te prometo que tendrás más de 30 marcas o items. Si eres deliberadamente honesto contigo mismo y marcas todas todas, podrías estar cercano a las 100. Ahora, ¿aceptarías eso de una persona externa? ¿Te relacionarías con alguien que te dice alrededor de 100 0 150 cosas negativas en un día? ¿Cada día? Voto por un no.

El golpe más fuerte nunca viene desde una tu crítico exterior, sino del interior. del crítico interno.

Prohibe cualquier palabra negativa desde tu crítico interior hacia ti.

Bloquea tu crítico interno

En ocasiones identifico a mi propio crítico intentando sabotearme, creando ansiedad, inquietándome con el amargo sabor de la derrota. Le escucho decirme cosas como “¿qué sabes tú de eso?”, “eres un fraude”, “serás el hazme reír”, vas a hacer el ridículo” o “un día te quedarás en blanco”. Ciertamente, escucho atentamente y trabajo precisamente en todo lo que podría causar esa gran frustración y temor, hoy lo comparto contigo.

Puedes hacer esto tu mismo. Nadie tiene que saber sobre esto. Si no te lo hubiera contado tú no lo sabrías. Inténtalo. Pruébalo, en el fin de semana o en vacaciones y ve trabajando en ello cada día. Merece la pena.

¿Lo hacemos juntos?

Photo credit: Amanda.

Feb
23

Un conflicto interesante

un conflicto interesanteAntes de que envíes a alguien un email con recomendaciones o consejos, considera que la pregunta sobre cómo deberías vivir tu vida o maximizar tu trabajo es una cuestión diferente, una que debería ser tratada y en la mayoría de las ocasiones de manera íntima. La pregunta de cómo (o si) deberías pasar a la acción es algo que se elige, se decide, no es algo que tenga que ver con una responsabilidad o lista de tareas, de nuevo es personal.

La tendencia que es verdaderamente preocupante es la noción de que tenemos el derecho de molestarnos cuando la verdad no está alineada con nuestro punto de vista, y entonces los sesgos y expectativas crean un guión individualizado que te enfrenta a la realidad que sucede ahí fuera.

¿Crees que al hombre del tiempo le importa lo que piensas? No, sólo le importa cómo le haces sentir después de ser escuchado.

Photo credit: Isaac Silver.

Feb
22

En búsqueda del amor perecedero

By Isra Garcia  //  Cambio, Mapmakers, Reflexiones, Relaciones humanas, Vida  //  2 Comments

el amor es perecederoEl amor es temporal. El amor es para siempre. El amor no existe. El amor es perecedero o quizás no.

No importa cuanto dure el amor entre tú y otra persona – si mucho o poco – ni que va a pasar mañana ¿quién lo sabe? ¿tú? Lo que importa es el momento, los minutos, horas y días y años compartidos, la calidad de las conversaciones, el aprendizaje mutuo, la electricidad del roce de dos cuerpos, la intensidad de las miradas, el respeto, admiración y compromiso del uno por el otro. La pasión de los besos dados, el sexo enloquecedor, esa química que solamente ocurre con esa persona, el resultado de todo eso es lo que cuenta; hacer que el amor perecedero merezca la pena.

Es entonces cuando pueda que perdure para siempre. Qué ironía, hacer que lo perecedero cuente podría ser justamente la clave para ese amor longevo y chispeante.

El amor es aquello que puedes depositar en las personas, mucho después de que físicamente te hayas marchado. Es ser lo suficientemente consciente de preocuparte por la persona que te importa.

Si el amor que perece, renace o perdura importa, es fundamentalmente por cómo hiciste sentir a la persona que amaste. Si el amor tiene la posibilidad de perecer, probablemente tenga la opción de marcarte para siempre, corriendo el riesgo de marcharse o la magia de permanecer contigo.

Photo credit: Francesco.

Feb
17

Sé tu propio Seth Godin

By Isra Garcia  //  Lifestyle, Reflexiones  //  15 Comments

Seth GodinSoy un fan de Seth Godin, seguro que no soy el único. He tenido la suerte de verlo en directo, poder formularle algunas preguntas y luego hablar un rato corto e intenso con él. El suyo es uno de los 7 blogs a los que estoy suscrito diariamente, fue el segundo blog al que me suscribí, en 2009. Es fascinante, Seth es vastamente mejor blogger que yo, mejor conferencista. Un profesional mucho más perspicaz y genial que yo y un emprendedor con una carrera de hitos más contrastada y extensa que la mía. Todo esto está fuera de toda duda, Seth tiene un inmenso recorrido en marketing, hasta el punto de ser considerado uno de los mejores profesionales de marketing de la historia. Quizás eso es todo lo que percibes cuando lees sus publicaciones, o lo ves cuando participa en una conferencia.

Cuando leo una publicación de Seth Godin, lo que leo es alguien que puede sintetizar cualquier idea alrededor de una explicación tan punzante como obvia y al mismo tiempo reflexiva, hasta replantearte si lo que pensabas tú al respecto era cierto o no. Hace lo que hace de una manera que cientos de miles de personas se fijan en su trabajo y se preocupan por él. En mi caso me fijo mucho en su trabajo, he leído todos sus libros, claramente ha influido en mi desarrollo personal y profesional, en Human Media, en Mapmakers, en mi forma de pensar o presentar e incluso trabajar en proyectos o relacionarme con otras personas. He crecido y mejorado gracias a él (y a Chris, Gary, TED, Brian, Kevin y Hugh). Es increíble a la misma vez que esperanzador. Estoy agradecido por ello.

Sin embargo, no estoy citando ningún artículo, tampoco investigando, copiando o imitando. Estoy observando, analizando y buscando maneras de adaptarlo a lo que hago, mientras lo mejoro y amoldo a quien soy yo.

Sé Seth Godin

Deberías ser exactamente como Seth. Sí. Investiga y encuentra la forma correcta para hacer lo que pretendes hacer. Falla, crea ideas revolucionarias, lanza libros que perduren en el tiempo, sé extraordinario, escribe más de 5.000 publicaciones, obtén el blog más visitado de la historia. Elige a qué conferencias quieres asistir y a qué otras no. Carga más de 5 cifras por tus servicios profesionales.

Sé Isra García

Deberías ser exactamente como yo, sí, claro, pero siendo tú. Escribe una observación, anota algo que te llame la atención, encuentra una idea que resuene y trabájala hasta hacerla funcionar. Piensa como todo eso podría ser útil para otras personas. Impregna tu trabajo y tu vida de tu personalidad, de tus valores y de tu autenticidad. Publica un post que sea compartido tanto si es bueno como si no lo es. Lanza un proyecto que pueda tener éxito o fallar. Colócate al frente de tu causa tanto si eres admirado como si eres criticado. Ve más allá sin mirar a los lados.

Sé tú

Obviamente, la respuesta a todo esto que tú deberías ser tú. Tú eres el mejor tú de la historia. Si fuera como tú, escribiría como tú, hablaría como tú, fallaría como tú, me divertiría como tú, amaría como tú, elegiría como tú.

(La verdad sea dicha, pienso que blog de Seth Godin es el mejor del mundo, léelo aquí.)

Photo credit: boingboing.


EL PODCAST

WEB SERIES

IG - LA AGENCIA

LOS LIBROS

Speaking

Entrevistas / TV

Historial / buscar

Google+