Browsing articles tagged with "experimento archivos - Isra García - blog sobre marketing, transformación digital, innovación, estilo de vida, la nueva economía conectada, cambio, disrupción, incertidumbre, liderazgo y nuevas formas de comunicación más allá de social media, human media."
Feb
20

10 días todo sí VS 10 días todo no – experimento

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  No Comments

Antes de empezar a explicar de que trata el nuevo experimento, me gustaría hacer referencia al experimento sobre el miedo que anuncié esta semana anterior. La respuesta ha sido masiva, profunda, vulnerable y muy valiosa. Tanto que he decidido trabajar durante un mes más para prepararlo mejor. Gracias. Mientras tanto, seguiré investigando, observando, reflexionando y ajustando sobre el miedo. Y por supuesto, mientras tanto, realizando un nuevo experimento. Una bonita batallo, sí versus no.

10 días de SÍ a todo – 10 días de NO a todo

sí versus noAsí es. Este es el nuevo experimento. Sí versus no. Durante los 10 primeros días voy a decir “sí” a todo lo que llegue a mí. Luego, en los 10 últimos días de experimento, cambiaré de forma radical a un enfoque “no” a todo lo que venga. Voy a enfrentar el sí más extremo con el no más extremo y ver qué es lo que sucede, durante y después de los 20 días del experimento. Empezando hoy mismo con la primera fase, 10 días de todo SÍ.

Razones del experimento

Vivimos en una sociedad complaciente, donde no sabemos decir no. Donde el sí es en realidad un no cohibido. Donde el sí duele, donde el no es un lujo. Allí donde el “sí” no es “sí”. Donde el “no” no es “no”. La línea que separa el sí del no parece haberse diluido. Hay pocas personas que dominan un sí certero, real y confiado, pero hay menos personas que dominan un no contundente, respetuoso, educado y agradecido. En mi caso, no sufro de carencia de no, diría que a día de hoy me da más alegrías que tristezas, muchas más, no podrías imaginártelo. En estos últimos meses, incluso he llegado a cuestionarme si debería decir más “sí”. No por quedar bien, tampoco por necesidad, sino más por vulnerabilidad, descubrimiento y curiosidad. Así como por lanzarme hacia mi propia incomodidad.

He creado una zona de confort en torno al no, eso creo. Así que voy a salir drásticamente fuera de ella durante 10 días, para luego entrar de forma todavía más drástica al corazón de ese no. En la segunda fase con “no” a todo. Es un sí versus no, claramente.

Objetivos

Objetivos principales que el experimento persigue:

  • Comprobar en cuantos y en qué líos puedes meterte diciendo a todo sí. Versus diciendo a todo no.
  • Cómo te sientes cuando complaces o agradas a todo el mundo. Versus cuando desagradas a todos.
  • Qué impacto genera en uno mismo el “sí” siempre y que otro impacto genera el “no” siempre.
  • Qué sucede en tu exterior cuando todo es “sí” y qué es lo que sucede cuando todo es “no”. Cómo reaccionan las personas que hay en tu entorno, cuando cambias de padecer de forma tan exagerada entre unos días y otros.
  • Comparar y medir los resultados personales y empresariales que lograr con una estrategia u otra.
  • Encontrar aprendizajes, sistemas y formas de actuar que desconozco hasta ahora.
  • Descubrir cómo (y quien) algunas personas tratan de aprovecharse de la situación, en ambos casos.
  • Donde puedes legar diciendo a todo sí y donde puedes llegar diciendo a todo no.
  • Comprobar si podría haber conflicto interno e inconsistencias de comportamiento y/o principios.

Algo que me llama mucho la atención y me intriga, la reacción y el resultado a hacer algo que no esté dispuesto o no quiera hacer. Esto solo, me tiene completamente enganchado.

Sí a todo

Esta es la parte que más me echa para atrás. hablando claro, la parte que más vulnerable me vuelve. Es por eso que la coloqué al principio, será una buena oportunidad para enfrentar demonios. Sí a todo es sí a todo, por alguna razón pienso que va a ser veinte veces más duro que decir a todo que no. Aunque también dependerá de las circunstancias, personas, contexto, momentos. Veremos, la única forma de comprobarlo es lanzándote.

No a todo

Quizá esté demasiado confiado en los siguientes 10 días, quizá sea más duro de lo que espero. Voy a mentalizarme y pensar de forma más realista, de lo contrario mis expectativas podrían jugarme una muy buena mala pasada. Estos diez días serán los últimos. Una de las claves del experimento es el resultado del contraste de un extremo al otro en poco tiempo.

Sí versus no

Desde hoy empiezo con la monitorización, seguimiento, observación y estudio de comportamiento dentro y fuera del trabajo. Reacciones. Soluciones. “No” cuando deben ser “sí”. “Sí” cuando deben ser no. Feedback, resultados y otros parámetros que irán surgiendo.

Que comience el (combate) experimento.

Feb
16

Buscando el miedo, de verdad

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle, Mapmakers  //  7 Comments

buscando miedosTodos tenemos miedos. Eso es algo indiscutible. ¿Te has parado a pensar en cuales sonlos tuyos? Yo llevo unos días pensando en los míos, pensaba que tenía pocos, pero voy dándome cuenta de que tengo más de los que pensaba. Vulnerable al mismo tiempo que fantástico.

Para algunos son miedos en forma de frustraciones, para otros son complejos, comportamientos o fobias. Miedos que arrastramos desde la niñez o desde que somos más adultos. Los hay emocionales, más intelectuales, físicos e incluso surrealistas o ficticios. Miedos más grandes o más pequeños. A lo mejor son animales o el hombre del saco. Son enfrentar relaciones personales o laborales. Más creíbles o más increíbles. Sin embargo, son todos miedos. Busco esos miedos.

Estoy preparando mi próximo experimento y me gustaría contar con tu participación. Necesitaría que respondieras a esta pregunta: si tuvieras que enfrentar el miedo que más necesitas vencer; ¿Cuál sería? Es decir, ¿Qué miedo te aparta de hacer algo importante?

Puedes compartir tu miedo de forma pública conmigo en los comentarios de esta publicación. También puedes hacerlo de forma privada a través de email: isragarcia@standout.es.

Cómo encontrar tus miedos más importantes

He desarrollado una serie de preguntas que pueden ayudarnos a encontrar nuestros miedos más importantes. Justo esos que más necesitamos descubrir y combatir.

  • ¿Qué es aquello que nos detiene desde hace tiempo?
  • ¿Qué es aquello que siempre has visto como un obstáculo que nunca te has atrevido a saltar?
  • ¿Cuantos y qué temores nunca tratamos de compartir con otras personas?
  • ¿Qué es lo peor que podría pasarnos si nos lanzáramos hacia eso que hemos estado pensando en hacer durante mucho tiempo pero nunca hemos tenido el valor a hacer?
  • ¿Cuál es el miedo que más nos preocupa de todos?
  • ¿Qué temor tratamos de evitar por todos los medios?
  • ¿Qué fracaso nos aterroriza tanto?
  • ¿Cuáles son los pavores más llamativos, espeluznantes e inquietantes de todos los que hemos obtenido?

El experimento, un desafío al miedo

Busco conocer esos miedos, sé que es algo bastante personal e íntimo, eso es lo que más me excita. Es una tarea para personas atrevidas e intrépidas. Personas que buscan sobresalir de si mismos y convertirse en la mejor versión de ellos mismos. Estoy retándote a que compartas conmigo, y con otros de forma pública, o privada solo conmigo, eso que más te atemoriza. Esto será la base de mi próximo experimento, prometo honrar tus miedos.

Si estás dispuesta/o, espero tu miedo, Quedas desafiado/a.

Photo credit: monfa.

Ene
30

Experimento 20 días sin mentir: informe final

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  8 Comments

20 días sin mentirEl sábado llegué al final del experimento 20 días sin mentiras. En realidad, viéndolo con perspectiva, el experimento trataba de intentar permanecer viviendo 20 días sin mentir. No mentiras externas, no mentiras internas. Este es el informe final donde voy a explicar los resultados finales. Un informe que complementa el que publiqué en el meridiano del experimento.

Este es un informe dividido en diferentes secciones para una mejor comprensión.

Contexto del experimento

El objetivo de estar 20 días sin mentir era:

  • Demostrar si es posible o no localizar el tipo de mentiras que decimos al exterior y las que dejamos en el interior.
  • Comprobar si se puede ser totalmente honesto y no mentir ni una sola vez, refieriéndonos a las mentiras blancas.
  • Observar, analizar y trabajar las reacciones (internas y externas) que podrían derivar del experimento.

Qué se buscaba aprender:

  • Ser más consciente sobre los momentos en los que mentimos.
  • Ganar honestidad con uno mismo. Ganar aceptación pura.
  • Lograr un mayor domino del “no”.
  • Vivir más auténtico con uno mismo y con el alrededor.
  • El impacto de no mentir versus el impacto de mentir.

Cómo ha sido llevado a cabo:

  • A través del siguiente cuadro de mando. (Contiene los resultados de cada día)
  • Midiendo, monitorizando, anotando y trabajando, los resultados diarios incluidos en el cuadro de mando.

Cómo puede ayudar a otras personas:

  • Realizando una auto-crítica accionable sobre si vedaderamente no mentimos como decimos o si nos engañamos a nosotros mismos como de costumbre.
  • Encontrando esas pequeñas trampas que a diario nos minimizan como personas y profesionales.

¿Cuáles fueron las motivaciones para realizar el experimento?

  • El crecimiento personal y profesional.
  • Modificar patrones de comportamiento y actuación.
  • Seguir perfilando el estilo de vida.
  • Lograr una nueva técnica de alto rendimiento.
  • Seguir explorando márgenes.

Descripción

Qué tipo de preparación necesitas para realizar el experimento 20 días sin mentir:

  • Ninguna específica.
  • Honestidad.
  • Consciencia.
  • Auto-crítica y auto-evaluación.
  • Métricas objetivas (ver cuadro de mando)
  • Disponer de al menos 30 minutos diarios para la revisión.

Riesgos a destacar:

  • Posibles confontaciones con otras personas.
  • Ambigüedad.
  • Malentendidos y malasinterpretaciones.
  • Diferencias notables con otras personas.
  • Dilemas éticos y morales.

Métricas (representadas en el cuadro de mando):

  • Número de mentiras totales: 45 mentiras.
  • Tipos de mentiras (métrica cualitativa)
  • Número de personas con las que han habido interacciones: 504 personas.
  • Número de interacciones resultantes con el total de personas: 884 interacciones.
  • Reacciones internas / externas (métrica cualitativa)
  • Tentaciones (métrica cualitativa)
  • Observaciones (métrica cualitativa)
  • Feedback (métrica cualitativa)

Aprendizaje válidado 20 días sin mentir

Descubrimientos primarios 20 días sin mentir:

  • Tan pronto como las personas dejan de mentir por completo, se puede lograr un mayor aceptación de quiénes son ellas mismas. Así como la aceptación de otras personas y cirncustancias.
  • A menos mentiras, más empatía.
  • La mayoría de personas que dicen que no mienten y son honestas, se están creyendo una historia que en parte es una mentira, no es real. Es muy posible que esas personas mientan menos que otras, pero sí mienten. La clave es la etimología de la mentira. El tipo de realidad que ver y cómo encajan las cosas para que esa mentira pase desapercibida.
  • Las personas que reconocen mentir en ocasiones, lo admiten y tratan de solucionarlo, son personas más honestas, dignas y auténticas que las personas que dicen no mentir en absoluto.
  • Reconocer la mentira al mismo tiempo que sale y hacer el ejercicio en público, ayuda a crear una conexión más genuina con la gente del entorno. Además de ayudar a que la gente confíe más.
  • Las mentiras más duras son esas que no vemos. Esas que llevan toda una vida dentro de nosotros. Las que vienen de familia, educación, sociedad, la publicidad. Son las mentiras que no huelen a mentiras, sino a realidad. Son las mentiras más peligrosas y complejas.
  • Puedes no mentir y decir lo que piensas sin perder la elgancia. Sin embargo, hay otras ocasiones más emocionales, más espontáneas donde es fácilmente ocasionar molestias o disgusto.
  • Cuando no se miente, se puede distinguir con más claridad cuando otras personas mienten.
  • El número de mentiras está relacionado con el número de personas nuevas con las que interactues.

Descubrimientos adicionales

  • Se comunica de forma más simple y entendible.
  • Se presta mucha más atención a las personas con las que uno se relaciona.
  • Al principio se pierde cierta fluidez en el lenguaje, expresión  y el enganche de momentos que relatan historias.
  • La tentación a decir mentiras piadosas mientras expones o presentas un tema es mucho mayor. Porque ese tipo de mentiras responden a detalles que a menudo pasan desapercibidos.

Limitaciones:

  • No se pudo extrapolar las reacciones con otras personas que podrían estar en la misma situación.
  • Sería interesante poder ver este experimento aplicado a más personas. Esto ayudará a comprar resultados y comportamientos.

Observaciones

Resultados esperados:

  • Se puede vivir con cero mentiras. Cero de verdad.
  • Mentir está dentro del ser humano, esto tiene muchos matices. No la mentira mala, amarga, traicionera y desleal. Sino la mentira cortés, la noble e íntegra. Es la mentira solidaria.
  • Se miente más de lo que uno cree.
  • Mentimos para no incomodar, para no molestar o no ser vistos como personas indeseables o poco amistosas. Mentimos para encajar.
  • Hay personas escépticas que creen que no es posible vivir sin mentir.
  • No se encontró a ninguna persona que realizará una anotación cada vez que miente.

Comportamientos

  • Cuando no mientes recibes mejores inputs.
  • Estás más tranquilo, no hay apenas perturbación en la mente.
  • La sensación de liberación y paz (sobre todo interior) es máxima.

Siguientes pasos

A partir de estos 20 días sin mentir:

  • Rectificar en público cada vez que diga una mentira.
  • Obligarme a no “quedar bien” y a no ser demasiado “cortés” cuando serlo implique mentir.
  • Nombrar cada situación repetida en la que miento. Identificar ese patrón, averiguar el origen y entonces, eliminar la mentira.

Photo credit: Sr. X.

Ene
20

11 días sin mentir – experimento

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  10 Comments

Ayer llegué a los 11 días sin mentiras. Vivir sin mentir durante 20 días, ese es el experimento que estoy realizando.

Aquí encontrarás un pequeño informe sobre lo que ha sucedido en esta primera fase del experimento.

Descubrimientos

Estos son los hallazgos obtenidos a raíz de lo primeros 11 días sin mentiras:

  • Cuando tratas de eliminar la mentira, sucede que sientes una fuerte inclinación a ser más honesto. Serlo de forma abierta y no buscada, si no más decidida y voluntaria.
  • Ha llegado un momento en el que te ves a ti mismo pensando durante 2 segundos si tienes una duda sobre lo que vas a decir. Quizá porque entonces es como si fueras a decir una mentira.
  • En parte, te vuelves más vehemente porque cuando dices todo lo que piensas, lo expresas como lo piensas. Esto es un descubrimiento que estoy disfrutando.
  • Pensar algo y decirlo tal cual lo piensas, en ocasiones puede resultar incluso preocupante al principio. Sin embargo, una vez sorteas el obstáculos varias veces, se hace liberador y necesario.
  • Sucerde que con bastantes personas, sobre todo si no saben que estás en medio de este tipo de experimento, ser más honesto se convirtte en ser más maleducado.
  • Cuando cuentas lo que realmente sientes y no lo que otras personas quieren escuchar, sucede algo que no esperaba. La gente se abre y conecta más y mejor contigo.
  • Al intentar vivir sin mentir, los actos reflejos, reacciones y comportamientos inconscientes son más difíciles de prever y entonces manejar. Ya que la primera reacción del cerebro es mentir de forma que no quedes compemetido, riduclizado y estés a salvo.
  • De todas las mentiras que he dicho, el 90% del total de las mentiras iban sobre quedar bien enfrente a una persona.
  • Es más difícil mentir a un grupo de personas que a una persona. Sin embargo, cuando logras ser honesto y reconoces abrtamente que has mentido delante de un grupo de personas, la sensación de liberación es mayor. A más riesgo, más miedo. A más aceptación ante mayor riesgo, más transformación.
  • Escribir y hablar es más fluido, suena más auténtico y conecta más cuando consideras cero mentiras piadosas.

Aprendizajes

El experimento puede ser más o menos enriquecedor, podrá fallar o no salir como esperabas. No importa, siempre seguiárs llevándote habilidades, experiencias y aprendizajes distintos:

  • He aprendido a dejar de justificarme cuando miento porque estoy haciendo el experimento, es una excusa.
  • Se puede mentir sin mentir. En ocasiones omitir es una forma de mentir. Callar es una forma de mentir, no decir es una forma de mentir. Obviar es una forma de mentir.
  • Rectificar antes de decir la mentira es posible con un poco de práctica, atención y consciencia. Lo he logrado hacer en al menos doce veces. Incluso algo más poderoso, invertirla y decir la verdad opuesta que tienes en tu mente.
  • Cuando sigues las cosas cómo las percibes y entonces quieres expresarte, puede parecer crudo lo que sueltes. Puedes tratar de suavizarlo y pensar “¿Estoy mintiendo?” o puedes seguir con el plan.
  • En estos 11 días he logrado aprender que una cosa es la mentira y otra la historia en tu cabeza. Una cosa es lo que piensas y otra diferentes es cómo lo ves.

Progreso y seguimiento

En este cuadro de mando, encontrarás el seguimiento diario que estoy llevando con el experimento vivir sin mentir durante 20 días. Este es mas cualitativo que cuantitativo. Hay apreciaciones íntimas, profesionales, cotidianas y mundanas.

Es bastante personal, no voy a negar que eso me incita a hacerlo público. Me permite vivir más en paz conmigo mismo, aceptándome y apreciándome tal y como soy. Además de ser honesto contigo, por tu atención y compromiso, lo mereces. Qué bueno sería que todos nos liberarámos un poco. Más vulenrabilidad amigas y amigos.

  • La evolución de las mentiras guarda relación con las personas que me rodeo. He sido más propenso a mentir con gente nueva que con gente que ya conozco.
  • Es más probable mentir cuanto más tiempo pasas con una misma persona. Más que si vas “saltando” de persona en persona.
  • El feedback que recibes a diario cuando no mientes es más significativo, las personas se abren y no te mienten -piadosamente – tampoco.

Conclusiones de vivir sin mentir

vivir sin mentirComo punto y seguido…

Han habido conflictos directos con clientes, por no “quedar bien”. El trabajo colaborativo ha funcionado con más tensión, porque lo que dices o haces podría no ser gustadoa más abiertamente que nunca. En las relaciones y en lo personal ha dado pie a momentos muy delicados. Dudo entre si estar contento o no, porque hay pocas que han aprovechado la oportunidad, el otro día lo comentaba entre un grupo de amigos y ellos argumentaban que esta forma es incluso más violenta para quien pregunta que quien responde.

En realidad no veo un gran abismo de cambio entre antes de comenzar el experimento y mientras estoy sumergido en vivir sin mentir. He preguntado en personas que han estado a mi lado y en sus palabras, no ha habido una gran diferencia. El instinto me dice que la razón es que cuando desde dentro sabes lo que eres, con todo lo bueno y lo malo que viene en ello, da igual la dificultad, necesitas algo que vaya en tu contra más radical. En eso trabajaré para futuros experimentos.

Lo que si veo como una ventaja total es la prueba de serte fiel a ti mismo. Vivir sin mentir, no miento tanto como pensaba, pero si hay espacio para ser más honesto con uno mismo.

Ene
9

Experimento 20 días sin mentiras

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  11 Comments

experimento 20 dias sin mentirasImagina vivir sin mentir, algo complicado, más de lo que pensamos. Un estudio de la Universidad de Massachussets demostró que en menos de diez minutos somos capaces de mentir al menos tres veces. Piensa cuanto podemos mentir de media en un día. Qué clase de mentiras, a quién, en qué contexto, con qué pretexto, con qué efectos posteriores. Cuando empecé a pensar sobre esto, quedé enganchado. Sí, fascinado con la idea de realizar un experimento donde intentar vivir, trabajar, viajar o convivir, durante 20 días, sin mentiras.

Preguntas

¿Podría reconocer la mentira? ¿Estar un solo día sin mentir? ¿Una hora? ¿Una semana?

¿Qué pasa cuando solo dices lo que para ti es la verdad o lo que realmente piensas? ¿Cómo afecta esto a otras personas? ¿Y a uno/a mismo/a?

¿Cómo reacciona tu mente ante un dilema moral a la hora de mentir o decir la verdad cuando sabes que no mentir te meterá en problemas o dañará a alguien?

¿Qué otras habilidades puedes desarollar cuando te esfuerzas en no mentir? ¿Qué es lo que logras extraer? ¿Cómo te cambia a ti y a tu personalidad?

¿Cómo de vulnerable puedes volverte?

Solo formulando estas preguntas ya dan ganas de empezar con el experimento.

Vivir sin mentiras

¿Es viable una vida sin mentiras? Había un supuesto precedente, el de Cathal Morrow, un periodista Inglés que en 2008 anunció que iba a estar un año entero sin mentiras. Esto sería su próxima novela “El Kant Completo”, basada en su año sin mentir. He buscado y su blog ya no está activo. He ido encontrando extractos de lo que parece que fue esa novela. No he podido encontrar el libro por ningún sitio, por lo que tampoco he podido averiguar con certeza si logró su objetivo. Hay algunas críticas al respecto. No es de extrañar, es un tema que sacude al statu quo y a los escépticos.

En mi caso, voy a empezar hoy, no sé si lograré aguantar 20 días, pero si sé algo con toda certeza, voy a probarlo. Testearé cada día. Analizaré y mediré parámetros. Anotaré comporamientos, conductas y reacciones. Estoy decidido.

Cómo llevarlo a cabo

Crearé un cuadro de mando donde seguiré el progreso de los siguientes parámetros:

  • Tentaciones.
  • Número de mentiras.
  • Tipos de mentiras.
  • Reacciones internas.
  • Reacciones externas.
  • Observaciones y feedback.

Desde luego no voy a ocultarme, ni esconderme de nada o nadie. Afrontaré cada día con absoluta normalidad. De hecho estos próximos 20 días son bastante movidos. Empezando mañana en Manacor, luego Madrid, Sevilla, Burgos, Alicante, Madrid, de nuevo Alicante, Valencia, etc. En todos estos lugares estaré interactuando profesionalmente con otras personas y empresas. Intrigante al mismo tiempo que inquietante.

Somos algo mentirosos

Todos mentimos, bastante, mucho o demasiado. Decir que mentimos poco es muy optimista y poco real. Siempre hay una pequeña mentira, cuando aparece, va otra pequeña, luego otra y otra, y otra. Son mentiras pequeñas y “blancas” (o mentiras piadosas). La cuestión es que o dejan de ser mentiras que van creciendo y creciendo hasta convertirse en jugosas, calóricas y desproporcionadas hamburguesas cocinadas en una casa de comida basura. Las pequeñas mentiras crecen hasta tomar la dimensión de una bola de nieve. Este es un estudio de University College of London bastante significativo al respecto.

Otra de las razones por las cuales empiezo este experimento tiene que ver con Burning Man. Cuando estuve allí, Tucho, uno de mis compañeros de campamento, me habló de vivir sin mentiras. Explicó que estuvo en un taller de una pareja de emprendedores de Silicon Valley que no mentían. Cada vez que lo hacían pagaban 100 dólares. Me pareció algo fuera de lo común. Raro. Pienso que cualquier cosa rara y hasta incomprensible, debe ser perseguida.

Empecemos. ¿Alguna pregunta?

Ene
8

Aprendizajes obtenidos de las Constelaciones Familiares

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  2 Comments

Ayer estuve en Xàtiva (Valencia) realizando mi primera sesión de Constelaciones Familiares con Carlos, un Constelador. Las denominadas Constelaciones Familiares fueron inventadas y desarrolladas por Bert Hellinger. Se refiere a un método de trabajo creado para descubrir los enredos familiares insconscientes. En muchas ocasiones, nuestro caracter, comporamiento, conducta, forma de pensar, incluso enfermedades, están ligados a esos vínculos familiares. El fin es darle una lógica y orden a estos vínculos que no vemos ni conocemos para así entenderlos y poder sanarlos. Aquí puedes encontrar información más y mejor detallada.

constelaciones familiares aprendizajes y experiencia

Aprendizajes de las Constelaciones Familiares

Esto es lo que aprendí en mi primera sesión. Esto es lo que me llevo de la experiencia y el resultado de dos horas de trabajo personal:

Sobre el perdón

No tenemos que perdonar a nadie. No somos quién para conceder ni pedir perdón. Cuando perdonas te pones por encima de la otra persona. Cuando recibes perdón te colocas por debajo.

Perdonar es otra forma (más sutil) de juzgar a otras personas.

El perdón (otorgado y recibido) es una práctica malentendida y engañosa, porque en la mayoría de veces perjudica al que lo recibe y al que lo da. El que lo recibe: no necesita trabajar aquello en lo que falló y se absuelve de responsabilizarse por la acción y/o resultado. Además de buscarlo como vía de escape a un problema, obteniendo una especie de gratificación instantatena. El que lo entrega: en la mayoría de las ocasiones se vende barato. Cede culpa a cambio de evitar problemas más serios. Olvida presuntamente un hecho que no se borra y que permanece y va mermando la confianza.

Acción: dejar el perdón a un lado, el dado y el recibido.

Sobre la visión del mundo

Nuestra realidad es nuestra realidad. Ésta varía con el paso de los años y las experiencias. Tu realidad hoy era diferente a la de hace cinco años y será diferente a la de dentro de siete años. No es el que el mundo o las personas cambien. Es que tu percepción varía y se modifica debido en un 95% a nuestra mente. Es el conflicto entre la mente y el mundo cómo es, aquello de lo que necesitamos ser conscientes.

Las cosas son porque son. No porque tu las ves como son y entonces son así. Tu familia es como es, no es como tu piensas que es. Es cuestión de aceptación, realidad y honradez, más que de perdón o comprensión. Ni siquiera empatía.

Cuando logras ver lo que sueles ver desde una perspectiva diferente, con información fresca. Esto cambia tu percepción sobre sea cual sea la situación, persona o cosa.

Acción: no juzgar las cosas porque tu crees que son así. Aceptar y entender que son diferentes a lo que tú percibes como correcto y  sigue estando tan bien cómo cuando es cómo piensas que debe ser.

Sobre la apreciación y la honradez

Es algo que debemos de corazón a nuestra familia, a nuestros amigos, a nuestros trabajadores, proveedores o clientes. Cualquiera que haya depositado esfuerzo, tiempo o dinero en nosotros merece nuestra más profunda y sincera honra. No de palabra, sino de afecto. Prueba a expresar tu apreciación auténtica a todas estas personas. Ve y muéstrasela. Verás como esa mochila que llevas a las espaldas va desapareciendo a medida que muestras tu honradez a las personas que te importan y les importas.

Acción: necesitamos (y necesito) abrirlas el corazón hacia lo que otras personas hicieron, han hecho y hacen por nosotros.

Primera experiencia vital de 2017

2017 empieza con una primera experiencia vital cargada de enriquecimiento y crecimiento en un entorno tan importante como el familiar.

Seguimos dibujando.

Photo credit: Aula Balear de Gestalt.

Dic
20

20 días de ayuno: fin de experimento

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  6 Comments

20 días de ayuno - el experimentoExperimento finalizado. El sábado llegué al día 20. El final de la tercera fase de 6 días de pruebas. El último paso del experimento 20 días de ayuno.

Escribo este post / informe con el fin de tratar descubrimientos, aprendizajes, complicaciones, observaciones, conclusiones y limitaciones. No solo de los útimos y restantes 6 días, sino del experimento en su totalidad.

Descubrimientos

Descubrimientos y en algunos casos, su asociación más científica de esta última parte de los 20 días de ayuno:

  • Piel tersa y suave, cero acné. Esto está ligado a la reducción de los estresores cognitivos que el ayuno causa.
  • Cuanto más avanzaban los días en ayuno mejor dormía. He pasado de una media de 78% de calidad de sueño antes de empezar el experimento, a una media de 91% en la última semana de experimento. Esta es la razón científica.
  • La media de distracciones ha bajado de seis al día en la segunda fase, a 3 al día en el último periodo.
  • El número de tareas e hitos ha aumentado levemente en esta última fase. De 19 a 20 hitos de media al día.
  • La jornada media de trabajo fue de 4:16 horas al día. Frente a las 4:22 horas de la segunda fase del experimento.
  • A medida que he ido adentrándome en la última fase, el apetito era prácticamente inapreciable. No recuerdo ni un solo momento donde pasara hambre.
  • Cognitivamente me he sentido más lúcido que nunca. Esto es gracias a las ventajas neuro-protectoras del ayuno.
  • Mi capacidad para retener aprendizajes y recordar cosas que antes olvidaba en horas ha mejorado. He ido haciendo pruebas con libros, vídeos, audios. Recordaba las paginas, las frases, los aprendizajes, los detalles. Incluso aunque estuviera haciendo otra cosa al mismo tiempo como por ejemplo escribir mientras escuchaba un podcast. Explicación científica.
  • He logrado entender mejor las señales que mi cuerpo envía cuando debo comer. Esto es debido a la correcta regulación de hormonas que el ayuno prologando causa.

Aprendizajes

Esto es algo de lo que he aprendido en la última fase de los 20 días de ayuno:

  • Sé que puedo vivir perfectamente con una sola comida al día, puedo poseer la misma energía que una persona que hace seis comidas al día. Esto es poderoso.
  • Puedo permanecer entre 24 y 48 horas sin tener hambre en absoluto.
  • Tan pronto como mi estómago está vacío, puedo concentrarme más y mejor.
  • El ayuno me ayuda a vivir en el presente. Es potente y bello. Además noto un estado de “flow” más constante que de costumbre.
  • Comemos más de lo que debemos. El cuerpo puede auto-alimentarse de forma muy sabia e intligente.
  • Los entrenamientos que he realizado durante el ayuno me han ayudado a lograr una más efizar resistencia anaeróbica.

Complicaciones

Desventajas e imprevistos de los 20 días de ayuno:

  • Después del ayuno, tolero cero el trigo. Mi estómago se queja enseguida.
  • Cualquier cosa que sea química y no natural, no me sienta bien del todo.
  • Apenas tengo apetito. No me apetece comer mucho.
  • Me cuesta elegir que voy a comer cuando estoy fuera de casa. Incluso en casa me cuesta comer y no pasar con zumos, cremas o sopas.

Ventajas

Beneficios de los 20 días de ayuno:

  • Me está ayudando a corregir el desorden alimenticio que sufría cuando salía a comer fuera con gente. O cuando tenía mucha hambre.
  • Antes de comenzar el experimento, debido a los esfuerzos físicos, tensiones y vida intensa, tenía algo de inflamación en riñón y e intestino. Después de comprobarlo, las inflamaciones han desaparecido. Esto es gracias al reseteo del sistema inmne que el ayuno supone.
  • Después de analítica, los niveles de presión arterial han mejorado.
  • Los niveles de colesterol están es su estado óptyimo según la analítica.
  • El nivel de azucar en la sangre es el mejor que he tenido nunca según mi biomédico, bastante impresionante dice. Lo cual me ayuda a ser más resitente a la insulina.
  • Cómo los niveles de insulina bajam de forma tremenda, quemo grasas de forma más rápida de lo habitual.
  • Después de los análisis los niveles snguíneos de hormona de crecimiento se han multiplicado por tres. Esto según el doctor Juan Rubio, me ayudará a quemar grasa más rápido y ganar músculo de calidad.
  • Me alimento de forma más pausada que antes.
  • Tomo mayor consciencia a la hora de elegir lo que como, aunque pudiera tener hambre o ser una decisión más irrracional.
  • Debido al ayuno, mis emociones están más estables que nunca.
  • No necesito ir anotando todo como haica antes. Los aprendizajes flyen mejor. Las cosas se quedan dentro de mi mente con más facilidad.

Progreso y resultados últimos 6 días

Aquí está de nuevo el cuadro de mando, esta vez al completo con toda la información de los 20 días de ayuno del experimento.

  • He perdido un total de 8% de grasa corporal en todo el cuerpo.
  • La circunferencia de la cadera se ha reducido en un 5%.
  • La tasa metabólica ha incrementado en un 8%, lo que significa que quemo grasas de forma más ágil.
  • El peso osciló entre 63,5 kilogramos y 64,8 kilogramos.
  • He podido practicar más deporte que incluso la setgunda fase del experimento.
  • Cero colpasos o momentos comprometidos.

Observaciones

Noto como si mi olfato, mi escucha e incluso mi visión se hubieran desarrollado. Es una nocóin que siento a medida que avanzan los días.

Mis habilidades de escucha son más afiladas, escucho mejor y puedo detenerme en cada palabra que otra persona está diciendo.

Mi pensamiento  es más consciente, lo cual me ayuda a responder de manera más precisa y rápida. Es como si tuviera dos segundos más extra para poder actuar.

El tiempo pasa más lento, lo aprecio más aun.

Los sonidos son más marcados.

Todo parece como más realzado. Los colores que veo, los sonidos que escuho, los pensamientos en mi mente. La conexión con mi cuerpo y con el entorno.

Es como una droga, pero en su versión más natural, saludable y sostenible.

Conclusión

Siento que este experimento ha supuesto un nuevo nivel en mi vida.

Limitaciones 20 días de ayuno

El fin de este experimento es poder ilustrar que sucede cuando permaneces 20 días sin comer nada sólido y alimentándote de agua alcalina, superalimentos, infusiones o tés. Incluyendo zumos naturales y en algún caso proteína natural. Comprobar cómo reacciona tu mente y tu cerpo. El estado de tus emociones e intelecto. Qué sucede en tu dimensión espiritual. Es un test hacia una mayor consciencia, un mejor entendimiento de cosas que podrías no haber considerado. Un camino hacia mejorar el estilo de vida que la ultraproductividad logra. Una forma de lograr un más alto rendimiento.

En ningún caso recomiendo, insto o aconsejo a alguien a realizar este tipo de experimentos, sin un trabajo previo. Sin un cuidado, monitorización y seguimiento exahustivo. Cuando conoces tu cuerpo y tu mente puedes lograr cosas grandiosas. Cuando sabes que puedes ir más alla y sabes (más o menos) cómo ir, hay que ir. Sí por lo contrario, no estás ahí todavía, primero trabaj en ti, en tu interior, en sobresalir desde dentro. Hay otro tipo de experimentos para hacerlo.

Dic
12

14 días de ayuno – experimento

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  8 Comments

Hoy entro en el día 15 del experimento ayuno 20 días. Lo cual significa que ayer el experimento sobrepasó la barrera de los 14 días. Desde la pasada actualización, al cumplir el hito de los primeros 7 días, puedo concluir que ha sido una semana enriquecedora, larga e interesante.

En esta actualización a modo de breve informe, pretendo compartir lo que he descubierto, aprendido y concluido en esta segunda fase de otros siete días.

experimento ayuno

Muestra cuadro de mando experimento ayuno 20 días.

Descubrimientos

En esta sección detallo los hallazgos que he ido encontrando en estos últimos 7 días del experimento ayuno 20 días.

  • He logrado dismiuir las distracciones de forma considerable respecto a los siete primeros días. De una media de dieciséis distracciones al día, a seis al día. Justo cuando más extremo he sido con el ayuno. Mi mente ha permanecido más despejada y focalizada.
  • El número de tareas y objetivos cumplidos también ha aumentando positivamente. He pasado de lograr una media de 13 hitos al día en la primera fase del experimento. A 19 al día, como media en esta segunda fase. Esto me da que pensar que cuanto mayor y más fuerte es la restricción, mejor trabaja la mente y el cuerpo. Más alerta, más alineado. Por supuesto, también es debido a eliminar las paradas para alimentarme.  Aunque eso no significa que haya trabajado durante más tiempo, sino mejor. Explicado en el siguiente punto.
  • La jornada media de trabajo ha sido de 4:22 horas al día. Esto frente a la jornada de trabajo de la primera fase, 5:15 horas. Antes de empezar el experimento la media de horas de trabajo diario,  estaba entorno a las 6:35h.
  • El estado “hambre” no ha aparecido hasta ayer noche cuando me encontraba en ópera. Imagino que fue una “hambre” inventada por mi mente. Digo esto porque estar 3:45 horas sentado, disfrutando de una sola cosa, es un ataque frontal a la mente. Si hubiera tenido el agua alcalina, no creo que hubiera experimentado esa sensación. Sin embargo, lo admito, tuve hambre, quería comerme una pizza. La pregunta es ¿quién quería comerse esa pizza, mi mente o yo? Extra: eso no sucedió.
  • He sentido cero ansiedad, atracción o frustración por la comida. Al contrario, me siento más alegre, de mejor humor y con más confianza. Esto es debido a que neuro-químicamente, el ayuno incrementa los niveles de catecolaminas como la dopamina.
  • El ayuno aumenta el número de las células en el cerebro. Lo cual permite que el mejor músculo que poseeemos (o el segundo mejor) trabaje mejor.
  • El ayuno prolongado induce a la autofagia neuronal (algo como “auto-alimentarse”). Una especie de reciclaje que hacen las células con los desperdicios. Autoregulan procesos de perdidas y se reparan a si mismas.
  • Aprecio más los olores y las texturas de los alimentos. Así como las formas, es como estar más consciente sobre la comida. A pesar de que todavía no haya comido. Veremos al comer en el día veinti uno.

Aprendizajes

Además de descubrir hechos interesantes, he aprendido muy buenas lecciones:

El ayuno, por naturaleza es, dejar a un lado las necesidades esenciales para entrar en más altos escenarios de significado.

Cuando el ayuno es prolongado lo que sucede es que estás decidiendo no comer – aunque estés hambriento. No hay nada más fundamental para sobrevivir que comer. Consecuentemente, cuando aprendes a controlar lo que comes, desarrollas la habilidad de controlar otros hábitos o aspectos contidianos menos fundamentales e inclusoo a menudo destructivos.

Te das cuenta cuando realmente tienes hambre y cuando no. El apetito de verdad y no cuando comes por distracción, por matar el tiempo o por capricho. Y eso que todavía no me he llevado a la boca nada sólido.

Con el ayuno, estoy dándome cuenta, mucho más rápido de las incongruencias que encuentro en mi vida y a mi alrededor. Interacciones desafortunadas, actos enrevesados de estupidez, pequeños fallos que suelen pasar desapercidbidos. Ir por el camino equivocado, segundas y hasta terceras intencios. Es como poner bajo un microescopio a tu sistema cognitivo y espíritu.

Progreso y resultados últimos 7 días

He decidido compartir contigo el cuadro de mando sobre el que estoy trabajando. Donde monitorizo, mido y analizo el progreso del experimento ayuno 20 días. Puedes verlo y seguirlo a diario aquí. De manera que tú mismo/a podrás extraer tus propias conclusiones sobre resultados y avances. Además de permiritme ser más transparente contigo.

Algunos hechos a destacar:

  • He endurecido el ayuno, pasando de un ayuno más alimenticio con zumos, a un 90% del total con agua alcalina.
  • He conseguido hacer más deporte que la semana anterior. Cortos y no exigentes.
  • El peso ha seguido bajando hasta una cifra histórica, que recuerde. 63,5 kilogramos a día de hoy.
  • Hubo un día de colpaso, al amanecer el día número diez. Lo pasé realmente mal cuando desperté, una sensación como ninguna otra había tenido nunca. Tomé zumo, frutos secos y media rebanada de tostada de pan de centeno con aceite de olvida y el cuerpo volvió a funcionar. Sentí que mi cuerpo lo necesitaba o estaría en problemas de verdad. Pase de muy mal a muy bien. Desde entonces no he vuelto a tener ninguna recaida.
  • El deporte es algo que he debido practicar en muy poca cantidad como se puede observar en el cuadro de mando.
  • En lo personal puedo adaptarme a cualquier cosa. Sin embargo tengo la fortuna de estar acompañado por una bandolera que me lo está poniendo muy fácil. Adatándose al experimento y a mí de una forma fantástica  y asombrosa. No puedo más que agradecerle estos disgustos.

Conclusiones

Como conclusión de aprendizajes y descubrimientos del experimento ayuno 20 días. En estos 14 días acumulados:

  • Siento más auto-control que de costumbre, y más confianza.
  • Noto que mi fuerza de voluntad se ha multiplicado por cien. Siento que ya era alta, ahora ha explotado. Solo por esto, ya ha merecido la pena hacer el experimento.
  • Mayor concentración y enfoque.
  • El ayuno es un mecanismo que ayuda a mantener perspectiva en lo que más te importa. Ayuda a andar el camino que realmente quieres andar, sea el campo que sea.
  • Sobre las dimensiones: a nivel mental, me encuentro en un estado de onces sobre diez, cuaklquier cosa que me pornponga hacer, voy directa a ello. A nivel espiritual, las meditaciones son más profundas, la desconexión más prolongada. Nivel emocional, siento todo con mucho más impacto, bueno y malo. A nivel físico, me encuentro en plena forma, a pesar de que no puedo hacer grandes esfuerzos.

Experimento ayuno

Por delante quedan cinco días de experimento. Con trabajo, viajes y enventos como el DemoDay mañana en Cuenca con EOI, o Stand OUT Day el viernes en Madrid. Además de un sábado completo por Madrid, de actividad en actividad. Y bueno, el día a día, que no es poco. Veamos cómo avanza el experimento. Junto a 20 días en silencio, de lo más significante que he testeado.

¿Preguntas?

Dic
5

Experimento 20 días de ayuno

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  4 Comments

ayuno 20 díasEl pasado lunes inicié un nuevo experimento. Uno que tenia en mente desde hace meses y que realmente me tenía expectante y muy interesado en el durante y el después del mismo. Este test consiste en permanecer 20 días sin alimentarme de nada sólido, 20 días de ayuno completo. El experimento ayuno 20 días.

Ayuno 20 días, el experimento

Un nuevo paso hacia los extremos. Una nueva prueba para fortalecer y entender la mente. Un nuevo hito para comprender mejor al cuerpo. Un acercamiento hacia una mayor consciencia.  Una brazada más hacia un más alto y puro rendimiento. Un nuevo “hack” para la ultraproductividad. Un experimento hacia una alteración positiva del estilo de vida, junto a su impacto dentro y fuera del trabajo.

Hoy se cumplen ocho días desde que empecé el ayuno. En este post voy a explicar los objetivos que persigo. Los parámetros que estoy analizando, las métricas que monitorizo. Progreso realizado y los resultados consecuentes.

Objetivos – por qué

He estado leyendo, analizando y evaluando esto durante un tiempo. Estos son los objetivos de mi experimento ayuno 20 días:

Razones más científicas:

  • La restricción de calorías extiende la calidad y esperanza de vida y retarda las enfermedades crónicas que vienen con la edad, ha sido probado en diferentes especies en los últimos años. El mecanismo o mecanismos a través del cual esto sucede todavía no están claros“. – Fuente: The American Journal of Medical Nutrition.
  • El ayuno es un desafío para la mente. Ese tipo de retos, ya sea ayuno intermitente o experiencias vigorosas, son cognitivos para el cerebro. Cuando suceden los neuro-circuitos se activan, los nvieles de factores neutróficos aumentan, esto consigue que las neuronas crezcan, también como la formación y fortalecimiento de sinápsis
  • Los ayunos prolongados mejorar la habilidad de las celulas nerviosas en reparar el ADN“. – Fuente: University of Southern California.
  • No podríamos predecir que el ayuno prolongado tuviera efectos increíblemente positivos en el organismo. En la regeneración de células en sistemas inmonnológico u otras potentes venajas. Cuando estás hambriento, el sistema intenta reservar energía. Una de las tácticas para ahorrar energía es reciclar las células inmunes que no son necesitas. Especialmente esas que podrían estar dañadas. Estamos comprobando, en humanos y animales, que son los glóbulos blancos los que disminuyen con el ayuno. Cuando te sobre-alimentas, esos glóbulos vuelven“. – Fuente: Valter Longo.
  • El ayuno es una forma efectiva de reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares y una fuerte prevención para el cáncer“. – Fuente: The American Journal of Clinical Nutrition.
  • El ayuno refuerza el potencial cerebral“. – Fuente: TEDx talk by Mark Mattson, Chief of the Laboratory of Neurosciences at the National Institute on Aging.
  • Permanecer en ayunas durante tres días podría regenerar el sistema inmunológico entero“. – Fuente: University of Southern California.

Personales derivadas de las razones científicas, y otras no derivadas:

  • Descubrir las consecuencias y resultados de un ayuno prolongado durante 20 días.
  • Mejorar la capacidad de combatir el riesgo. Sobresalir mejor en situaciones de estrés y frustración.
  • Mejorar la producción de proteína en el cerebro (factores neutróficos).
  • Controlar la regeneración de células dañadas en el sistema inmunológico.
  • Acelerar el crecimiento de las neuronas.
  • Estimular el crecimiento de nuevas células.
  • Una mejor adaptación a situaciones y entornos hostiles que no puedo controlar.
  • Lograr una mejor preparación y respuesta a posibles enfermedades.
  • Alcanzar un más profundo grado de consciencia sometiéndome a experiencias más extremas como esta.
  • Comprobar tanto las reacciones de mi mente o cuerpo durante el experiment. Sobre todo al avanzar hacia el meridiano y los últimos días de experimento.

Parámetros analizados – métricas

Esto es lo que estoy analizando en el propio experimento ayuno 20 días.

  • Qué es lo que estoy tomando. En algunos momentos zumos, en otros infusiones, té, miso o súperalimentos, al menos estos siete pasados díaas.
  • Hora de ingestas.
  • Peso.
  • Actividad: deportiva, consciencia (a través de meditación y otras técnicas), bienestar, profesional y lúdica.
  • Descanso: horas de descanso, calidad del sueño.
  • Niveles de energía: bajo, medio o alto dependiendo de cómo activo me sienta.
  • Analítica semanal completa.
  • Tareas / hitos completados diariamente. Lo que es lo mismo, rendimiento.
  • Distracciones diarias.
  • Enfermedades o debilidades.
  • Bajones de tensión.
  • Bajadas de glucosa.
  • Reacciones imprevistas

Posteriormente, una vez terminado el experimento. Continuaré fijándome en parámetros como enfermedades, rendimiento. Colocaré la mirada también en otros nuevos, como la tolerancia a los alimentos o reacciones posteriores.

Estas son a la misma vez las métricas que monitorizo a diario a través de un cuadro de mando que he creado en el excel de Google Drive y que voy completando durante el día.

Alimentación

La idea que tengo en este ” ayuno 20 días ” es ir intensificando a medida que avance el el experimento, de más suave a más agresivo. He empezado por unos primeros siete días no demasiado severos. Este ha sido mi plan de alimentación:

  • Desayuno:
    • Probiótico, mutivitamínico, agua de mar, agua alcalina, colágeno y limón natural exprimido.
    • Súper alimentos: maca, betacaroteno, espirulina, aceita de hígado de bacalao, omega 3-6-9, reishi y ginseng.
    • Infusión: hepática, digestiva y renal.
  • Almuerzo:
    • Zumo: piña, naranja, pepino, calabaza, pera, manzana, zanahoria, agua alcalina, coliflor y brócoli.
    • Una cápsula de carbón activado.
  • Comida:
    • Té kukicha.
  • Merienda:
    • Mismo zumo que almuerzo.
  • Cena:
    • Sopa de miso.
    • Infusiones: mismas que el desayuno.

Extra: en tres ocasiones, viernes, sábado y domingo, tomé un trozo de calabaza,

Siempre acompañado entre dos y tres litros de agua alcalina.

Progreso y resultados primeros 7 días

Esto es algo de lo que destacaría en estos siete días del ayuno 20 días:

Los días que estás fuera de casa es un trabajo más de mente que cualquier cosa. Es fácil sucumbir en una comida con clientes. Cuando estás en el avión en un viaje de más de ocho horas. En la sala de invitados de la aerolínea en el aeropuerto. Con amigos. Sin embargo, es también cuando más mfortaleces la voluntad, la disciplina, la mente. Y cuando más rápido pasa la sensación de peramenecer sin comer. No por hambre, más por vicio.

Mi peso pasó de 72 kilogramos a 68 en los primeros tres días, se estabilizó hasta el sábado que bajó a 67,7 kilogramos y hoy lunes que he despertado en 66,9 kilogramos.

A diferencia del experimento pasado de ayuno solo con agua alcalina, en estos siete días he estado repleto de energía. Ayer incluso asistí a una clase de Bikram Yoga. Pudiendo paracticar con normalidad y sin ningún tipo de mareos o bajadas de energía.

Al no comer durante tantos días sientes una especie de vacío que hace que el día pase más lento. Se hace más pesado cuando pasas de los cuatro días sin comer. Esto es debido a que eliminas esos momentos de inflexión que suponen las comidas. Por otro lado, bien invertido y trabajado, supone un turbo en la ultraproductividad. Sin embargo, debes estructurarte bien, si no es muy fácil que acabes sobrecogido por tanto tiempo para hacer lo que quieras.

Sobre pasar hambre. Ya lo tengo comprobado con este experimento y otros, la frontera de la complejidad está en los primeros dos o incluso tres días. Cuando pasas de ahí, tu mente se adapta a las circunstancias y tu cuerpo con ella. Es como cuando vives una situación de riesgo, incertidumbre o frustración de algún tipo. Si vives con ello dos o tres días, te adaptas y lo digieres para poder sacar el máximo partido de ello. Instintivamente.

Llega un punto en que te das cuenta de que la mente quiere comer por tracción o vicio, no por apetito. Por aburrimiento diriía yo. Es como que la mente toma el control y te llama a comer algo, por el mero hecho de hacer algo. Eso es lo que he notado por los impulsos.

Siete próximos intensos días ayuno 20 días

Ahora mismo están empezando siete días clave. Donde paso a una fase más extrema. Dejaré de lado los zumos y únicamente me alimentaré a base de agua alcalina. La idea es aguantar ya así hasta el día 17 de diciembre. Aunque he marcado primero siete días y evaluar cómo me siento para decidir si continuar en esa línea o cambiar.

En siete días volveré a publicar un informe de estado como este donde mostraré los avances y progresos, así como los obstáculos.

La vida es un experimento

Este es sin duda el experimento más agresivo, extremo y límite al que he sometido mi cuerpo y mente. Veamos que sucederá en estos próximos catorce días que están por venir. Amo hacer de mi vida un experimento. Sin duda, este y otros, son grandes herramientas para seguir despierto, agudizar los sentidos, el instinto, la consciencia e ir mejorando el arte de darte cuenta de las cosas.

Nov
20

Experimento cero excusas: 20 días

By Isra Garcia  //  Experimentos, Lifestyle  //  1 Comment

El jueves pasé los 20 días de experimento 0 excusas. 31 días sin excusas, quejas, lamentaciones, limitaciones, fustigaciones, victimismo o culpabilidad.

0 excusas - el experimento

Aquí las conclusiones y hechos destacados sobre aquello que he ido viviendo cada uno de estos últimos 10 días con cero excusas y venenos:

A destacar en los últimos 11 días

Las quejas siguen gobernando frente al resto de “venenos“. En los resultados más abajo se puede comprobar.

He conseguido pasar días con resultado cero en todas las áreas. Algo que no había logrado en los primeros 10 días.

Algo evidente es que es más fácil llegar a cero si no interactúas con nadie. Aunque esto no es del todo cierto, falta la parte más crítica, nosotros mismos. Puedes no quejarte, no culpa, no colocar excusas en frente de otros, pero si en la soledad de tu propio espacio, te lo haces a ti mismo. Eso es más grave que cualquier otra cosa. En este caso, nunca ocurre dentro, si bien fuera, eso es un gran descubrimiento.

Puedes cambiar quejas por comentarios ingeniosos o soluciones eficientes. Para hacerlo, neutraliza el momento de malestar que antecede a la queja.

Un día sin quejas, excusas, victimismo y toda la lista que ya sabes, es un día maravilloso. Sientes que pasas limpio a otro día, con gloria y gracia. Siempre que seas consciente de que hay que hacer lo que haces de forma plena, agradecida, optimista, digna, justa e imperfecta. Y esto solo es posible, en gran parte, eliminando los 6 venenos que llevaron a realizar este experimento.

En los momentos de tensión, discusión o sucesos que se escapan a tu control. Es cuando más complejo es no caer en ninguna de las seis trampas. Y segundo, al caer, no pensar que la has fastidiado y caer en la negatividad. Es parte del experimento. Algo que sigue agudizándose, es la capacidad para darte cuenta de que estás cayendo en la trampa. Incluso aunque ya hayas caído, el tiempo de reacción es más corto.

Resultados cuadro de mando 11 días

Día 10:

  • Excusas: 1.
  • Quejas: 3.

Día 11:

  • Quejas: 2.
  • Culpas: 1.

Día 12:

  • Quejas: 2.

Día 13:

  • Culpas: 1.
  • Quejas: 2.

Día 14:

  • Cero.

Día 15:

  • Cero.

Día 16:

  • Quejas: 2.
  • Limitaciones: 1.

Día 17:

  • Quejas: 1.

Día 18:

  • Cero.

Día 19:

  • Quejas: 2.

Día 20:

  • Cero.

Esta segunda parte fue mejor que la primera de 9 días. En algunos momentos he podido dejar el marcador a cero.

Sobre el experimento 0 excusas

Algo que descubres cuando haces un experimento como este, es a conocerte más. Saber en que situaciones pueden superarte y empezar a preguntarte por qué. Lamentarte, culpabilizar, ser una víctima, auto-sabotearte o darte latigazos, es una forma de mermar todo tu potencial. Sí, todo empieza por el lenguaje que utilizas y como reaccionas a los imprevistos. ¿Te imaginas una vida sin nada de lo que acabo de mencionar arriba? No será fácil, pero es posible.

Pregúntate ¿Cómo serían 10 días de mi vida sin excusas, ni quejas, ni culpas, o fustigaciones, ni limtaciones o victimismo? ¿Por qué no lo pruebas? En mi caso, voy a seguir no solo 10 días más, sino, lo voy a hacer algo fijo en mi vida. todos los días. 0 excusas (y otras trampas). Creo que es un hábito que merece la pena ser perseguido sin descanso.

Photo credir: loonyhiker.

IG - LA AGENCIA

Libros de Isra

Speaking

Entrevistas / TV

Archivos

Google+